Industria

Pamesa sigue su escalada y se lanza a la compra de Azuliber

Fernando Roig, presidente de Pamesa.
Valencia

El grupo castellonense Pamesa, que se ha convertido en el mayor fabricante español de azulejos y el primero de Europa, tras una larga carrera de adquisiciones de factorías y marcas como Navarti, TAU y Keramex, mantiene su ambición para ganar tamaño.

El grupo se ha lanzado a la compra de otro de los fabricantes castellonenses, el grupo Azuliber, según confirmaron fuentes del sector cerámico y adelantó CastellónPlaza, aunque desde la propia empresa señalaron que aún no hay un acuerdo cerrado.

Azuliber es otro de los grupos azulejeros que aprovechó la salida de la anterior crisis para ganar tamaño con la incorporación de activos de firmas y aumentar su volumen de producción. A principios de este año la firma con sede en Alcora sumó su ultima incorporación, Myr Cerámica, ubicada en la misma localidad. Una integración con la que esperaba pasar de un negocio de 110 millones de euros en 2019 a cerca de 160 millones este ejercicio.

Su accionariado está en manos de varias familias castellonenses que también participan en otras firmas del sector, ya que su origen hace casi 50 años se encuentra en la transformación previa de la arcilla antes de introducirla en los hornos.

Con la operación, Pamesa aumentará de nuevo su capacidad productiva, ya que el grupo que negocia adquirir cuenta con nueve hornos y también varias plantas atomizadoras, que le asegurarán garantizar la materia prima cerámica.

Fernando Roig, presidente y dueño de Pamesa, además de presidente del Villarreal Club de Fútbol y accionista de Mercadona, que preside su hermano Juan, ya anunció en junio su intención de dar un nuevo salto vertiginoso este año. Según desveló entonces, su previsión era elevar su negocio global un 40%: de 782 millones de euros hasta 1.100 millones. Para ello estimaba unas inversiones en crecimiento orgánico de 70 millones.

Competidor mexicano

La operación se produce después de que hace apenas unas semanas se anunció el desembarco en España de uno de los gigantes mundiales del azulejo, el mexicano Lamosa, que adquirió la línea de negocio azulejera del grupo de baño Roca con plantas en Castellón y Brasil.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.