Economía

Lecciones de Japón para el invierno demográfico: la nueva normalidad de los trabajadores ancianos

  • El Gobierno de Abe intenta retrasar la edad de jubilación hasta los 70 años
  • Pero su intención es elevarla a los 75 años por fases
  • La medidas de premiar a los que la retrasen está teniendo efectos limitados
Trabajadora de 75 años en una planta de toallas húmedas. Noriko Hayashi / Bloomberg

El Gobierno de Abe afronta una reforma de las pensiones para alargar la edad de jubilación lo máximo posible en una población con predisposición cultural al sacrificio laboral. Sin embargo, las medidas ya adoptadas para estimular el retraso del retiro no están teniendo buena acogida. Las empresas tienen que afrontar el reto de contratar a trabajadores veteranos en un entorno competitivo y de alta productividad.

Japón es el espejo en el que se puede mirar Europa para vislumbrar su futuro. El país asiático está a la vanguardia del proceso del invierno demográfico que está comenzando a castigar a los países occidentales caracterizado por un envejecimiento imparable de la población y bajas tasas de natalidad que hacen peligrar el relevo generacional.

Según el Banco Mundial, Japón es el país del mundo con mayor proporción de personas que supera los 65 años de edad. En concreto, 27% de la población supera este límite. Más de 34 millones de habitantes están en disposición de jubilarse. Además, es la nación con mayor esperanza de vida superando los 84 años. Con una tasa de natalidad en declive, situándose entre las más bajas con 1,4 hijos por cada madre, la población japonesa está condenada a la reducción. Para 2060, la previsión del Instituto Nacional de la Seguridad Social contempla que el número de habitantes mengue en un tercio y los mayores de 65 años supongan el 40% de la población.

En el último año la población japonesa cayó en 450.000 personas. El saldo negativo vegetativo se produjo por el descenso de los nacimientos, que se situaron en 921.000 alumbramientos. Por tercer año consecutivo bajaron del millón. Mientras los fallecimientos ascendieron a 1.300.000 muertes.

Las cifras reflejan el problema estructural al que se enfrenta la economía japonesa y abre paralelismos con mucho países europeos como España. La esperanza de vida en nuestro país también se sitúa a la cabeza de la OCDE, solo por detrás de Japón, con 83 años de expectativa de longevidad. Como en España, con el debate abierto sobre la sostenibilidad de las pensiones, la economía nipona sufre una importante tensión entre el número de personas en edad de ser beneficiarios del Estados de Bienestar y un decreciente menor de contribuyentes que sostengan el sistema.

Las empresas deben entender que los trabajadores de mayor edad suelen significar una menor productividad

La población mayor de 65 años en Japón ha disparado el gasto en la Seguridad Social, tanto en partidas de Salud como en pensiones. Esta partida ya supone un tercio del presupuesto del Gobierno y gran parte se financió con deuda. El alto endeudamiento, que supera el 200% del PIB desde 2009, es otro de los factores homologables a los países europeos del sur, al igual que el pírrico crecimiento económico. El Gobierno de Abe solo ha logrado encontrar una fórmula para sostener el país y convencer a los futuros jubilados para alargar la edad laboral hasta los 70 años y más allá. Es otra prueba de por dónde pueden dirigirse los países occidentales, aunque actualmente las medidas adoptadas no suelen ir más allá de los 67 años, adoptándose progresivamente, como sucede en España.

El Gobierno de Abe está ultimando una reforma del sistema de pensiones que permitirá retrasar la edad legal de jubilación hasta los 70 años, frente a los 65 actuales. El segundo paso será convertir esta edad en obligatoria y facilitar que los trabajadores puedan elegir jubilarse a los 75 años.

El objetivo es convertir en normal que los ancianos continúen trabajando, en un país donde el culto y la adicción al puesto de trabajo es una seña de identidad. El reto no es fácil, aunque la realidad de Japón es que tampoco cuesta tanto encontrar ancianos buscando empleo o trabajando. Mikiko Kuzuno de 78 años lleva ya tres años trabajando en la pequeña planta de Warabi, donde ayuda a lavar y empaquetar toallas de mano húmedas que se entregan a los clientes en los restaurantes. Su turno es de tres horas.

Un sistema generoso para los trabajadores que quieran retrasar la edad de jubilación

Las necesidades económicas y la generosidad del sistema de pensiones para quienes deciden retrasar la prejubilación crean la predisposición para que los mayores quieran seguir trabajando. Continuar con la vida laboral llevan bonificación de un 8,4% anual acumulándose. Además se puede combinar el cobro de la pensión con un trabajo remunerado siempre que los ingresos totales no excedan los 480.000 yenes (3.500 euros aproximadamente). Sin embargo, la mayoría de puestos vacantes del mercado laboral son trabajos de mano de obra intensiva, como la construcción, la atención de enfermería y mensajería, que tiene difícil encaje con empleados mayores.

Atsushi Morishita, de 72 años, dirige Tempos Holdings, una empresa que vende equipos de cocina, y está abierto a contratar a los trabajadores más veteranos. "En Tokio, tan pronto como la gente cumple 65 años, está perdiendo el tiempo jugando croquet o algo así, entonces pensé en darles una oportunidad", explica el empresario a Bloomberg. El 25% de la plantilla supera los 60 o más. Pero advierte de las dificultades de generalizar esta política de empleo. "Las empresas deben entender que los trabajadores de mayor edad suelen significar una menor productividad, por tanto los salarios y los niveles de producción deben gestionarse en consecuencia", explica. "En algún lugar como Toyota donde se requiere una alta productividad, por lo que no creo que puedan hacerse", indica. 

De momento, las medidas del Gobierno no están calando en la población. Una encuesta publicada por la Oficina del Gabinete en enero mostró que alrededor del 38% de los japoneses quería trabajar más de 65 años, mientras que más del 50% preferiría retirarse antes de esa edad.

"Necesitamos cambiar la estructura de la sociedad económica para que se ajuste al modelo de una vida de 100 años", ha explicado a Bloomberg News Shinjiro Koizumi, diputado que encabeza la reforma del partido de Abe. "Si no lo hacemos no podremos reformar la Seguridad Social para dar esperanza a la próxima generación".

La mayoría de trabajadores que deciden continuar trabajando en lugar de jubilarse, lo hacen cobrando la pensión lo que no logra equilibrar los gastos con los ingresos del sistema. Solo alrededor del 1% de la población elige aprovecha las bonificaciones para retrasar la jubilación.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum7

nicaso
A Favor
En Contra

Bueno, se quiere todo. En pincipio la población de un país no puede crecer indefinidamente. Japón es casi la mitad de España y tiene ciento y pico de millones de habitantes, una burrada a la que es difícil dar de comer todos los días. Por otro lado, hay que acabar con el mantra del estado de bienestar que se tenga que sufragar desde el Estado. La jubilación se tiene que ir alimentando desde la juventud y debe ir ligada al ahorro personal. Además, tener a los viejos currando hasta las últimas dice bien poco de una sociedad moderna.

Puntuación 12
#1
españavamuchopeor
A Favor
En Contra

Si bla bla bla pero en japon no tienen moros ni demas mierrr mas que japoneses invadiendo el país y encima cobrando del gobierno sustituyendo a los jovenes que tienen que irse del hp pais. Aqui lo evidente es que se fomenta el suicidio de los viejos y maduros directamente por medio de pagar mano de obra esclava barata extrangera y subencionada. Japón seria España si estuvieran solo los españoles pero visto lo visto eso aqui es pura ciencia ficcion , el español que quede con un poco de cerebro que se vaya del pais rapido antes que la demás fauna de tontosdelculo siga votando PZOE . No se puede hacer nada ya se sabe que no se puede luchar contra idiotas , ganan siempre por goleada .

Puntuación 3
#2
VIO
A Favor
En Contra

Yo tengo mi propia empresa y con 70 años recién cumplidos no me he jubilado y me encuentro muy bien. Me he acogido a la posibilidad de cobrar solamente el 50% de la jubilación que me corresponde y poder seguir trabajando. Antes era el 70% pero Rajoy lo bajó al 50%. Me encuentro bien, soy útil y no pasa nada. El Ministerio de Trabajo me ha obligado a hacerme autónomo y a pagar mensualmente esta cuota. Creo que se debería mejorar esta posibilidad que es muy interesante para las PIMES. A un conocido mío le ha jubilado un ictus cerebral con 81 años, sus hijos no querían continuar y tras este percance se ha vendido y desguazado su negocio. Yo sigo.

Puntuación 7
#3
Paco
A Favor
En Contra

El problema no está en el relevo generacional... somos 7000 millones de personas en el mundo y hay mano de obra de sobra para la oferta de trabajo actual. Los principales problemas que no encajan con una economía globalizada:

- Nacionalismos: No sólo el catalán, el español, francés y cualquier tipo de nacionalismo. Veo comentarios que hablan del "coste" de la inmigración, que en su mayoría realizan los trabajos que ningún español quiere. ¿Hablamos del coste de traernos a los 2,5 millones de españoles que están fuera?? o eso no interesa??

Porque esos también son inmigrantes en los países de destino y hay de todo (gente trabajadora e incluso asesinos... como en todos los pueblos del mundo)

- Robotización del trabajo: Estamos en un momento en el que las empresa, ante la imposibilidad de crecer en ventas por la altísima competencia, sólo pueden crecer mediante ahorro de costes. Cambiar el trabajo humano por máquinas es uno de los principales problemas y retos del futuro. ?Quiénes van a ser los compradores de los productos que fabriquen y distribuyan las máquinas? Con qué salarios los van a comprar???

- Políticas fiscales distintas que hacen que cada país tenga que competir con su entorno, bajando impuestos para atraer empresa y mermando el llamado Estado de Bienestar...

La pregunta es... ?Realmente es viable el mundo que estamos construyendo? o esto se está convirtiendo en un monopoly donde gana el más "avispado" y el resto sobrevive con limosnas y directamente muere?

Se ha avanzado mucho tecnológicamente, pero viendo la deriva mundial y los comentarios de muchos "iluminados", en humanismo estamos todavía saliendo de las cavernas.

Puntuación 11
#4
A Favor
En Contra

Yo voy a trabajar toda la vida en negro... total para que me preocupo de la pensión si cuando me toque jubilarme cobraré el 40% con suerte...

Puntuación 0
#5
Apolo
A Favor
En Contra

Se dice mengüe, iletrados...

Puntuación 1
#6
Ramón
A Favor
En Contra

¡Se dice "mengüe"!

Puntuación 1
#7