Bolsa, mercados y cotizaciones

El euro supera los 1,10 dólares y está cerca de borrar los efectos de las alzas de la Fed

  • El coste de las coberturas de la divisa europea se sitúa en mínimos del 2023
  • El euro encadena seis semanas al alza consecutivas frente al dólar y sube en el año más de un 3%
Madridicon-related

La Reserva Federal de Estados Unidos golpeó primero al mercado de divisas con su primera subida de tipos de interés y dio comienzo al reinado del dólar. Pero ahora el euro tiene todas consigo para seguir sacando terreno al billete verde. El euro vuelve a cambiarse por más de 1,10 dólares por primera vez en más de 12 meses y está a una subida inferior al 0,5% de volver al punto de partida previo al inicio de las políticas restrictivas de los bancos centrales de todo el mundo.

Y es que todo apunta a que la Reserva Federal de Estados Unidos se acerca a su techo máximo en los tipos de interés, según Bloomberg, mientras que el Banco Central Europeo aún realizará algún ajuste más en su política este año. Este previsible cambio de ritmo entre ambos bancos centrales dejaría de beneficiar al dólar e incentivaría al euro a continuar con su recuperación, que solo en lo que va de año supone avanzar un 3,2% su cambio con la divisa estadounidense y encadena seis semanas consecutivas de subidas. "El mercado está celebrando que haya muchas probabilidades de que la Fed pueda recortar tipos al final de este año", apunta la estratega de divisas en Rabobank, Jane Foley.

El pasado 2 de febrero la moneda de la eurozona ya tocó el 1,10 pero no consiguió mantenerlo al cierre de la sesión. Algo que sí sucedió en la jornada de este jueves. El último dato de inflación en Estados Unidos fue interpretado por el mercado como un motivo para dejar de subir los tipos de interés en el país, dado que no solo fue inferior al descontado por los expertos sino que también cayó hasta el 5% en marzo, el IPC más bajo desde junio de 2021. "Parece que los mercados de divisas se interesaron mucho más que los mercados de tipos por la publicación del IPC estadounidense de marzo", apunta el analista especializado en divisas de ING, Chris Turner, que interpreta el dato del IPC estadounidense como una cifra dovish (tono expansivo).

No es la única señal que apunta al final del reinado del dólar de los últimos meses. Los costes de cobertura del euro frente al dólar se sitúan en su nivel más bajo del año, según el índice de Bloomberg que recoge las operaciones de este tipo previstas en los próximos tres meses, lo que también indica que las probabilidades de presenciar un repunte del dólar en el corto plazo son escasas.

Según las previsiones del mercado para los próximos años, el euro podría superar al cierre del 2015 los 1,15 dólares que dejó atrás a finales de 2021. Y en esta progresiva recuperación la divisa europea cerraría el año por encima del 1,12, según el mercado. Está claro que las divisas del G10 se han impuesto al dólar desde finales del año pasado, como demuestra el índice de Bloomberg que sopesa al billete verde frente a la cesta de las principales divisas del mundo y que cae un 2% en el año. Aun así, la libra esterlina o el yen japonés ganan terreno frente al euro en el año.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud