Bolsa, mercados y cotizaciones

Los fondos de inversión baratos ya no son tan baratos: las comisiones que no se ven 'se comen' un 5% de la rentabilidad

  • Este nuevo coste que aplican los distribuidores ronda, de media, el 0,27%
  • Los productos indexados apenas dejan margen a las entidades
  • Aunque se muestra de forma explícita, este coste puede pasar desapercibido
Foto: Alamy

En un mundo sin retrocesiones (ya que el cobro de éstas se ha complicado mucho con la directiva Mifid II), y en un escenario totalmente adverso para su negocio, las entidades siguen rastreando nuevas fórmulas para arañar rentabilidad. Una alternativa a la que ya están recurriendo los distribuidores es el cobro de una comisión que denominan "de custodia" a aquellos clientes que contratan a través de sus plataformas fondos indexados de terceras firmas, según se recoge en el número de Inversión a Fondo -la revista digital de mercados de elEconomista- que se publicará este sábado.

Estos productos -que se limitan a replicar el comportamiento de índices- son los más baratos y los que menos margen dejan a las entidades que los venden. Y esta comisión, aunque se muestra de forma explícita, en ocasiones pasa desapercibida para el partícipe.

Un buen 'mordisco'

Su cuantía ronda entre el 0,2 y el 0,35%, lo que a efectos prácticos se traduce en que se come el 5,3% de la rentabilidad esperada para el próximo año: según los cálculos del BER -el Barómetro de Expectativas de Rentabilidad de elEconomista-, la expectativa de retorno para los productos que invierten el 100% en renta variable es del 5,15%. Esta nueva comisión, por otro lado, suele devengarse diariamente y cobrarse cada trimestre.

La aplicación de esta nueva tarifa tiene una consecuencia clara: el coste del indexado, que suele brillar por lo reducido, deja de ser tan bajo para el minorista. Por poner un ejemplo, si un producto de esta clase de renta variable norteamericana disponible para el inversor español cobra, de media, en torno a un 0,63%, un 0,27% adicional elevaría el gasto total al 0,90% (todavía estaría, eso sí, por debajo de la comisión de gestión de un fondo activo). Respecto a su denominación, más que de custodia, en realidad este coste es puramente de distribución, apuntan desde Fidelity International.

Es a los fondos indexados a los que -esgrimiendo que apenas dejan margen a quien los vende- inicialmente se ha empezado a aplicar este nuevo coste, pero esta comisión ya está llegando a todo tipo de productos de terceros, y no solo a los más baratos. Esto multiplica de forma exponencial su alcance, ya que en España el trozo de tarta que se llevan los indexados aún es pequeño.

Un negocio creciente

Antonia Conde, responsable de gestión de activos de Renta 4, explica que en la entidad aplican un 0,19% a los fondos indexados de terceros. Este coste ya ha caído desde antes del verano, cuando se situaba en el 0,25%; según explica Conde. Respecto a los motivos que han llevado a la firma a aplicar esta nueva comisión, la experta explica: "Inicialmente no se cobraba, pero a medida que esta parte del negocio ha ido creciendo nos hemos visto forzados a tomar medidas, ya que nuestros márgenes acababan cediendo".

Perea (Tressis): "Es razonable que, si se ofrecen fondos con un coste muy bajo, una entidad no quiera ponerlos en su plataforma"

Las entidades españolas han ido introduciendo este coste, pero con matices. En CaixaBank aplican una comisión de custodia del 0,75% a los clientes que contratan fondos de terceros, sean indexados o no, pero a cambio devuelven al inversor la retrocesión -esto reduciría la comisión, pero la entidad no especifica hasta dónde-. Por su parte, en BBVA el coste se sitúa en el entorno del 0,30 o el 0,35%.

Aplicar o no esta nueva tarifa a los productos low cost es algo que depende de las políticas de cada casa, explica Ignacio Perea, director de Inversiones de Tressis. "Nosotros consideramos que tenemos que ofrecer productos que dejen margen. Y me parece razonable que, en el caso de ofrecer fondos con un coste muy bajo, una entidad no quiera ponerlos en su plataforma, dado que ésta tiene un coste", añade.

Un punto de competencia

¿Se convertirá este coste en un factor de competencia entre unas entidades y otras? "Si se empieza a comunicar a los clientes de forma transparente, podría serlo", señala Antonia Conde. Ahora bien, añade, "hay límites que no puedes traspasar. Es preferible no ofrecer un producto que no te permite compensar los costes operativos de la plataforma, así como el riesgo y las responsabilidades que estás asumiendo; porque, en definitiva, estos fondos no implican menos trabajo para el distribuidor", añade.

Santiago Daniel, director de productos de inversión de Deutsche Bank España, reflexiona: "Al final, ¿cuál es la diferencia entre un fondo activo y uno de gestión pasiva? Desde la entidad tienes que ofrecer el mismo servicio, y los costes para ti son los mismos; sencillamente, el primero dice que con su gestión activa va a compensar los costes extra, mientras que el segundo se indexa. La cuestión es si te lo crees o no, y qué opción eliges. Pero lo que cambia entre uno y otro, en mi opinión, no es el producto sino el servicio".

Daniel llama, por otro lado, la atención sobre otra cuestión:"Lo que sería realmente necesario analizar es esa gestión llamada activa, y con comisiones muy altas, que en un 80 o 90% es indexada". Hay determinados fondos en los que habría que replantearse la conveniencia de pagar tanto por tan poco", reflexiona.

comentarios4WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

Comentarios 4

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Usuario validado en elEconomista.es
vdrake
A Favor
En Contra

Las que no se ven si que son las comisiones de retrocesión., no las de custodia.

lo que tiene que imponerse mayoritariamente es un modelo con clases limpias de fondos, es decir , que no tengamos un modelo como el actual, en el que tenemos 7 clases del mismo fondo con distintas comisiones....para colarnos un gol al minorista .....el gol de las comisiones de retrocesión esa parte de los gastos corrientes que paga la gestora al distribuidor por vender sus fondos y que paga el de siempre.....el cliente.

Me parece loable que si estas ofreciendo un producto con bajas comisiones como es el caso de los fondos indexados tengas que cobrar algo, porque efectivamente la plataforma de fondos tiene un coste y hay gente detrás ocupándose de gestionarla....no funciona por ciencia infusa.....

Menos mal que hay plataformas que ya ofrecen esa posibilidad....

Puntuación 4
#1
inversor pagafantas
A Favor
En Contra

otra ronda....que corre de mi bolsillo

Puntuación 2
#2
Usuario validado en Google+
MANU
A Favor
En Contra

Por esa razón anda el personal del banco como locos para enchufartelos, y algunos bancos mintientote que son una maravilla y al final el 95% pierde dinero, lo pierde el cliente no el banco , este simpre gana con la comisión.

Puntuación 0
#3
Usuario validado en elEconomista.es
Israelcu
A Favor
En Contra

Inversión delegada de Bankinter se come del cliente un 6%

Puntuación 0
#4