Bolsa, mercados y cotizaciones

El bono de EEUU alcanza el máximo anual por el miedo a una Fed restrictiva

  • El temor a una inflación persistente lleva la referencia a diez años hasta el 4,36%
  • La deuda a cinco años alcanza máximos de 2007
madridicon-related

La evolución de los precios en Estados Unidos vuelve a preocupar al mercado ante la posibilidad de que se traduzca en otro ajuste restrictivo de la política monetaria del país. Y esta posibilidad tensa el mercado secundario de deuda. El bono estadounidense con vencimiento a diez años alcanzó un nuevo máximo del año al alcanzar un rendimiento del 4,36% en vísperas de la próxima reunión de la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed).

En la jornada de este miércoles está agendado el discurso del presidente de la Fed, Jerome Powell, tras la reunión de la institución de septiembre. No se esperan anuncios de subidas de tipos de interés en esta ocasión, según Bloomberg, aunque toda la atención del mercado estará puesta en los comentarios de Powell en referencia al repunte de la inflación por el auge del petróleo. No obstante, lo que sí se plantean los economistas y firmas de análisis es que los tipos de interés en el país (en el 5,5%, actualmente) permanezcan sin cambios por más tiempo, lo que eleva la aversión al riesgo (el rendimiento de los bonos) en los vencimientos más largos de la curva de deuda estadounidense.

Como ejemplo, los títulos a cinco años alcanzaron su nivel más alto desde 2007 al superar la cota del 4,5%, siendo de las pocas referencias que aún no había registrado en 2023 retornos no vistos en el mercado secundario desde hace más de diez años. Según el analista de PGIM, Gregoy Peters, que el rendimiento de estos bonos esté subiendo responde a una percepción de que "tras 18 meses de lucha de la Fed, las tasas serán más altas mientras la inflación no volverá a niveles prepandémicos tan pronto". La previsión de la inflación de EEUU a cinco años se sitúa en el 2,69%, según Bloomberg, que estaría lejos del objetivo del 2% que persiguen los bancos centrales y 100 puntos básicos por encima del dato de agosto.

Del mismo modo, si los próximos índices de precios de Estados Unidos reflejan un repunte mayor de los precios la Fed podría verse obligada a intervenir de nuevo con aumentos de tipos que no se prevén en la actualidad y que afectarían de nuevo al mercado de renta fija.

Por otra parte, son los títulos de deuda a más corto plazo (más sensibles a los cambios de política monetaria) los que siguen mostrando las mayores rentabilidades, con el bono a un año en el 5,44%, y con una curva invertida en el caso de la deuda estadounidense.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud