Empresas y finanzas

Los Amodio se retiran de la puja por Abengoa y los minoritarios buscan alternativas

  • Los mexicanos habían replanteado su oferta al encontrar mayores riesgos
  • Se retiran por las "incertidumbres" tras la 'due diligence' a la compañía
Luis y Mauricio Amodio, dueños de Caabsa. Foto: Archivo

La familia mexicana Amodio ha decidido retirarse de la puja por hacerse con el control de Abenewco1, sociedad que aglutina los principales activos y el negocio de Abengoa, han informado desde AbengoaShares, que deberá ahora buscar otro socio industrial para mantener su oferta por la ingeniería.

En abril, la plataforma de accionistas AbengoaShares, que aglutinan el 21,4% del capital de Abengoa, anunció que había alcanzado un acuerdo con el grupo Caabsa, de los Amodio, y EPI Holding/Ultramar Energy para entrar en el capital de Abenewco1.

Esta oferta, que compite con la presentada por el fondo Terramal, prevé la aportación de 200 millones de euros y una línea de avales de 50 millones más, al tiempo que estaba sujeto al rescate de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI), a la que se solicitaron 249 millones de euros.

Según el portavoz de AbengoaShares Clemente Fernández, los Amodio han decido retirarse de la puja por las "incertidumbres" sobre la compañía arrojadas por la due diligence (auditoría) a la que fue sometida para evaluar su situación y que finalizó el martes.

La SEP reclama un socio industrial

Dado que la SEPI reclama la presencia de un socio industrial para apoyar cualquier oferta, deberán buscar un sustituto para los Amodio, ha añadido Fernández, quien ha avanzado que en paralelo intentarán controlar la compañía mediante el cese de los actuales administradores en una junta extraordinaria que tienen previsto solicitar.

Además, toda operación sobre Abenweco1 deberá contar con el visto bueno del administrador concursal y del juez encargado del concurso de acreedores presentado por su matriz, Abengoa.

El grupo de inversores liderado por el fondo Terramar Capital presentó el 17 de mayo su oferta final por Abenewco que comprende 200 millones de euros de financiación y que está condicionada a la ayuda de 249 millones solicitada a la SEPI y a que la banca aporte nuevas líneas de avales por un importe de hasta 300 millones.

La sindicatura de accionistas minoritarios Abengoashares persigue frenar la operación financiera con Terramar Capital, a la que se oponen por considerarlo un fondo especializado en el "desguace de compañías".

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin