Bolsa, mercados y cotizaciones

Revisión histórica del Ibex 35: entran Aena y Acerinox, salen BME y Acciona

  • El índice tendrá 34 valores desde el 25 de junio por la exclusión de Jazztel
  • El 8 de julio habrá reunión y Cellnex cumpliría los criterios para incorporarse

El Ibex 35 escribió ayer un nuevo capítulo en sus más de 20 años de vida. Un episodio que marcará su historia. Los cuidadores del índice han decidido incorporar, a partir del próximo 22 de junio, a una compañía que formará parte de los valores imprescindibles del Ibex en los próximos años: Aena. La fecha también quedará marcada como el día en el que la propia propietaria del índice, BME, lo abandonará por primera vez desde que fue incluida un año después de su salida a bolsa, en 2007, y tras haber estado en la cuerda floja en anteriores ocasiones salvando la expulsión con polémica.

No fue el único cambio que consensuaron los siete miembros que deciden la composición del Ibex. El otro claro candidato para entrar, Acerinox, finalmente regresará al índice tras un año y medio fuera. Ocupará el lugar que deja Acciona, un valor que no había salido en los últimos 16 años de las 35 compañías con más liquidez de la bolsa española.

Aún faltaba solucionar otro frente: ¿qué ocurrirá con Jazztel? Abandonará el índice el próximo 25 de junio dejando "temporalmente" un Ibex 34. Será en esa fecha, y no antes, porque justo entonces habrá concluido el periodo para que los accionistas puedan aceptar la opa lanzada por Orange. A partir de ahí, la teleco deberá publicar el resultado del proceso, que los cuidadores del índice valorarán sentándose de nuevo el próximo 8 de julio para tomar una nueva decisión.

En plena operación de Jazztel, la reunión de ayer ya se presentaba compleja. Quebaba abierta la posibilidad de que el Ibex cotizase temporalmente con más valores para no expulsar a ninguna de las compañías en peligro (BME y Acciona) hasta que no se resolviese la opa de Jazztel, aunque finalmente serán menos los integrantes del índice, como mínimo durante algo más de tres semanas.

No es la primera vez que cotizan 34 compañías en el Ibex. Esta circunstancia se ha producido en varias ocasiones en los últimos años. La última vez que ocurrió fue en 2011, cuando Iberdrola Renovables dejó de cotizar al ser absorbida por Iberdrola. Hay más precedentes: Iberia fue expulsada ese mismo año dejando un Ibex 34 durante la fusión con British Airways y no se completó el índice hasta que regresó meses después, ya como IAG.

Una alternativa real

La fecha elegida para una nueva revisión extraordinaria abre la puerta a un aspirante que hasta ahora no podía contemplarse. Si Jazztel es excluida de bolsa, o si en cualquier caso el comité decide no devolverla al Ibex el 8 de julio, Cellnex Telecom sí se convertiría entonces en una alternativa real. Hasta ahora, la operadora de torres de telecomunicaciones no podía entrar en las quinielas para entrar al índice porque un requisito mínimo es llevar cotizando al menos dos meses, algo que no cumplía. Este criterio solo puede saltarse si la compañía se encuentra entre las 20 de más capitalización, algo que tampoco sucedía.

Precisamente el 7 de julio, el día previo a la reunión extraordinaria, Cellnex cumplirá dos meses como cotizada. Hasta la fecha, la compañía ha negociado dinero suficiente para situarse entre los títulos más líquidos y todos los expertos la señalaban como una futura candidata para otras reuniones del año. La cuestión es si se acelera la entrada de Cellnex -que ya estaría justificada por tiempo y negociación-, si entra otro valor -la opción sería Viscofan- o si vuelve alguno de los expulsados.

El nuevo índice

Aena ya ha reservado plaza en el nuevo Ibex 35 solo cuatro meses después de su debut. Su volumen de negociación se la ha garantizado. El gestor de aeropuertos ha movido 119,6 millones de euros de media al día en los últimos tres meses, lo que la colocaban entre los siete valores más negociados.

Se incorporará al índice una compañía de un tamaño semejante al de Ferrovial o IAG, con 14.250 millones de euros de capitalización, tras subir cerca de un 64% desde su estreno el pasado 11 de febrero.

El otro de los nuevos integrantes, Acerinox, ya es un viejo conocido. Tanto que es una de las compañías que conformaron el primer Ibex 35, cuyos cálculos iniciales se remontan al año 1989. La acerera no es solo una de las fundadoras, sino que prácticamente ha formado parte de toda la historia del índice. Únicamente ha sido excluida durante el último año y medio.

Acerinox llevaba meses haciendo méritos para regresar. La compañía ha movido dinero suficiente para escalar al puesto 32 entre los valores más negociados, por delante de compañías del Ibex 35 como Indra, Técnicas y Arcelor, al intercambiar una media de 21,2 millones de euros al día entre enero y junio.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud