Empresas y finanzas

La banca pide cambios a la UE para impulsar las hipotecas multidivisa

  • La actual normativa limita la oferta ante el alto riesgo a asumir por las entidades
Imagen de una casa con monedas.

La banca española une fuerzas en Europa para impulsar la venta de las hipotecas multidivisa, aquellas que permiten el pago al cliente en una moneda distinta al euro. La Comisión Europea estudia en la actualidad la posible revisión de la directiva de crédito hipotecario, de 2014, cuya trasposición se hizo con retraso en España, en 2019. Con el objeto de realizar dicha revisión, la UE abrió un periodo de consulta al respecto a finales de 2021 que concluyó el pasado 22 de febrero.

Tanto la Asociación Española de Banca (AEB) como el Santander en solitario remitieron el pasado mes de marzo a la Comisión los puntos que consideran claves a la hora de realizar una revisión de la normativa, con uno como "el más relevante", según la patronal: los préstamos concedidos en moneda extranjera.

La AEB, que representa en España a grandes bancos como el Santander, BBVA, Sabadell, Bankinter, Abanca o Deustche Bank, señalan sus escritos que la actual directiva penaliza la venta de las hipotecas multidivisa ya que permite que el cliente, en cualquier momento de la vida del crédito tiene derecho a convertir el préstamo en la moneda de su país de residencia o en la que obtienen sus ingresos. "En consecuencia, los bancos no promueven este tipo de préstamos porque no son capaces de gestionar el riesgo de todo tipo de divisas", explica el Santander. Según la entidad, ésta es "su principal preocupación" porque en muchos Estados miembros los bancos encuentran dificultades para conceder préstamos en moneda extranjera, a pesar de la demanda existente". Tanto el grupo que preside Ana Botín como la patronal de la banca proponen a la Comisión limitar el derecho de conversión a las siguientes monedas: euro, dólar estadounidense, libra esterlina, franco suizo y yen japonés, de lo contrario consideran caro y complejo cubrir la opción de cambiar la divisa a una no convertible debido a los riesgo y los tipos de interés.

No obstante, a pesar de esta petición, la banca española reconoce que como la nueva ley hipotecaria solo lleva tres años en vigor en España es relativamente pronto para realizar una evaluación de la misma y creen necesario más tiempo para llevar a cabo una revisión. Al margen de esta apreciación, entre otros asuntos relevantes a valorar ante una nueva directiva de crédito inmobiliario es garantizar la igualdad de condiciones para todos los prestamistas. Es decir, misma regulación y supervisión, a misma actividad. Con esto, persigue proteger tanto a los consumidores como a los prestamistas, para evitar la desventaja competitiva entre las entidades de crédito y las no crediticias que realizan la misma actividad e incurren en los mismos riesgos.

Adaptación al entorno digital

Asimismo, el Santander también hace hincapié en la necesidad de actualizar la normativa a los hábitos digitales de los consumidores. A su juicio, apunta que los documentos contractuales e informativos deben simplificarse y adaptarse a los canales online y las normas de publicidad también. Respecto al caso concreto de la ley española que obliga a que la firma ante notario se presencial, "deberían estar adaptados para ser completamente online". Respecto a las hipotecas verdes, aquellas que bonifican el interés en función de la certificación energética de la vivienda, el grupo cántabro apoya el desarrollo de una misma definición de estos préstamos en toda la UE basada en la taxonomía europea. "La falta de una definición clara y estandarizada de hipoteca verde puede provocar la existencia de productos basados en diferentes criterios que compartan el mismo nombre", expone el Santander. Por ello aboga por una definición estandarizada aportando mayor claridad, transparencia y generando confianza de los clientes en el producto. "Creemos que la definición podría ayudar a evaluar si estas exposiciones podrían recibir un tratamiento prudencial específico, teniendo también en cuenta el perfil de riesgo de los clientes", dice la entidad.

Por su parte, la patronal aconseja simplificar la documentación sobre la hipoteca que se da al consumidor para su mejor entendimiento lejos de ampliarla. "No se debería considerar aumentar la documentación o información", asevera.

Excesiva información

Precisamente, este es uno de los temas principales que la Comisión quiere analizar en su futura revisión. Europa considera un problema la excesiva y compleja información que se da sobre las hipotecas y que además no se adapta a los canales digitales. "Los consumidores pueden enfrentarse a una sobrecarga de información y a obstáculos para comprender y comparar ofertas, en particular online", señalan desde la Comisión Europea. Precisamente, la actual directiva incrementó el nivel de información proporcionada al cliente para garantizar la transparencia, la comprensión del préstamo y evitar futuros litigios.

Respecto al creciente uso de la Inteligencia Artificial para evaluar la solvencia de los clientes, la Comisión plantea dudas sobre basar la decisión en algoritmos ya que puede suponer una discriminación para el cliente en determinados casos. Asimismo, Europa también considera que en la actualidad hay una limitada oferta transfronteriza de hipotecas y sería necesario revisar este punto. La Comisión apunta a que los bancos tienen dificultades para acceder a las bases de datos extranjeras de crédito con el objetivo de evaluar la solvencia por las diferencias entras las normativas nacionales.

El informe de la Comisión sobre la revisión de la directiva hipotecaria concluye que el actual marco jurídico es parcialmente eficaz en el cumplimiento de sus objetivos, pero "puede mejorarse" con el objetivo de reforzar y modernizar las normas sobre créditos hipotecarios para garantizar que estén preparadas para el futuro, protejan mejor a los consumidores, ofrezcan unas condiciones equitativas y sean eficaces.

comentarios6WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.

alf
A Favor
En Contra

No aprendemos. Ya se lio con este tema y se puede volver a liar. El perfil de cliente forex no es el mismo que de hipoteca, el que lo quiera que se swapee por su cuenta, al final se lo van a terminar empaquetando a gente que no sabe lo que está contratando, y llegará el momento que tengan una letra que no puedan pagar... ya en la anterior vez (yuanes sobre todo) había casos que llevaban en pagos el 100% de la deuda (en euros) y debían más que al principio.

Puntuación 9
#1
hp
A Favor
En Contra

Al ser más difícil viajar, limitan su riesgo. Cuando prohibieron entrar en la bolsa a particulares los fondos nacionales cayeron un 50%, con la pandemia los extranjeros otro 50%. VIVA ETA y RUSIA.

Puntuación 0
#2
Sean
A Favor
En Contra

¿hipoteca multidivisa?, NO gracias !

Puntuación 7
#3
Craktor
A Favor
En Contra

"Proponen a la Comisión limitar el derecho de conversión a las siguientes monedas: euro, dólar estadounidense, libra esterlina, franco suizo y yen japonés". Vaya proponen limitarlo a justamente las divisas que no resulta interesante... aquí lo bueno seria hipotecarse a liras turquesas o pesos argentinos señores.

Puntuación 2
#4
Javier
A Favor
En Contra

Fantástico, la banca Española, en su línea, pide autorización a Europa. para engañar a todos los ciudadanos posibles

Puntuación 4
#5
kaligandaki
A Favor
En Contra

No solo asume el riesgo de divisa, sino que cada vez que hace la conversión, debe pagar comisiones y por supuesto los diferenciales de compra y venta

Puntuación 4
#6