Economía

La sobrecualificación afecta al 36% de los trabajadores con un título universitario

  • España lidera desde 2008 el desajuste ente educación y empleo en Europa
  • Los más castigados son empleados de transporte, comercio y construcción
  • En el sector público, la sobrecualificación supera en 14 puntos la media europea

Tener que conformarse con trabajos por debajo de las habilidades que adquirieron durante sus estudios es, después del desempleo, uno de los mayores temores que afrontan los jóvenes al terminar su carrera. Y en el caso de los españoles, está plenamente justificado.

La Oficina Europea de Estadísticas ha puesto el foco en el desequilibrio entre el nivel educativo de los trabajadores y su puesto de trabajo actual, ante el lastre que supone tanto para sus salarios como para su futuro laboral.

La Comisión Europea sitúa entre sus prioridades políticas en el ámbito del empleo "hacer un mejor uso de las habilidades de las personas". Dicho de otra forma: garantizar que las habilidades disponibles en el mercado laboral coincidan con las necesidades de las empresas y la economía.

En el marco de este esfuerzo por "cerrar la brecha entre la educación y el trabajo" ha pedido a Eurostat que elabore mejores índices para estimarlo.

Este mandato ha dado lugar a un análisis que compara los diferentes países europeos. Una lista que lidera rotundamente España, donde el  desajuste entre empleo y habilidades afecta a un 35,8% de trabajadores con titulación superior, lo que supone 14,3 puntos más que la media de la Unión Europea

Destaca la tasa de sobrecualificación en la educación y los profesionales sanitarios. En el caso de estos últimos el dato del 18% es el doble de países como Alemania, país que entre 2008 y 2019 recibió un alto porcentaje del 'exilio' de médicos y enfermeras españolas durante la crisis financiera.

Sin embargo, fue en el sector del comercio donde se ha registrado el mayor aumento de la sobrecualificación en ese periodo, con un repunte de 13,5 puntos. 

Por su parte, el sector público se mantiene cercano a la  media global, que supera solo por un punto. En este sector España se ve rebasada por Grecia, aunque mantiene un elevado diferencial con la media europea que se sitúa en los 14,4 puntos.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin