Energía

El presidente del CSN denuncia presiones de Berkeley para autorizar la mina de uranio en Retortillo

  • Acusa a la Junta de Castilla y León, la empresa y sus abogados

El presidente del Consejo de Seguridad Nacional, José María Serena i Sender, realizó ayer una denuncia poco usual por parte de una institución. El máximo representante del CSN denunció ante la Comisión para la Transición Ecológica del Congreso las presiones recibidas por parte de directivos y accionistas de Berkeley, para que autorice el proyecto minero de uranio en Retortillo (Salamanca).

El 26 de enero, Serena i Sender remitió una carta al presidente de la Comisión en la que le informaba de solicitudes e insinuaciones impropias por parte de Berkeley en varias misivas que, según explicó, corresponden al director general de Energía de la Junta de Castilla y León (con fecha de 8 de julio de 2019), del presidente ejecutivo de Berkeley (con fecha de 16 de octubre de 2020), del socio director de Herbert Smith Freehills -abogados de Berkeley- (con fecha de 10 de diciembre de 2020), de la World Federation of Investors (con fecha de 31 de diciembre de 2020) y de la directora ejecutiva de la Asociación Española de Accionistas Minoritarios de Empresas Cotizadas (con fecha 7 de enero de 2021).

Según el presidente del CSN, entre julio de 2019 y enero de 2021 se recibieron cinco cartas relacionadas con el informe sobre la autorización de construcción de la planta de concentrados de uranio en Retortillo por la multinacional australiana Berkeley. A lo largo de esas cinco misivas se realizaron alusiones como "insinuar que el CSN pueda llegar a tomar sus decisiones atendiendo a consideraciones políticas o ideológicas, y no exclusivamente técnicas", que "los representantes de la empresa de asesoría legal de Berkeley señalaran que, de no pronunciarse el CSN con carácter inmediato y 'en cualquier caso previamente a la aprobación de la Ley de Cambio Climático', reclamarán cuantas responsabilidades les ampare el Estado de Derecho".

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.