Empresas y finanzas

Los estragos de Filomena: Madrid tendrá que esperar al martes para tener todas las calles limpias

  • Las pérdidas por el temporal superan los 1.400 millones de euros
  • Barajas tiene problemas para volver a la normalidad pese a operar al 30%
  • El 60% del reparto del comercio electrónico sigue inoperativo
Barajas anegada por la nieve
Madrid

Una semana después de que la tormenta Filomena cubriera de blanco la Comunidad de Madrid ha quedado más que patente que los planes de emergencia preparados por el Ayuntamiento, el Ejecutivo regional, el Ministerio de Transportes, Aena, Renfe y Adif han resultado insuficientes para garantizar la movilidad y seguridad de los ciudadanos.

Los más de 50 centímetros de nieve que cayeron en la capital entre la tarde del viernes y la noche del sábado han dejado sus infraestructuras funcionando a medio gas durante días y, según el consistorio, habrá que esperar hasta mediados de la semana que viene para que Madrid recupere la normalidad, al menos la instaurada tras la primera ola del coronavirus.

Una paralización que ha golpeado con fuerza la economía de la región, ya muy dañada por la pandemia. Así, el Ayuntamiento alcula que Filomena tendrá un impacto económico de 1.400 millones y el tejido empresarial estima pérdidas de cerca de 1.000 millones, incluyendo los 70 millones que los hoteles han dejado de ingresar durante el fin de semana o los 150 millones que ha perdido el sector textil. En este punto, las ventas en grandes superficies han reducido sus ventas un 20% en comparación con el resto de España y se han cancelado más de 1.000 vuelos en Barajas. Cifras que empeorarán ya que todavía quedan días para dejar atrás los problemas de movilidad.

Así, el Ayuntamiento que dirige José Luis Almeida ha informado de que entre el lunes o el martes se habrá despejado hasta el 95% de las calles, donde trabajan 9.000 personas y 1.000 máquinas desde el lunes pasado para retirar la nieve y el hielo, y que el lunes o el martes ya estará circulando toda la flota de autobuses de la EMT, formada por unos 1.800 vehículos, con todas las líneas en servicio, incluidas las nocturnas, desde este fin de semana, ya que Metro dejará de prestar el servicio 24 horas. Ahora circulan por Madrid 593 autobuses de la EMT, un 33% del total, y hay unas 43 líneas operativas.

La movilidad en las carreteras, que se cortaron por la nevada, tampoco ha vuelto a la normalidad y ayer circularon en la M-30 650.00 vehículos, un 23% menos que hace una semana. La situación en el resto de las carreteras mejora poco a poco pese a que el Ministerio de Transportes ha tenido a 3.000 trabajadores retirando nieve de 100.000 km de carretera entre el 7 y el 13 de enero.

"Reaccionamos con prontitud a los avisos y alertamos a la población. Lo único que nos sorprendió fue su magnitud", aseguró Ábalos el miércoles, cuando solicitó a todas las administraciones "movilizar todos los servicios disponibles para restablecer la movilidad". Fuentes del Ayuntamiento coinciden en asegurar que estaban preparados para hacer frente a una nevada de 20 centímetros, pero no a una de 50 o 60. Así, el jueves tenían movilizadas a 3.882 personas y 67 máquinas quitanieves y de cara al lunes triplicaron los efectivos gracias a la solidaridad de otras CCAA y a empresas privadas como FCC. Transportes asegura que ha tenido en total a 12.000 personas trabajando para reactivar las carreteras, aeropuerto (1.500) y trenes (7.000).

Cercanías y Barajas, lento

A pesar de toda la gente movilizada, incluyendo la UME, los Cercanías y el AVE no han recuperado toda las frecuencias y el aeropuerto de Barajas tiene serios problemas para volver la normalidad, pese a que opera a un 30% de su capacidad por el coronavirus. Aena ordenó su cierre el viernes de la semana pasada y no lo reabrió hasta el domingo. El miércoles y el jueves Barajas operó 200 vuelos y el viernes 283 de los 300 previstos para ese día, una cifra que está muy por debajo de los 1.200 vuelos que operaban antes de la pandemia.

Así, gracias a que la actividad aérea está bajo mínimos, se ha evitado un caos de dimesiones bíblicas. Y es que en Barajas siguen cerradas las terminales 2 y 3 desde marzo. El sindicato de pilotos Sepla ha criticado duramente la falta de previsión, reacción y coordinación de Aena y ha criticado que sea el hub europeo que peor afronta las inclemencias del tiempo. El gestor no adelanta cuándo se podrá volar sin limitaciones, pero Iberia ha informado de que lo hará desde el lunes.

En cuanto al sistema ferroviario, el Ministerio reconoce que "persisten los retrasos por la congelación de determinados sistemas", aunque ya se han reactivado todas las líneas. Es decir, que los Cercanías no han recuperado la frecuencia habitual y desde Renfe no saben cuándo podrán hacerlo. Por ejemplo, en la C5 la frecuencia habitual es de unos cinco minutos y ahora circulan trenes cada 15 minutos. En cuanto a la logística, la patronal UNO informa de que las plataformas están desbloqueadas, salvo alguna excepción, gracias al trabajo de la UME y los propios trabajadores, pero que el comercio eléctrónico no recuperará el ritmo hasta finales de la semana que viene por el hielo en las calles. "Se está trabajando ya al 40%-50%, pues aún hay muchas calles donde no se puede parar o aparcar y no se pueden hacer todas las rutas", asegura Francisco Aranda, presidente de UNO.

Abastecimiento alimentario

Después de haber cerrado durante dos días consecutivos y mantener la actividad bajo mínimos a lo largo de la semana, Mercamadrid ha recuperado ya también la normalidad, lo que facilita el abastecimiento de los bares, restaurantes y supermercados, que han sufrido un desabastecimiento mayor incluso que en marzo del año pasado cuando se inició la pandemia. Como en aquella ocasión, y a pesar de las advertencias, los ciudadanos han vuelto a hacer acopio de alimentos, lo que ha dificultado en gran medida la reposición en los lineales, que han acusado, especialmente, la falta de carne, pescado, pan, frutas, verdudas y hortalizas.

comentarios6WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

Comentarios 6

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Que no nos engañen
A Favor
En Contra

Que no nos engañen:

1-dependiendo lo que llueva en Madrid el miércoles y el jueves veremos las calles con mas o menos nieve,

2-Dependiendo del punto -1- veremos a los operarios recogiendo la basura y restos de arboles, etc...

Puntuación 3
#1
quesomanchego
A Favor
En Contra

trifachito incompetente

Puntuación 1
#2
ul
A Favor
En Contra

Si se declara zona catastrófica (les dan dinero) hay que descentralizar los poderes ejecutivo, legislativo, judicial y económico de Madrid, han perdido los de fuera y no les dan dinero. Encima de no dar servicio sobrecoste.

Puntuación 0
#3
Yo mismo
A Favor
En Contra

Si llega a estar Carmena a cargo de la alcaldía de Madrid, tienen nieve hasta el verano

Puntuación -3
#4
Las cosas claras
A Favor
En Contra

Esto llega a pasar con Carmena en el ayuntamiento de Madrid, y faltaban hojas de periódicos para las críticas.

Una semana después de la nevada, Madrid sigue hecha un desastre. La mayoría de las calles están despejadas porque los vecinos y comerciantes han despejado las aceras. Los árboles y la basura se acumulan en las aceras.

Acaso tener la ciudad en este estado no es perjuicio para comerciantes y vecinos?

Almeida debería dimitir

Puntuación 1
#5
JUAN
A Favor
En Contra

Oi a Resines, y estoy de acuerdo con el. El tema es lo que es.....

Puntuación 0
#6