Economía

La realidad económica que esconde el trágico derrumbe del puente en Italia

  • El gasto en infraestructuras de transporte ha caído un 58% desde 2008
  • Mientras que aumenta el gasto en pensiones y sueldos públicos
  • La productividad lleva sin crecer en Italia desde hace 20 años
Derrumbe del puente de Génova

El Gobierno de Italia ha mostrado su indignación por el trágico derrumbe del puente construido hace 50 años. Los políticos que gobiernan en Italia han presentado el desastre como una advertencia a Bruselas para que le dé más margen de maniobra para mejorar las envejecidas infraestructuras del país. Sin embargo, los datos esconden una historia diferente, un país que ha incrementado el gasto en partidas como salarios públicos o pensiones, mientras que ha reducido la inversión en mantenimiento y construcción de infraestructuras dedicadas al transporte.

Sin embargo, la furia política generada por la tragedia del martes en Génova, en la que murieron al menos 39 personas, podría acabar acumulando aún más presión financiera sobre el Estado, por parte de los nerviosos titulares de sus 2 billones de euros en bonos. 

"Italia necesita urgentemente mayores y mejores inversiones públicas, pero no han sido una prioridad para los políticos en los últimos años"

La deuda de Italia es muy grande, la mayor de toda la Eurozona. Además, el déficit público baja muy despacio, en 2017 fue del 2,3%, mientras que el crecimiento económico se encuentra prácticamente estancado, por lo que el nivel de deuda se mantiene por encima del 130% del PIB. 

El Gobierno de Italia culpa a Bruselas de impedir el crecimiento del gasto público en Italia, pero lo cierto es que durante la crisis la deuda pública ha pasado del 99,8% del PIB en 2007 hasta el el 134,1%, lo que supone un incremento de casi 35 puntos porcentuales.

Desde el banco germano Commerzbank destacaban en un análisis dedicado a los problemas económicos del país transalpino que "la productividad en Italia ha sido un desastre porque los gobiernos han establecido un marco y unas condiciones erróneas para las empresas, como muestra la insuficiente inversión en educación e investigación y desarrollo". Italia lleva años sin crecer por falta de reformas estructurales y de eficiencia en el gasto público que probablemente poco tiene que ver con los mandatos de la Unión Europea.

Sin embargo, a las pocas horas de que el viaducto cediera y varios vehículos cayeran en picado, el viceprimer ministro Matteo Salvini dijo que la UE debía permitir que Roma incluyera en su próximo presupuesto todos los fondos necesarios para garantizar la seguridad de las infraestructuras del país.

Esa inversión, que se calculará después de una auditoría de emergencia de puentes y túneles en todo el país, se suma a los planes del Gobierno para gastar decenas de miles de millones de euros en bajar impuestos, flexibilizar la jubilación y ofrecer unos ingresos mínimos para los más desfavorecidos, según publican desde la agencia Reuters.

El Ejecutivo italiano -que asumió el cargo en junio- también quiere evitar la subida prevista del impuesto sobre el valor añadido (IVA), acordada con Bruselas por el Gobierno anterior para cumplir con los objetivos presupuestarios.

Para los acreedores de Italia, el déficit fiscal es una preocupación cada vez mayor. Una oleada de ventas llevó a una fuerte subida de la rentabilidad de los bonos italianos el miércoles, jueves y hoy viernes, después de que Salvini utilizara el desastre del puente para cuestionar los límites de la UE sobre el déficit de Italia. Los bonos se recuperaron después, pero su rendimiento sigue ofreciendo una prima considerable sobre la deuda alemana, considerada más segura.

Gustavo Piga, profesor de economía en la Universidad Tor Vergata de Roma, dijo que independientemente de las normas de la UE, Roma no siempre ha demostrado que las infraestructuras estén en lo alto de su agenda.

"Italia necesita urgentemente mayores y mejores inversiones públicas, pero no han sido una prioridad para los políticos en los últimos años", explica Piga, señalando que la administración anterior incluso pareció desviar fondos de infraestructuras tras ganar cierto margen de maniobra presupuestario de Bruselas para inversiones.

El gasto en infraestructuras

El gasto total en inversiones y mantenimiento de las infraestructuras de transporte italianas cayó un 58% entre 2008 y 2015, según datos de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico.

Pero se podría haber invertido más dinero, según un análisis del banco central italiano el año pasado. Mientras que la inversión pública total en Italia se redujo un 35% en términos reales entre 2007 y 2015, Roma aumentó el gasto en capítulos como salarios públicos y pensiones un 7%.

La Comisión Europea también envió un recordatorio el miércoles de que había estado animando durante algún tiempo a la coalición gobernante en Roma a priorizar el gasto en infraestructuras.

El Ejecutivo de la UE dijo que había aprobado en abril un plan de inversión de 8.500 millones de euros para las autopistas italianas, incluida la región de Génova, dentro de las normas de la UE sobre ayudas estatales.

Italia también recibirá cerca de 2.500 millones de euros en fondos europeos entre 2014 y 2020 para invertir en redes de infraestructuras, como carreteras o ferrocarriles, añadió la Comisión.

comentariosforum10WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

forum Comentarios 10

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

arikitrump
A Favor
En Contra

Que vendan parte de sus reservas de oro, tal y como hizo el iluminado de Zparo a precio de saldo.

Estos pollos tienen más de 2.000 tons según un artículo que publicaban aquí hace unas semanas, mientras que a nosotros nos dejó el insigne economista con 280, ni para una barbacoa!! jaja

Puntuación 29
#1
Sara
A Favor
En Contra

Me parece muy malicioso insinuar que las subidas en pensiones y en sueldos de los funcionarios tienen algo que ver en qué no se hayan realizado mantenimiento adecuado de las infraestructuras.

Puntuación -36
#2
coche galactico
A Favor
En Contra

coches cada vez mejores en carreteras cada vez peores, los gobiernos ya no pueden mas, los particulares como se lo financian.....hasta que reviente el tema......

Puntuación 33
#3
Usuario validado en elEconomista.es
profundo sur
A Favor
En Contra

el futuro ya está aquí: cada vez el gasto público se lo llevarán pensiones, nóminas de funcionarios (y políticos) y pago de deuda

para el resto de la población, a pagar

el gasto en clases pasivos en quince años se llevará el 90% del presupuesto

Puntuación 24
#4
Así­ fué.
A Favor
En Contra

El problema de Italia es que el dinero termina en la Mafia y también el dinero de la UE; cuando España entró en la UE empezó a disponer de fondos del BEI sin necesidad de las "estructuras de apoyo" que los fondos BEI recibían en Italia, algo que sabiamente impuso el DG del Tesoro español M Conthe ; pero esto ponía en evidencia a las autoridades italianas, los funcionarios UE italianos intentaron impedir que España dispusiera de esos fondos amenazando al funcionario UE español que les estaba dejando en evidencia y cuya carrera quedó definitivamente sentenciada cuando España adelantó a Italia en la disposición de esos fondos; un héroe anónimo.

Puntuación 5
#5
Incrédulo
A Favor
En Contra

Lo mismo que España. Tienen que mejorar infraestructuras, pero se niegan a reducir el gasto público corriente que está manteniendo tanto vago y vividor como España, o peor que ya es decir.

Puntuación 16
#6
Usuario validado en elEconomista.es
Efede
A Favor
En Contra

¿Pero la infrastructura no es privada?¿El dinero se lo tiene que gastar el estado?¿Porque compran Abertis en vez de gastar el dinero en mantenimiento? Tanto el articulo como muchos de los comentarios pura demagogia.

Puntuación -1
#7
Incrédulo
A Favor
En Contra

#7, el artículo no habla del puente en particular. Léelo entero y verás que habla de todas las infraestructuras del país. Italia se acostumbró a hacer obra pública con dinero regalado de Europa, igual que España y su AVE. Y lo que quieren es lo mismo. Pero no entrar en el problema de fondo real, que no es otro que la sobredimensión del Estado. Fundamentalmente en gasto corriente. Lo mismo que España y Grecia. Los 3 somos del Mediterráneo.

Puntuación 11
#8
A Favor
En Contra

1- Detectado un problema de gastos corrientes superiores a la capacidad

2 Paso, kien lo puede cambiar?

1 neoliberales (reduciendo el estado , poderosos ke pueden hacerle frente al estado en decadencia)

2 comunistas ( detrayendo todos los ingresos hacia el estado, sino hay billonarios ke kieran hacerle frente al estado, la poblacion lo hará)

Puntuación -2
#9
Usuario validado en elEconomista.es
profundo sur
A Favor
En Contra

el problema no es sólo que haya corrupción sino cuánta corrupción puede soportar un país, un chiste:

estaban tres políticos de tres países presumiendo de viviendas de lujo

el primero saca una foto en el móvil de un casoplón, le preguntan cómo lo ha conseguido y enseña un foto de una estación de tren y les dice: ves la estación? pues el 5% pa mi

el segundo saca una foto de su villa de lujo le preguntan cómo lo consiguió y saca en el móvil una foto de una autopista, lo veís? pues el 15% pa mi

y el tercero enseña una foto de su megavilla con helipuerto los otros dos se quedan alucinados, le preguntan cómo ha sido eso? les enseña una foto de un aeropuerto y los otros dos dicen al mismo: dónde está el aeropuerto ???

(y cada uno que ponga el país del político del chiste)

Puntuación -2
#10