Economía

La pensión de jubilación subirá un 8,5% el año que viene, casi 107 euros mensuales de media

  • Las máximas tendrán un avance promedio de 240 euros, por encima de los 3.000 euros
  • La revalorización ya se puede calcular tras situarse la inflación en el 6,8% en noviembre
  • El coste previsto: de los 12.750 millones del Gobierno a los 15.300 millones del BdE
iStock.

El esperado dato de noviembre de la inflación sale a la luz (6,8%) y con él ya se puede calcular la subida de las pensiones contributivas en 2023. La revalorización será del 8,5%, redondeado desde el 8,47%, por lo que la pensión media de jubilación se incrementará cerca de 107 euros (de los 1.257,9 euros, que cobraban en octubre casi 6,3 millones de jubilados, a los 1.364,8 euros). Las pensiones no contributivas, por su parte, mantendrán para el próximo ejercicio el incremento del 15%.

Con carácter general, la pensión media del sistema (entre las que están las de jubilación, viudedad...) aumentará cerca de 93 euros (92,87 euros) al pasar de 1.093,13 euros a 1.186 euros. Bajando al detalle y haciendo promedio, en el rango alto, las pensiones máximas saltarán de 2.820 euros a 3.059,7 euros, es decir, cerca de 240 euros más, mientras que en la parte baja, las pensiones de viudedad pasarán de los 780,6 euros a los 846,9 euros, 66,3 euros más. 

La revalorización, recogida en la última reforma de las pensiones, se calcula con la media de las tasas interanuales de inflación de los doce meses anteriores hasta noviembre. En cualquier caso habrá que esperar a conocer el dato definitivo que el INE publicará el próximo 14 de diciembre para saber con exactitud el porcentaje. 

¿Cuánto cuesta esta revalorización? La Seguridad Social calcula que cada décima de subida de las pensiones tiene un coste de unos 150 millones de euros, por lo que elevarlas un 8,5% implicará un gasto de aproximadamente 12.750 millones de euros. El Banco de España, por su parte, estima que cada décima de incremento implica un coste de 180 millones de euros. Usando esas estimaciones, el coste de la subida de las pensiones en un 8,5% rondaría los 15.300 millones de euros.

Los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2023, recientemente aprobados en el Congreso, no contemplan la cifra concreta en que subirán las pensiones contributivas el próximo año porque se desconocía el dato de inflación al que está vinculada su revalorización, aunque el Gobierno calculaba que iba a estar en el 8,5%, décima arriba o abajo.

Así queda el ingreso mínimo vital

Las familias verán aumentar la cuantía del IMV. Los hogares compuestos por un adulto y un menor o dos adultos pasarán de recibir 639,12 euros a 693,18 euros. La subida del 8,5% repercutirá de la misma manera en el resto de unidades familiares que reciben ahora el ingreso mínimo.

Así, en los hogares con un adulto y dos menores, dos adultos y un menor o tres adultos se incrementará de 786,6 a 853 euros, las familias formadas por un adulto y tres menores, dos adultos y dos menores, tres adultos y un menor o cuatro adultos, recibirán 1.013 euros frente a los 934,10 actuales o los hogares con un adulto y a partir de cuatro menores, dos adultos y tres menores, tres adultos y dos menores o cuatro adultos y un menor, de  1.081 a 1.173 euros. Las cuantías actuales del IMV pueden consultarse aquí.

Cambios en el cálculo de las pensiones

La subida de las pensiones se conoce tan solo un día después de que el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones propusiese a los agentes sociales ampliar progresivamente el periodo de cómputo de la pensión a 30 años, pero descartando los dos peores años cotizados, lo que significaría que la pensión se calcularía con los mejores 28 de cotización dentro de un periodo total de 30 años. 

Este cambio ampliaría en cinco años el periodo de cómputo, ya que en la actualidad se calcula con los últimos 25 años de cotización. La Seguridad Social también ha planteado en la mesa de diálogo social una mejora en el tratamiento de las lagunas de cotización para las mujeres, así como para los hombres cuya carrera de cotización se haya visto minorada tras tener un hijo, en línea con el funcionamiento del complemento de brecha de género. También para los autónomos.

En cuanto a la base máxima de las pensiones, el Gobierno ha propuesto a sindicatos y empresarios la posibilidad de vincular su evolución al criterio de revalorización de las pensiones, es decir, al IPC, además de un incremento adicional anual de 1,154 puntos entre 2025 y 2050. Esto irá acompañado de un incremento de la pensión máxima, según las mismas fuentes.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud