Bolsa, mercados y cotizaciones

La gran bola de nieve de la 'deuda basura' china no llega hasta primavera

  • Evergrande debe pagar 120 millones este jueves...
  • ...pero en seis meses afronta más de 2.000 millones
Madrid

El problema del gigante inmobiliario chino, Evergrande, con su deuda y la posibilidad de una gigantesca quiebra ha empezado a poner nerviosos a los mercados en los últimos días, pero la compañía y el segmento de la deuda high yield asiática todavía tienen varios meses de margen para poner cierto orden en su situación financiera, y evitar una grave crisis de deuda que se contagie a la economía mundial.

Al menos, hasta que llegue la primavera, la compañía no tendrá que hacer frente a vencimientos milmillonarios de su deuda, ya que, según el calendario de vencimientos que tiene por delante la firma, es en marzo cuando llegará su próxima gran cita con los acreedores.

Eso sí, antes de eso, mañana la compañía tendrá que rendir cuentas con sus acreedores por valor de casi 120 millones de dólares, una pequeña parte de los casi 670 millones en vencimientos a los que se tiene que enfrentar la compañía de aquí a final de año. Hasta el año que viene el día en el que la empresa tendrá que hacer frente a los mayores vencimientos es el próximo 28 de diciembre, cuando tendrá que pagar más de 250 millones de dólares en un solo día.

Sin embargo, la prueba definitiva para la empresa llegará en marzo, con la devolución de más de 2.000 millones de dólares en deuda para entonces, de los 7.400 millones que tendrá que devolver la empresa durante todo 2022.

Periodo de gracia hasta abril

La mayoría de informes y analistas descartan que la caída de Evergrande conlleve riesgo sistémico, pese a que se trate del "mayor emisor de Asia de bonos sin la calificación de grado de inversión (high yield) en dólares", según destaca UBP.

Una clave para descartar un contagio global es que China y Evergrande tienen cierto margen de tiempo para poder manejar esta situación, ya que el 75% de los vencimientos de este tipo de deuda en toda China de aquí a 2023 se concentra a partir de abril del próximo año, según recoge AFI (ver gráfico). "El grueso de los vencimientos en dólares emitidos por empresas chinas del segmento high yield en el mercado offshore se concentra en el segundo y tercer trimestre del próximo año", explica la firma.

Estos plazos conceden "un periodo de gracia", como lo describe el equipo de analistas de Citi, para que el impago de Evergrande no se contagie al sector financiero mundial, ni siquiera al de China. Este mismo martes, la banca de Europa y Estados Unidos cortó la abultada hemorragia en bolsa del lunes, incluso recuperó parte de lo perdido.

Además, otro factor que destacan desde Afi que supone un respiro en esta crisis es "la elevada demanda con que, la pasada semana, el mercado absorbía 20.000 millones de dólares en el mercado primario de deuda corporativa asiática".

Entre el 20% y el 30% del PIB

"Evergrande solo representa el 4% de las transacciones inmobiliarias de China y una fracción relativamente pequeña del empleo; en cambio, la importancia económica del sector inmobiliario en general es mucho mayor, ya que se estima que contribuye entre el 20% y el 30% del producto interior bruto de China si se consideran todas las actividades relacionadas con la propiedad", destacan Sophie Altermatt y Richard Tang, economista de Julius Baer. "Por lo tanto, es fundamental que cualquier posible impago o reestructuración de Evergrande se gestione cuidadosamente para minimizar los efectos de contagio", añaden estos expertos.

"Evergrande se ha comportado mal y ha sido demasiado codicioso según el criterio del Gobierno chino: se ha visto atrapado por las tres líneas rojas impuestas por Pekín -relación entre pasivos y activos de al menos el 70%; apalancamiento neto debe ser menor del 100%; la deuda a corto plazo no puede superar la posición en liquidez-, y deberán solucionar la situación por su cuenta siempre que el contagio no sea excesivo, pero China no tolerará que este termine siendo un evento de riesgo sistémico y es probable que sea puesta en cuarentena para limitar el contagio a los promotores inmobiliarios débiles y no al mercado en general", explica Diego Fernández Elices, director general de inversión de A&G.

"Evergrande no es representativo del sector en China [la mayoría de los otros grandes promotores del país tienen un endeudamiento de más 50%], sino que es un eslabón débil en la cadena, con su baja calificación crediticia y el doble de violaciones de las tres líneas rojas", incide el experto.

Lo que puede determinar que la crisis de Evergrande no se contagie a la economía mundial es que la banca pública china sirva de cortafuegos y amortigüe el peso de los impagos en los próximos meses. "El regulador tiene la capacidad de lidiar con estos incidentes, algo que ha quedado demostrado con el caso de Baoshang Bank: tras entrar en problemas el regulador asumió la responsabilidad y se realizó una reestructuración de la deuda", recuerda Bloomberg Economics.

S&P va en contra del consenso y espera que la empresa quiebre

"No esperamos que el Gobierno le brinde ningún apoyo directo", apuntan desde S&P al vislumbrar un posible impago y quiebra de la compañía, que acumula una deuda de unos 300.000 millones de dólares, una cantidad que podría terminar contagiando a otras empresas del país. "Creemos que Pekín solo se vería obligado a intervenir si hay un contagio de gran alcance que provoque el fracaso de varias compañías del sector y plantee riesgos sistémicos para la economía", indican estos analistas.

Así, parece que S&P tiene claro que Evergrande tiene los días contados, pero también asume que el regulador sí actuará si considera que puede haber un contagio a otros sectores. S&P no se esconde al considerar que el 'default' del gigante inmobiliario valdría al Gobierno chino para dar ejemplo al resto del sector. "Un rescate gubernamental socavaría la campaña para inculcar una mayor disciplina financiera en el sector inmobiliario", dice la agencia.

Hay que recordar que esta crisis se ha desatado en un momento en el que Pekín está llevando a cabo un proceso de endurecimiento de la regulación para distintos sectores económicos y empresariales del país, especialmente para los grandes monopolios tecnológicos, y no son pocos los expertos que han destacado en las últimas semanas que las decisiones del regulador se toman para dar ejemplo a distintas industrias.

comentarios4WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.

ricardo
A Favor
En Contra

Estamos hablando de casi 900000 millones de euros contabilizados hasta la fecha, pero muchos expertos estiman que el monto real estaría entre 3 a 4 veces esa masa monetaria de deudas impagadas o de difícil cobro y ojo porque el problema es que China no quiere dar acceso a las cifras globales de endeudamiento estatal y privado, por lo que los datos son sesgados y puede que haya algo mas que no se ha visto aun.

Además tras el escandalo del FMI muchos cuestionan las cifras reales de crecimiento de China los últimos 10 años, algo huelo muy mal.

Puntuación 25
#1
A Favor
En Contra

Y los responsables de esta M...?

Puntuación 11
#2
Elisa
A Favor
En Contra

¿Pero no decíais aquí el lunes pasado que a la corrección de ese día en las Bolsas había que añadirle otro 10% en próximas jornadas por el factor Evergrande? Parecía un panorama apocalíptico inminente. Hacéis buen periodismo en general, sin las cortapisas para el lector de otros medios, pero parece que tenéis una obsesión con el derrumbe inminente de las Bolsas en vuestras informaciones desde hace más de un mes. Todo llegará. Es obvio que vendrá una fase correctiva, normal después de tantas subidas. Pero el panorama apocalíptico quizás merezca unas cuantas reflexiones y matizaciones. La autocrítica de vez en cuando no viene mal. Y os lo dice una fiel lectora, que valora mucho vuestro trabajo, que es excelente en otros ámbitos.

Puntuación 1
#3
delgado
A Favor
En Contra

^>

150.000M$ para una economía como la China con unas reservas en divisa extranjera de 5,5 Billones de $ no es nada...

Algún Tonto SocioComunista dirá son 300.000$

Yo les aclaro,

Toda la banca Mundial buscando las ganancias de la sustanciosa diferencia de Intereses

Tiene las manos metidas en Evergrande

!AH! no solo en Evergrande

Sino en todo el sistema inmobiliario Chino

Es decir, que occidente pagará a escote el "Roto"

Es lo que tienen los negocios, unas veces se pierde y otras se gana, en el Libre Mercado que no hay

Lo Cruel y delictivo es, que los bancos Occidentales pasa las pérdidas a los ciudadanos vía BCE que roba a los ciudadanos con los Billetes que imprime para rescatar a los bancos

Puntuación 2
#4