Bolsa, mercados y cotizaciones

La banca italiana ya vale más que la española y Santander cae al tercer puesto de la eurozona por primera vez desde 2006

  • La exposición emergente de BBVA y Santander de protección a lastre
  • Tanto la transalpina como la francesa ya valen más que la española
Foto: iStock

Durante los últimos años toda la banca de la eurozona ha sufrido unos tipos de interés en mínimos históricos que han llevado al sector a dejarse gran parte de su valor. Durante este ejercicio los bancos españoles se han visto particularmente penalizados, lo que ha ido abriendo la brecha con sus homólogos de la región. Desde la gran crisis financiera, los bancos españoles habían sido líderes por capitalización, una situación que ha cambiado en los últimos meses, con las entidades francesas superando a las españolas desde hace tiempo y ahora con las italianas también por delante.

Este panorama también viene derivado de un cambio en el liderazgo por tamaño bursátil dentro del sector en la eurozona. Santander -que históricamente se ha situado como líder por capitalización de la industria- se ha visto superado primero por BNP Paribas y ahora por Intesa Sanpaolo, quedando relegada a un tercer puesto que no visitaba desde 2006. Mientras, también Unicredit ha desplazado a BBVA en la clasificación.  

Con los dos gigantes españoles fuertemente castigados en el parqué, la banca cotizada italiana supera en 6.000 millones a la española, cuando al inicio del año esta valía 37.400 millones más que la transalpina. De hecho, en el arranque de 2018 la diferencia era de 80.000 millones y en 2015 superaba los 100.000 millones de euros. Así las cosas, en lo que va de año los bancos del Ibex sufren un retroceso del 50% mientras que los italianos caen poco más del 30%.

Pero ¿cuáles son los motivos que han llevado a los bancos italianos a batir claramente a los españoles? Por un lado, el rally del bono italiano ha beneficiado a las entidades del país, con una elevada exposición a este activo. A 30 de junio, los bancos italianos tenían deuda gubernamental por 442.000 millones de euros, un 15% más que al cierre del pasado año y el 120% de su capital y sus reservas. En los momentos más críticos para la banca del país en 2018, la rentabilidad del bono italiano se disparó al 3,5%, frente al 0,85% en el que se sitúa ahora, lo que da aire al sector.

Ranking de capitalización de la banca europea

Pero más allá de eso, también ha sido clave el hecho de que la exposición a emergentes que históricamente había protegido a Santander y a BBVA ahora está pesando a la baja. "No vemos un valor obvio en la banca española en este momento. En un entorno macro complicado, las entidades domésticas están cotizando a niveles elevados dado el rally vivido por la expectativa de operaciones corporativas. Mientras, Santander y BBVA cotizan a múltiplos más baratos, pero con una menor visibilidad por la elevada incertidumbre en emergentes, especialmente en Turquía y México y unos niveles de solvencia más débiles", reflexionan en UBS. 

El panorama de fusiones

Precisamente, tras la operación entre CaixaBank y Bankia las miradas del mercado están puestas en BBVA y Santander como posibles compradores, pero lo cierto es que los analistas ven algunas complicaciones en unas operaciones que estratégicamente tendrían sentido. "Desde hace tiempo hemos argumentado que BBVA y Santander deberían operar con más capital. Y que ahora parezcan incapaces de sacar provecho de la consolidación es básicamente atribuible a esto. Si hubiesen levantado capital en valoraciones más elevadas ahora estarían mejor posicionados", argumentan en Berenberg.

Desde la casa alemana calculan que levantar solo 50 puntos básicos de capital incrementaría el número de acciones en circulación un 16% en BBVA y un 11% en Santander, lo que eliminaría la mejoría que produciría en el beneficio por acción la adquisición de Sabadell, que es la entidad que aparece en todas las quinielas.

Levantar solo 50 puntos básicos de capital incrementaría el número de acciones en circulación un 16% en BBVA y un 11% en Santander, lo que eliminaría la mejoría que produciría en el bpa la adquisición de Sabadell

Mientras, en Italia Intesa Sanpaolo ya ha recibido la autorización para hacerse con UBI Banca y los analistas esperan que la actividad pueda continuar en los próximos meses y años. "Esperamos que el resto de entidades puedan participar en operaciones en 2021. Unicredit ya ha indicado su preferencia por realizar una reestructuración interna y retornar capital antes que realizar operaciones corporativas, pero el panorama competitivo ha cambiado y si aparecen oportunidades pensamos que podría estudiarlas. También vemos a Mediobanca expuesta a este tema y consideramos que Banco BPM podría verse envuelto tanto como comprador como vendedor", indican desde el equipo de Citi.

Según los cálculos del banco norteamericano, la banca italiana es una de las más fragmentadas de Europa, ya que solo en Austria y Alemania la fragmentación es mayor atendiendo a la cuota de mercado de las 5 mayores instituciones del país. Además, tanto el número de empleados como de oficinas ha caído menos de la media de la UE, lo que da espacio para generar fuertes sinergias en las operaciones. 

Otro de los puntos que puede favorecer el proceso de concentración en Italia es que la posición de capital de los grandes bancos es más sólida. Unicredit, Intesa Sanpaolo y Banco BPM tienen un exceso de capital de 440 puntos básicos sobre el mínimo regulatorio, lo que también da un mayor margen de seguridad para una posible vuelta a la retribución al accionista. 

Se esfuman 100.000 millones

Hace solo 5 años, la ventaja favorable a la banca española era de más de 100.000 millones de euros, una diferencia que se ha esfumado a un ritmo vertiginoso. Mientras por aquel entonces el valor del sector financiero en España superaba los 200.000 millones de euros ahora apenas alcanza los 64.000 millones  de euros. De hecho, al comenzar el año solo el Santander alcanzaba una capitalización de 62.000 millones y el valor de toda la industria superaba los 130.000 millones de euros. Con estos números, el desplome de las entidades españolas supera el 50%, muy penalizadas por el comportamiento de BBVA y Santander. La primera retrocede un 53% en el año y la segunda se deja el 57% de su valor.

comentariosforum4WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

forum Comentarios 4

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Carlos
A Favor
En Contra

Me da gusto que a Italia le vaya bien.Es imposible que le vaya mal con las medidas coherentes y acordes a la realidad que ha implementado.Como por ejemplo la reducción de parlamentarios, tests en la entrada de los aeropuertos, etc....Aquí???? Mejor ya ni hablar porque iremos a peor....

Puntuación 1
#1
Carlos
A Favor
En Contra

Me da gusto que a Italia le vaya bien.Es imposible que le vaya mal con las medidas coherentes y acordes a la realidad que ha implementado.Como por ejemplo la reducción de parlamentarios, tests en la entrada de los aeropuertos, etc....Aquí???? Mejor ya ni hablar porque iremos a peor....

Puntuación 0
#2
Carlos
A Favor
En Contra

Me da gusto que a Italia le vaya bien.Es imposible que le vaya mal con las medidas coherentes y acordes a la realidad que ha implementado.Como por ejemplo la reducción de parlamentarios, tests en la entrada de los aeropuertos, etc....Aquí???? Mejor ya ni hablar porque iremos a peor....

Puntuación 0
#3
Caca snbmv, Albella cabeson cornuo y p.cortas de l@s webs!
A Favor
En Contra

Abrimos largos en Liberbank, Sabadell y Unicajsa.puttas!!

Puntuación 0
#4