Economía

El Gobierno reconoce la incertidumbre del 'Perte Chip'

  • El 88% de los fondos para el Perte procederán de los préstamos europeos
  • El grueso de las transferencias adicionales irán a otros Pertes
Nadia Calviño. Foto: Efe.

Economía utilizará 10.750 millones de euros para financiar el 88% los 12.250 millones de euros de la dotación del Perte Chip ante la "incertidumbre sobre los proyectos" incluidos en la adenda al Plan de Recuperación que el Gobierno tiene previsto enviar en enero a Bruselas.

El documento completo en el que se detalla el mecanismo reconoce el carácter "excepcional" de este proyecto destinado a atraer inversores con el objetivo de instalar factorías de semiconductores en España. Se trata del Perte de mayor tamaño de los anunciados por el Gobierno.

En la presentación de la adenda, el ministerio de Economía se limitó a afirmar que la totalidad de las transferencias adicionales, 7.700 millones de euros, y 18.600 millones de los préstamos europeos a reforzar los Pertes aprobados a lo largo de los últimos meses. Un 58% de la cantidad procedente de los créditos irán a financiar el programa de Chips.

Desde el ministerio de Asuntos Económicos defienden la apuesta del Gobierno en estas inversiones. Consideran que se ha abierto una carrera por liderar la fabricación de microchips en Europa, y su intención es "no quedarse atrás", según revelaron fuentes del ministerio que dirige Nadia Calviño.

El presidente, Pedro Sánchez, ha liderado una ronda de reuniones para cerrar posibles acuerdos. El jefe del Ejecutivo mantuvo encuentros con dirigentes de posibles empresas inversoras como Samsung, Macron e Intel, que participará en el Perte con un laboratorio junto al Barcelona Supercomputing Center.

Hasta la fecha, Moncloa ha conseguido atar la participación de Cisco e Intel al proyecto, cuyas primeras convocatorias y consultas públicas se irán desplegando el año que viene después de que el Gobierno se haya reunido con la industria.

En total, el Gobierno aspira a movilizar 94.300 millones de euros de los fondos Next Generation, de los que 84.000 millones procederán de préstamos concedidos por la Comisión Europea "a un tipo 50 puntos básicos por debajo del rendimiento del bono español a 10 años", según desveló Economía.

El Ejecutivo destinará el grueso de la cantidad a hasta doce fondos. 20.000 millones serán destinados a inversiones sostenibles de las Comunidades Autónomas, otros 15.000 compondrán una nueva línea de financiación gestionada por el ICO para proyectos sostenibles presentados por las pymes. Las entidades servirán como filtro para analizar la viabilidad "desde el punto de vista del riesgo crediticio", afirmaron desde Asuntos Económicos.

Nadia Calviño defiende el plan en el Congreso

La vicepresidenta primera defenderá hoy el contenido de la adenda en la Cámara Baja. El plan demanda el cumplimiento de hitos y reformas nuevas, y la actualización de algunas de las ya aprobadas durante el año 2022.

El Gobierno tiene pensado presentar el documento ante Bruselas "a principios de año", para recibir su visto bueno y poner en marcha la maquinaria que permita la llegada de 94.300 millones adicionales. Economía calcula que tendrá un impacto del 3% en el PIB hasta 2031.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud