Energía

Las grandes energéticas españolas ganaron 3.135 millones en el primer trimestre, un 23% más

Foto: Alamy

Repsol, Iberdrola, Naturgy y Endesa, las mayores empresas energéticas españolas, obtuvieron un beneficio conjunto de 3.135 millones de euros en el primer trimestre de 2022, un 23% más que los 2.547 millones obtenidos en idéntico periodo de 2021.

En esta ocasión, gran parte de la mejora la explica Repsol, que obtuvo hasta marzo un resultado neto de 1.392 millones de euros, frente a los 648 millones del mismo periodo del ejercicio anterior, lo que supone un 114,8% más.

Entre las razones, según Repsol, la subida de precios de los hidrocarburos, que tocaron máximos que no se veían desde 2008, así como su modelo de negocio integrado y la gestión realizada siguiendo el Plan Estratégico 2021-2025, que le permitieron aprovechar el contexto económico internacional.

El resultado neto ajustado, que mide específicamente la marcha de los negocios, alcanzó los 1.056 millones de euros, frente a los 471 millones del periodo comparable del año anterior. El área de exploración y producción, que desarrolla toda su actividad fuera de España, aportó el 69% de esa cifra, con 731 millones de euros. Las estaciones de servicio que la compañía tiene en España representaron algo menos del 5% del total del resultado neto ajustado.

También consiguió mejorar su resultado Iberdrola, al registrar un beneficio neto de 1.058 millones de euros en el primer trimestre, un 3% más que los 1.025 millones de un año antes.

Según la compañía, el crecimiento en los negocios internacionales (un 33% la estadounidense Avangrid y un 20% la brasileña Neoenergía) compensó el resultado adverso de Iberdrola España, que cayó un 29% en su beneficio neto, hasta los 337 millones de euros, "debido a los altos precios de la energía que no ha traspasado a sus clientes a los que vendió la energía a precios fijos acordados previamente". De hecho, España ya supone menos de un tercio del beneficio total del grupo.

El beneficio bruto de explotación (Ebitda) aumentó un 5%, hasta los 2.951 millones, por el buen comportamiento de Estados Unidos, Brasil y el área internacional. La compañía ratificó su previsión de beneficio neto para este ejercicio, entre 4.000 y 4.200 millones.

Entre las que tuvieron peores resultados que en 2021, Naturgy registró un beneficio neto de 347 millones de euros, lo que supone una caída del 9,4% con respecto a los 383 millones obtenidos en idéntico periodo de 2021.

Por su parte, el beneficio bruto de explotación (Ebitda) se situó en 1.074 millones, en este caso un 9,4% más que en el arranque de 2021.

La compañía indicó que el trimestre estuvo marcado por la recuperación de las actividades internacionales mientras que la operación en España siguió experimentando presión en los márgenes de comercialización, en parte afectada por contratos que no reflejan el incremento global de los precios del gas y la electricidad.

Por último, la peor evolución fue la de Endesa, aunque se explica por la ausencia de extraordinarios. Registró un beneficio neto de 338 millones, lo que supuso una caída del 31,2% con respecto a los 491 millones obtenidos en idéntico periodo de 2021.

El resultado bruto de explotación (Ebitda) se situó en 914 millones, un 10% menos que en el primer trimestre del pasado año, pero un 10% por encima si no se consideran los resultados atípicos de 2021, esencialmente los 188 millones procedentes de una sentencia judicial relativa a derechos de CO2.

Endesa señaló que se trató de "un periodo marcado fuertemente por el deterioro del escenario macroeconómico y los altos precios de las materias primas y, singularmente, del gas, que fue un 350% más caro en promedio que en el primer trimestre de 2021".

La eléctrica del grupo italiano Enel también mantiene sus objetivos financieros para el año consistentes en obtener un resultado ordinario neto de 1.800 millones y un Ebitda de 4.100 millones.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin