Inmobiliaria

Amancio Ortega compra por 237 millones de euros un edificio de oficinas en Escocia

  • Virgin Money o BNP Paribas son alguno de los inquilinos del inmueble
  • La cartera inmobiliaria de Reino Unido está valorada en 3.300 millones de euros

Amancio Ortega amplía su imperio inmobiliario. El fundador de Inditex ha comprado, a través de Pontegadea UK, una edificio de oficinas en Glasgow (Escocia) por 200 millones de libras -unos 237 millones de euros al cambio-. Se trata de la mayor adquisición de un activo de oficinas llevada a cabo en el país.

El precio de la transacción, adelantada por la publicación especializada 'React News', refleja un rendimiento inicial neto de alrededor del 4,5%. El inmueble está ubicado en en el centro de la ciudad escocesa, en el 177 de Bothwell Street, y era hasta la fecha propiedad del Grupo HFD.

CBRE ha asesorado a Pontegadea en esta operación, con la que apuesta de nuevo por Reino Unido, donde posee una cartera inmobiliaria valorada en 2.820 millones de libras (más de 3.300 millones de euros), según informa Europa Press. 

Ortega reforzó su presencia en Londres el pasado verano con la adquisición de un nuevo edificio en la capital inglesa, ubicado en la plaza de St. James, por cerca de 190 millones de libras (220 millones de euros).

La promoción de HFD en Bothwell Street se considera la mejor oficina de Escocia gracias a sus características de diseño sostenible y a una lista "estelar" de inquilinos, entre ellos Virgin Money, BNP Paribas, Aecom, CBRE y Transport Scotland.

El fundador de Inditex invierte parte de los dividendos que recibe de la compañía textil en el sector inmobiliario a través de su firma de inversión Pontegadea Inmobiliaria.

Ortega posee la mayor inmobiliaria española, centrada en la compraventa y alquiler de grandes edificios, con una cartera de activos inmobiliarios integrada fundamentalmente por edificios de oficinas, no residenciales, situados en el centro de grandes ciudades en España, Reino Unido, Estados Unidos y Asia.

Crece en Canadá

A principios de año, el empresario gallego compró el rascacielos Royal Bank Plaza de Toronto por unos 1.150 millones de dólares canadienses, lo que al cambio actual equivale a unos 812 millones de euros. 

El complejo, que consta de dos edificios de oficinas y suma más de 100.000 m2 y era propiedad de Oxford Properties. Con esta operación, la firma patrimonialista amplió su presencia en Canadá, país al que llegó en 2014 tras comprar el 150 de Bloor Steet por 255 millones de euros. 

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud