Actualidad

Así será el testamento de Warren Buffett: "Tras mi muerte, la disposición de mis bienes será un libro abierto y sencillo"

El inversor Warren Buffett.

Se acerca el Día de Acción de Gracias y Warren Buffett quiso hacer un gesto de filantropía. El llamado 'Oráculo de Omaha' ha donado recientemente 800 millones de euros en acciones de Berkshire Hathaway a cuatro organizaciones benéficas, según contó en una carta. A su vez, el multimillonario señaló que la donación de su fortuna a la filantropía tras su muerte estará abierta al escrutinio público, aunque el inversor de 93 años afirmó que por ahora se encuentra "bien".

Warren Buffett redactó una carta a los accionistas de su conglomerado para celebrar el Día de Acción de Gracias. En el documento, el magnate estadounidense señaló que "me siento bien, pero soy plenamente consciente de que estoy jugando en tiempo extra". Además, hizo una referencia a la voluntad de su testamento, el cual ha manifestado en varias ocasiones que más del 99% de su fortuna estará dirigida a causas benéficas.

"Tras mi muerte, la disposición de mis bienes será un libro abierto, sin fideicomisos imaginativos ni entidades extranjeras para evitar el escrutinio público, sino un simple testamento disponible para su inspección en el Juzgado del Condado de Douglas (en Omaha, Nebraska, donde reside)", señaló el director de Berkshire Hathaway en la carta y recoge Bloomberg Línea.

Según el Índice de Multimillonarios de Bloomberg, el 'Oráculo de Omaha' actualmente es la novena persona más rica del mundo, con un patrimonio neto de 120.800 millones. Solo este año, su fortuna ha aumentado 13.300 millones. Desde 2010, inició el 'Compromiso de Donación' junto a Bill Gates y Melinda French Gates. Sin embargo, desde el 2006 el inversor ya había empezado a hacer donaciones masivas a la misma fundación de Gates y a otras vinculadas a sus hijos.

Sobre estos últimos, cuyas edades oscilan entre los 65 y los 70 años, son los "albaceas" de su actual testamento, así como los "fideicomisarios" nombrados del fideicomiso benéfico que recibirá su fortuna, según se puede apreciar en la carta.

"En 2006 no estaban plenamente preparados para esta enorme responsabilidad, pero ahora sí lo están", agregó Buffett en el documento. "Al administrar el fideicomiso testamentario, los tres deben actuar por unanimidad. Debido a la naturaleza aleatoria de la mortalidad, siempre deben designarse sucesores. Los estatutos del fideicomiso serán amplios".

Recientes donaciones

En la carta, Buffett señaló que ha donado recientemente 870 millones de dólares, unos 800 millones de euros al cambio, en acciones de Berkshire Hathaway a cuatro organizaciones benéficas, incluida una que lleva el nombre de su difunta esposa.

De esta forma, Buffett donó 1,5 millones de acciones de Clase B a la Fundación Susan Thompson Buffett y 300.000 acciones a la Fundación Sherwood, la Fundación Howard G. Buffett y la Fundación NoVo, según el documento, el mismo número de acciones donadas a cada grupo el año pasado. Hizo la donación tras convertir 1.600 acciones de Clase A en 2,4 millones de acciones de Clase B, sentencia el medio económico.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud