Bolsa, mercados y cotizaciones

El castigo en bolsa pone el dividendo de Gestamp en línea con el sector

  • Abonará 0,055 euros brutos por acción el 14 de enero
  • La rentabilidad de sus pagos supera el 3,3% tras su peor año en bolsa
Francisco Riberas, presidente de Gestamp, en la salida a bolsa en 2017.

A una sesión y media de cerrar 2019, Gestamp puede afirmar que éste ha sido su peor año como cotizada desde que saltara al parqué en abril de 2017 a 5,6 euros por acción.

Hoy cotiza casi un 25% por debajo, entre otras cosas porque en el año que termina se ha dejado por el camino un 15% de su valor, después de presentar un nuevo profit warning (rebaja de estimaciones) a comienzos de noviembre, lo que ha propiciado que deje de ser la primera firma por capitalización del sector desde mediados de año en favor de CIE Automotive. La firma que preside Antón Pradera aguanta el ejercicio sin pena ni gloria -repunta cerca del 1%- frente a la espectacular subida de sus comparables europeos que se han resarcido en 2019 del batacazo del 18. Valeo, Schaeffler o Brembo suman cerca de un 27%, de media, en el año.

Así las cosas, y tras la corrección, Gestamp ha logrado que la rentabilidad de su dividendo se sitúe en la media europea de quienes retribuyen a sus accionistas. Los grandes fabricantes de componentes del automóvil cuentan con pagos cuyo retorno, de media, es del 3,15% previsto para 2020. Gestamp, con los dos abonos que realizará, presumiblemente el año que viene -uno en enero y otro en julio-, alcanza el 3,36%. El próximo 14 de enero la compañía capitaneada por Francisco Riberas premiará a sus accionistas con 0,055 euros brutos por acción, lo que a precios actuales rentan un 1,30%. Para acceder al pago, la fecha de corte es el próximo día 10. A partir del lunes Gestamp se incorporará al Ecodividendo, la herramienta que selecciona los pagos más atractivos de la bolsa española, y que se nutrirá con el abono de los mencionados 0,055 euros. (Vea aquí CALENDARIO DE DIVIDENDOS DEL IBEX)

Se trata del primer pago con cargo al beneficio de 2019 que, a cierre de septiembre, había mermado respecto al mismo periodo de 2018 un 21%. El mercado prevé que sus ganancias caigan este ejercicio un 7%, hasta los 240 millones de euros, frente a los 258 del año anterior. No obstante, el consenso sí espera que el dividendo siga creciendo, de 0,14 euros con cargo a 2019 a 0,16 el siguiente. El compromiso de la compañía es mantener un payout del 30% desde su salida a bolsa.

Iberdrola paga en febrero

En enero llega una avalancha de dividendos en la bolsa española, con clásicos como las utilities. Endesa abre el año con su pago el 2 de enero; Red Eléctrica lo hará el día 7, e Iberdrola retribuirá a sus accionistas el 5 de febrero, aunque al tratarse de un programa de retribución flexible, ya está en tiempo de descuento. Según ha comunicado la eléctrica que preside Ignacio Sánchez Galán, del 27 de diciembre al 3 de enero se realizará el cálculo para la asignación de derechos.

El 23 de enero, como tarde, se debe comunicar si se quiere percibir el dividendo en metálico, para poder cobrarlo el 5 de febrero. Ese día Iberdrola abonará 0,21 euros por acción, que ofrece una rentabilidad del 2,55% a los precios actuales a los que cotiza.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0