Bolsa, mercados y cotizaciones

La Reserva Federal mantendrá los mercados fríos hasta otoño

  • No se esperan cambios importantes
Jerome Powell, presidente de la Fed. Foto: Getty
Madrid

Si esta semana el centro de atención se lo han llevado Christine Lagarde y el Banco Central Europeo tras una reunión de tipos que se esperaba que fuera importante de cara a un cambio en el mensaje emitido por la institución, en los próximos días la pelota sobrevolará el Atlántico para quedarse sobre el tejado de la Reserva Federal, cuyo FOMC (Comité del Mercado Abierto) se reunirá para discutir los términos de la política monetaria estadounidense antes de las vacaciones estivales y, sobre todo, del cónclave de Jackson Hole de agosto, momento que podría servir de punto de inflexión para que los principales banqueros centrales den por fin el cambio de rumbo hacia una desescalada de las políticas acomodaticias.

Si bien, aunque la inflación y el sobrecalentamiento de la economía se había colocado como la principal preocupación de los inversores en las semanas previas, el aumento de casos de coronavirus por la variante Delta ha enfriado este miedo, tal y como explica Chris Iggo, director de inversiones de AXA IM: "La preocupación por el recalentamiento de la economía parece haber sido exagerada, ya que la variante Delta nos recuerda que la batalla contra la pandemia está lejos de terminar". "Los inversores deberían prepararse para la posibilidad de que el rendimiento de los bonos estadounidenses a 10 años vuelva a alcanzar el 1% en breve", añade. En este sentido, en los últimos días hemos visto cómo el T-Note ha sobrepasado el 1,30% y alcanzado el 1,20% en tan solo dos sesiones, por lo que la volatilidad de la renta fija sigue siendo alta a la espera de un mensaje claro por parte de Jerome Powell, que se afanó la semana pasada en recordar a los mercados que todavía hay mucha recuperación que apoyar por la vía monetaria. "La narrativa macro sigue siendo la de una recuperación post-pandémica. Sin embargo, recientemente los mercados han reflejado su preocupación por el aumento del número de casos de Covid a medida que la variante Delta se convierte en la dominante y lo que esto podría significar para el ritmo de reapertura, el efecto sobre el suministro de bienes y mano de obra y las renovadas presiones sobre la prestación de asistencia sanitaria", explican desde AXA.

Desde Pimco, creen que "el resultado más probable de la reunión es que se confirme nuestro calendario de anuncio de tapering en diciembre ya que los firmes datos de inflación tendrán pocas consecuencias en esta reunión". "No obstante, no podemos descartar un escenario en el que proporcionen un aviso adelantado en esta reunión, señalando a septiembre para dicho anuncio ya que hay siete miembros del comité que están pronosticando subidas de tipos para 2022 y probablemente prefiera que el tapering sea más pronto y más rápido de lo previsto por el consenso, aunque no creemos que Powell sea uno de ellos", concluyen.

Otros datos de interés

Más allá de la reunión de tipos de la Fed del próximo miércoles, durante la semana habrá otros muchos datos en la agenda macro que serán relevantes para los mercados. El primero de ellos serán las previsiones económicas que el FMI revelará el martes en un informe en el que se esperan que mantenga en el 6% su previsión de crecimiento económico global para 2021.

Asimismo, también habrá datos importantes en el Viejo Continente, aunque habrá que esperar al viernes para conocerlos, que será cuando se publiquen tanto la tasa de desempleo como la de inflación preliminar del mes de julio. De igual forma, se conocerá la evolución del PIB del segundo trimestre del año en la eurozona. Y antes, este mismo lunes, en Alemania saldrá a la luz la encuesta de situación empresarial IFO.

"Hay que estar atentos también a los datos actuales sobre el mercado inmobiliario de Estados Unidos, cuya evolución debería tener un papel cada vez más importante en las decisiones del banco central de ese país", apuntan desde Allianz GI, que añaden también que "el índice sobre la confianza de los consumidores de The Conference Board del martes podría dar nuevos indicios sobre la presión inflacionista, mientras que la estimación preliminar del crecimiento económico estadounidense del segundo trimestre debería reflejar que la economía alcanzó un pico".

Por último, la temporada de resultados sigue su curso, coge velocidad en Wall Street y comienza en el Viejo Continente con empresas como Ryanair, LVMH, Endesa, Santander, Telefónica, AB InBev, Nestlé o Volkswagen, entre muchas otras.

comentarios1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Que dimita ya
A Favor
En Contra

Powell dimisión!

Puntuación 0
#1