Política

Casado presume de que el PP está "cumpliendo su código ético" tras la marcha de Cospedal de la Ejecutiva

  • Ha dado la bienvenida a Barreiro tras ser absuelta por la Justicia
  • Génova dice que no puede aceptar las gestiones de Cospedal
El líder del PP, Pablo Casado, este martes en el Senado. Foto: EFE

El presidente del PP, Pablo Casado, ha avisado este martes que no tolerará prácticas que no sean "ejemplares" pero ha subrayado que también tiene que ser "equilibrado" para no caer en "injusticias". Un día después de que la exsecretaria general del PP María Dolores de Cospedal haya dejado su cargo en la Ejecutiva de la formación por los audios del excomisario José Manuel Villarejo, ha afirmado que el PP está "cumpliendo su código ético" y dando los pasos que considera que son "justos y proporcionados".

En su intervención ante los senadores del PP, Casado ha utilizado el caso de la senadora Pilar Barreiro -cuya presunta relación con la trama Púnica fue archivada por el Tribunal Supremo y ha provocado su regreso al Grupo Popular- para recalcar que al partido le van a medir también por cómo trate a "su gente" si la Justicia se pronuncia. "Este partido se hace respetar", ha enfatizado.

Casado ha afirmado que el "compromiso del PP con la transparencia, la ejemplaridad y la rendición de cuentas tiene que ser absoluto". "En este partido no se tolera la corrupción y en este partido tampoco se toleran prácticas que no sean ejemplares aunque no conlleven ningún tipo de delito relacionado con la corrupción", ha afirmado.

Dicho esto, el líder del PP ha criticado las "filtraciones interesadas" de los últimos días que quieren "marcar la agenda al partido", en referencia a los audios de Villarejo, pero ha pedido mantener el "equilibrio", respetando la presunción de inocencia.

"Un equilibrio exigente sin hacernos partícipe de ninguna practica del pasado que nos pueda avergonzar pero al mismo tiempo justo y equilibrado al tomar las medidas que se espera de nosotros, sin caer en afanes inquisitoriales que llevarían irremediablemente a la injusticia", ha enfatizado.

Arenas prefiere no opinar sobre Cospedal: "Es lo mejor para el partido"

El exsecretario general del PP y ex ministro Javier Arenas ha declinado este martes hacer declaraciones sobre la investigación que Cospedal pidió a Villarejo para conocer si estaba vinculado con la trama Gürtel porque, según ha explicado, "es lo mejor para el partido".

En declaraciones a los medios antes de asistir a la reunión del Grupo Popular en el Senado, Arenas ha recalcado que después de haber sido en el PP "casi todo" -ha recordado su etapa como secretario general- cree que "lo mejor" que puede hacer "en este momento" es "no hacer ningún comentario".

Tras pedir reiteradas disculpas por no responder a los medios congregados, Arenas ha sido preguntado por cómo se tomó la noticia de que su propio partido pidiera una investigación al excomisario José Manuel Villarejo sobre su persona, a lo que Arenas ha respondido que la respuesta que se le pedía era "muy íntima".

Génova dice que no puede respetar ni aceptar las gestiones de Cospedal con Villarejo

Génova admite que en 2009, tras estallar el 'caso Gürtel', el partido tenía que afrontar una situación compleja y complicada, pero no puede respetar ni aceptar gestiones como las que emprendió Cospedal con Villarejo, aunque esas conversaciones estén "sobredimensionadas", según han informado fuentes de la dirección nacional del partido.

Fuentes de la dirección nacional del PP van más allá en privado y sostienen que no pueden respetar ni aceptar gestiones como las que se encargaron a Villarejo, al que desde las filas del PP se ha llegado a definir como un comisario de las "cloacas".

En Génova desean que la ex secretaria general deje finalmente también su escaño en la Cámara Baja y abandone la política, una situación que permitiría que este asunto dejara de estar en el foco mediático y siguiera desgastando a Casado, según fuentes 'populares'.

Fuentes de la dirección nacional del PP justifican que Casado guardara silencio durante varios días porque necesitaba tiempo e información para poder tomar decisiones. Según añaden, las cosas se han hecho "de forma correcta y reposada", máxime cuando no hay delito ni ninguna denuncia denuncia en el Comité de Derechos y Garantías del partido.

Sin embargo, Génova cree que "hay que dar ejemplo" aunque no lo hagan los demás partidos, en alusión a la situación de la ministra de Justicia, Dolores Delgado, que, a su entender, "mintió" sobre su relación con Villarejo y era conocedora de graves conductas que reveló el expolicía en sus almuerzos. El PP ha pedido la salida de la titular de Justicia del Consejo de Ministros.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin