Empresas y finanzas

Los laboratorios devolverán 150 millones al Estado al superar el gasto en fármacos el crecimiento del PIB

  • Así lo contempla el convenio que firmaron en 2016 la patronal y el Gobierno
  • En 2018 fue la primera vez que el gasto público en medicamentos superó el PIB real
Humberto Arnés, director general, y Martín Sellés, presidente de Farmaindustria.

Los laboratorios farmacéuticos que operan en España devolverán a las arcas públicas en los próximos días entre 140 y 150 millones de euros. La devolución se produce en virtud del acuerdo firmado en 2016 entre la patronal Farmaindustria y el Gobierno por el que los laboratorios se comprometían a devolver a la Administración la misma cantidad de dinero en que el gasto público anual en medicamentos superara al crecimiento del PIB real de la economía española.

"Este año, por primera vez, este gasto ha sido entre 1,4 y 1,5 puntos por encima del PIB, por lo que la cantidad a devolver será entre 140 y 150 millones", según informó esta mañana el presidente de Farmaindustria, Martín Sellés.  "Estamos aún pendientes de tener una reunión con el ministro de Hacienda y con el Sanidad para saber exactamente el crecimiento del gasto farmacéutico y ver cuánto ha superado al PIB para calcular la cifra exacta que tenemos que devolver", añadió Sellés.

Los laboratorios asociados a Farmaindustria -unas 190 compañías- ya han acordado además, según destacó Sellés, el modo en que se repartirán entre todos este desembolso, en función del tamaño de los mismos en nuestro país. "Se ha acordado un mecanismo en función de las ventas anuales de cada laboratorio y el crecimiento que haya tenido en el año. Además, también se ha tenido en cuenta si la facturación ha sido en medicamentos de venta en farmacia o en hospitales.

Pacto con Montoro

Los laboratorios farmacéuticos innovadores, a través de su patronal Farmaindustria, negociaron por primera este tipo de convenio cuando el ministro de Hacienda era el popular Cristóbal Montoro. Ambas partes firmaron por primera vez este convenio a finales 2015 para su entrada en vigor en 2016 con los Ministerios de Hacienda y Sanidad para que el aumento del gasto público farmacéutico no sobrepasara el crecimiento anual del PIB. Desde entonces, se establece un control trimestral del gasto, con medidas compensatorias o correctoras para no superar el límite. El acuerdo consiste en fijar cada año un techo de gasto adecuado al PIB.

Si el crecimiento del gasto público en fármacos innovadores estuviese por encima del techo fijado, los laboratorios farmacéuticos deben compensar a la Administración de una forma no monetaria que es fijada por la comisión de seguimiento. Si dicho crecimiento está por encima del PIB real, como ha sido el caso este año, las compensaciones son monetarias. 

Desde su firma hace tres años, el gasto público en medicamentos no ha superado el crecimiento de la economía española. Farmaindustria aclara que el convenio no obliga a ninguna administración a establecer compensaciones o incentivos a los laboratorios farmacéuticos cuando esto no se produzca. De hecho, en 2016, primer año de aplicación del Convenio, el crecimiento fue inferior a la regla de gasto y no se aprobó incentivo alguno.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0