Comunidad Valenciana

La nueva ola de cotizadas valencianas que quieren conquistar los mercados

  • Firmas como Cuatroochenta y Endurance siguen el camino de Facephi
  • Siete empresas de la región forman parte de las 15 del Entorno Pre Mercado
Toque de campana de Endurance.

Después de un continuo repliegue y bajas de empresas regionales en el mercado continuo, en el último año varias compañías valencianas con un perfil radicalmente distinto al tradicional apuestan por salir a Bolsa en mercados secundarios como BME Growth y Euronext para acelerar su crecimiento.

La Bolsa española tradicional, el mercado continuo, se ha convertido casi en un desierto de empresas valencianas en los últimos años. Salvo la histórica Libertas 7, que hace unos meses paso del mercado secundario al continuo, las incorporaciones han venido por el traslado de las entidades financieras catalanas, CaixaBank y Sabadell, a territorio valenciano. En los últimos años muchos referentes valencianos que habían apostado por cotizar ya no están en el mercado: Natraceutical y Natra por adquisiciones o Corporación Dermoestética y Banco de Valencia, que han llegado a desaparecer. O Cleop, que sigue en Bolsa, pero lleva una década sin marcar cambio al estar excluida de cotización tras su concurso de acreedores.

Sin embargo, en los últimos meses la presencia valenciana se ha multiplicado en los conocidos como mercados alternativos bursátiles, los especializados en nichos como las empresas en crecimiento o las socimis inmobiliarias. Hace justo 12 meses que dio el salto al BME Growth (el antiguo MAB) la castellonense Cuatroochenta, una joven tecnológica centrada en las soluciones cloud que saltó al mercado con una valoración de 20,8 millones de euros y un precio de 9,35 euros por acción, que durante las últimas sesiones superaba en un 70%.

Cuatroochenta sigue el camino marcado por Facephi, la compañía alicantina de tecnología biométrica y de seguridad facial que debutó en 2014. En ambos casos se trata de empresas jóvenes, vinculadas a negocios con un alto potencial de crecimiento, pero también con un nivel de riesgo superior al de las grandes compañías cotizadas.

Ese perfil de compañía innovadora y rupturista es también el del último caso de éxito valenciano en el parqué del BME Growth, el de Endurance Motive. Esta compañía valenciana dedicada al desarrollo de baterías eléctricas de litio, que se centra actualmente en abastecer a equipos industriales como carretillas o elevadores de intralogística, quiere aprovechar las oportunidades de todo lo ligado a la movilidad eléctrica. En su primer día cotizando sus títulos se revalorizaron un 56%.

Su presidente y cofundador, Ander Muelas, tiene claras las ventajas de salir a Bolsa. "Para nosotros la primera palabra clave es notoriedad". Según explica, el mero hecho de su colocación el pasado mes de julio les ha permitido un salto comercial para acceder a clientes con los que "si no estás en bolsa no puedes llegar con nuestro tamaño". Además, también supone un importante refuerzo de cara a clientes y proveedores con los que ya trabajan. "Les da mucho confort saber que tienen toda nuestra información pública".

Endurance y Cuatroochenta

La otra clave, sin duda, es la financiación. "En nuestro caso no se trata de lograr fondos para un momento concreto como la salida, sino para tener acceso a esta vía de financiación en el momento que lo necesitemos". Tanto Muelas como el otro cofundador, Carlos Navarro, habían tenido una larga experiencia en el sector fotovoltaico y ya habían estudiado las opciones que ofrecía. "Agiliza mucho posibles ampliaciones para el crecimiento en un sector tan dinámico como el nuestro. Precisamente ese también es otro punto esencial, porque supone muchas oportunidades de cara a un posible crecimiento inorgánico".

Las ventajas que ofrece tener una valoración en el mercado y emitir más acciones para la compra e integración de otras compañías ha sido una de las grandes bazas que ya ha utilizado Cuatroochenta en su primer año en el mercado para crecer. La firma castellonense adquirió poco después de salir a cotizar las firmas catalana Iris Ekamat y Fama System, a las que sumó la colombiana Sofistic en el primer semestre. Una estrategia que también ha utilizado la alicantina Facephi, tanto para crecer en el exterior como para cerrar empresas conjuntas con inversores en otros países.

Para Endurance, el éxito de todo el proceso para llegar a cotizar en buena parte es contar con un buen asesor registrado y trabajar en dotar a la empresa de una estructura financiera y societaria correcta. "En nuestro caso desde el principio optamos por crear esa estructura, para lo que nos ayudó la incorporación de un socio como Tech Transfer", explica el presidente de Endurance.

No sera la última salida de una firma valenciana. Zonavalue, la plataforma de inversión y formación financiera también ultima los pasos antes de su salida prevista para finales de este año. Para ello se ha fusionado con la estadounidense Substrate, una alianza donde la firma presidida por Lorenzo Serratosa mantiene el control con el 60% del capital. Zonavalue entró en el capital de Substrate IA en marzo de 2020, con la adquisición de un 50% de su capital.

La salida a bolsa está prevista en la Bolsa de París en el mercado para pymes EuroNext Growth. La sociedad aspira a una valoración aproximada de 200 millones de euros de capitalización. Estas cifras están basadas en unos ingresos estimados para este año de 7 millones de euros, y un multiplicador de ventas de unas 30 veces. Para ello sigue la valoración que se empleó para el salto al parqué de Aeternal Mentis, firma de software, que cotiza en BME Growth desde principios de verano.

En ese mercado especializado francés ya cotiza una firma de capital valenciano, aunque en este caso se trata de un instrumento de inversión inmobiliaria. La socimi Logis Confort, propiedad de las familias Vila y Pocoví y especializada en activos industriales. En el BME Growth también está presente otra socimi valenciana, Veracruz Properties, en su caso centrada en centros comerciales.

El Entorno Pre Mercado

Aunque la irrupción de estas firmas valencianas pueda parecer una moda, también es la cosecha de años de trabajo del Entorno Pre Mercado que prepara a empresas emergentes para cumplir los requerimientos de los mercados, según explica Fernando Ibáñez, director general de Ética, firma asesora registrada de BME Growth y uno de los promotores de esa iniciativa con Big Bang Angels.

"Actualmente, hay 15 empresas formándose para salir a cotizar. Siete son de la región, dado que el proyecto nació en Valencia, por lo que somos optimistas sobre la posibilidad de que tengamos más cotizadas valencianas en un futuro próximo", asegura Ibañez, que apunta que estamos en un momento idóneo para salir a cotizar ya que "las tendencias económicas van a apoyar los planes de negocio de las compañías, existe mucha liquidez e interés inversor por la innovación".

Ética está trabajando actualmente con dos compañías para su estreno en el BME Growth en 2022, "una biotech y otra de movilidad sostenible", según revela Fernando Ibáñez.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.