Transportes y Turismo

Puente se reunirá con el ministro de transportes de Francia tras acusar de 'dumping' a Ouigo

Óscar Puente, ministro de Transportes.

La polémica del supuesto dumping de precios que está llevando a cabo Ouigo, filial de la operadora ferroviaria francesa SNCF, respecto a sus rivales en las vías españolas, Renfe e Iryo, tendrá un nuevo capítulo esta misma semana en el encuentro que mantendrán el ministro de Transportes español, Óscar Puente, y su homólogo francés, Patrice Vergriete, en el marco del Consejo Informal de Ministros de Transportes de la Unión Europea que se celebrará este 3 y 4 de abril en Bruselas (Bélgica).

El Gobierno español ha desvelado este encuentro, que tendrá lugar tras dos semanas de acusaciones directas al Ejecutivo francés y a las empresas públicas ferroviarias del otro lado de los Pirineos, agrupadas en torno al grupo SNCF. Aunque tanto la exministra Raquel Sánchez como el presidente de Renfe, Raül Blanco, ya habían denunciado las trabas que estaban poniendo las administraciones francesas en cuanto a la entrada de la operadora española en las vías francesas en el marco de la liberalización del sector ferroviario en toda Europa, estas críticas se han intensificado desde que Puente asumió en diciembre su nueva cartera ministerial.

Falta de reciprocidad del gobierno francés

La situación alcanzó un nuevo grado de tensión el pasado miércoles 21 de marzo, cuando en una intervención en la Cadena Ser, Puente protestó públicamente por los bajos precios que están ofreciendo tanto Ouigo como Iryo, que "están perdiendo una cantidad de dinero tremenda por tirar los precios", algo que habría arrastrado a Renfe a "malos resultados". A la compañía francesa la acusó directamente de estar apostando "claramente por el dumping de precios", en referencia a vender sus servicios por debajo de coste, mientras que de la italoespañola Iryo aseguró que se habían visto "arrastrados a esa dinámica de bajada de precios" pese a que "venía a competir en la franja de la calidad".

En aquel encuentro, Puente también se quejó de la "falta de reciprocidad" con Francia, que estaría poniendo "dificultades y trabajas" a la entrada de Renfe en sus vías. "Creo que se está obligando a Renfe a competir con las manos atadas a la espalda. Me preocupa porque es una empresa pública que tenemos que sostener", defendió, al tiempo que criticó a su homóloga francesa, SNCF, de disponer "de todo el pulmón del mundo" y que "está generando unas distorsiones tremendas en el mercado".

Ouigo defendió su inversión en España

Ese mismo día, Ouigo celebró en Madrid una presentación para conmemorar su tercer aniversario en España. En aquel encuentro, su presidente y director de SNCF Voyageurs, empresa de la que depende, Alain Krakovitch, respondió a las acusaciones de Puente tirando de sarcasmo y expresando que "es la primera vez que nos reprochan tener precios bajos". Respecto a la llegada de los trenes españoles a Francia, culpó a Renfe y Talgo de ser los únicos responsables en demorar la expansión de su operativa por "elegir equipos técnicos distintos".

La directora general de Ouigo, Hélène Valenzuela, defendió los beneficios de su operativa y recordó que abonarán hasta 1.000 millones de euros a Adif en concepto de cánones por la circulación de sus trenes. "Hemos puesto a disposición de los ciudadanos un producto de élite, gracias a un modelo de producción sin sobrecostes y de economía de escala, basado en volumen, que funciona si la ocupación es del 90%, algo que ya cumplimos", esgrimió.

Puente se calienta con Ouigo por Twitter

Tras el encuentro, Puente respondió a los directivos franceses a través de su perfil personal en X y aseguró que tendría "muy en cuenta" esos bajos precios que oferta Ouigo "en la próxima reunión que me pidáis que os rebajemos el canon que abonáis a Adif". En dos respuestas posteriores a varios usuarios, el exalcalde de Valladolid recordó que estos cánones "se establecieron a diez años, y una operadora que hace dumping de precios pide que se los bajemos cuando solo llevamos dos". "No se puede pedir una rebaja al tercer año porque pierdes un dineral y al mismo tiempo querer seguir cobrando por debajo de coste", exclamó.

Al día siguiente, el ministro de Transportes apeló a que los competidores de Renfe, tanto Ouigo como Iryo, para que llevasen a cabo una "competencia leal" en precios que no conduzca a la "aniquilación del adversario". Reconoció que estaba siendo "beligerante" con su postura aunque reconoció que la liberalización había incrementado "mucho" la oferta y reducido los precios, aunque esto haya "arrastrado a todos a una dinámica de pérdidas". Respecto a los intentos por acelerar la entrada de Renfe en Francia, criticó que el país vecino "no nos ha dado ninguna facilidad" y denunció que "la reciprocidad no existe" tras constatar "muchísimas dificultades".

Denuncia a la CNMC en estudio

Pasada la Semana Santa, Puente volvió a echar gasolina al incendio y, en una entrevista en Onda Cero, anunció que estudian varias fórmulas para denunciar las prácticas "profundamente desleales" de Ouigo en los corredores donde opera. Esta reclamación podría acabar en manos de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), el regulador encargado de dirimir estas cuestiones, que sin embargo ese mismo día reconoció y asumió algunas de las reclamaciones más habituales de Ouigo, como es redefinir el sistema de cánones que se abonan por circular por la red, con el objetivo final de abaratarlos.

Tal y como desveló ayer elEconomista.es, esta reclamación podría ser formulada a través de Renfe y llegará una vez su rival francesa presente las cuentas del año 2023, tras acumular más de 90 millones de pérdidas en sus tres años de operación. Ouigo admitió en su última presentación que dejar atrás los 'números rojos' este mismo año, aunque el Ministro cree que "indefectiblemente" tendrá que subir los precios.

En su visita a Bruselas, el responsable de Transportes del gobierno español participará en tres sesiones de trabajo en las que abordará el futuro de la movilidad del continente. A ese respecto, tiene programada una intervención sobre la aplicación del reglamento que rige la Red Transeuropea de Transporte (RTE-T), que el Parlamento Europeo aprobará este mismo mes, y debatirá iniciativas para impulsar la movilidad activa y generalizar el uso de la bicicleta.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud