Economía

Uno de cada tres contratos firmados en julio tenía una duración de un mes o menos

  • Solo el 0,3% de los contratos contemplaban una duración de más de un año
  • La duración media de los contratos registrados en julio fue de 53,19 días
  • Se trata del segundo mejor dato de duración media en un mes de julio
Foto: EP

Uno de cada tres contratos inscritos en los servicios públicos de empleo durante el mes de julio tenía una duración igual o inferior a un mes, según datos del Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) que elaboran otra radiografía del mercado laboral.

De los 1.838.250 contratos registrados en julio, el 21,5% de ellos (396.009) tenía una duración igual o inferior a la semana; el 4,7% del total (87.479) contemplaba una duración de entre 7 y 15 días, y el 8,6% (158.359 contratos) de entre 15 días y un mes.

Así, sumando todos los contratos con una duración igual o superior a un mes, los datos del SEPE revelan que el 34,9% de los que se inscribieron en julio igualaba o no llegaba al mes de vigencia.

En total, en julio se registraron 641.838 contratos de un mes de duración o menos. De esta cantidad, la mayor parte presentaba una duración igual o inferior a siete días.

Con entre uno y tres meses de duración se efectuaron 318.411 contratos en julio (el 17,3%), mientras que los contratos de entre tres y seis meses sumaron 108.222 (el 5,9% del total).

Por último, de entre seis y doce meses de duración se registraron 26.067 contratos (el 1,4%), en tanto que 4.738 contemplaban una duración superior al año (el 0,3% del conjunto de contratos).

Asimismo, en el registro del SEPE figuran en julio 571.944 contratos de duración indeterminada y 165.500 contratos indefinidos, cifra ésta última que equivale al 9% del total de contratos efectuados en el séptimo mes del año.

Duración media: 53,19 días, la segunda mayor de un mes de julio

La duración media de los contratos inscritos en los servicios públicos de empleo durante el mes de julio fue de 53,19 días, por debajo de los 53,33 días de julio de 2020. No obstante, se encuentra por encima del mínimo de la serie histórica de julio, que se alcanzó en 2019 con 47,05 días.

Con excepción de 2020, la duración media de julio de este año (53,19 días) supera todos los registros de julio de los ocho años anteriores, de forma que se convierte en el segundo mejor dato de duración media en un mes de julio desde 2013, similar al registrado en 2012 (53,94 días).

Sin embargo, echando la vista más atrás, el dato de 2021 queda lejos de los registros de otros meses de julio.

Así, en el periodo 2006-2011, la duración media de los contratos inscritos en julio fue bastante superior, con cifras que no bajan de los 58,8 días y que alcanzaron su máximo en 2006, cuando los contratos rozaron los 74 días de duración en términos promedios, muy por encima del dato de julio este año (53,19 días).

comentarios6WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

Comentarios 6

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Teo
A Favor
En Contra

Está prohibido contratar más de un año (al menos en lo privado), si lo haces sería un contrato fijo y eso con el nivel de incertidumbre actual, costes salariales y demás no es nada fácil encontrarlo, dentro del sector servicios que es el que crea empleo en verano.

Puntuación 2
#1
me descojono
A Favor
En Contra

en otros países hay más empresas q trabajadores, y en españita se han encargado de aniquilarlas y hacerlas desaparecer, y las q quedan buena parte en precario, de ahí q no generan poco o nada. Todos los días leemos inspecciones de hacienda, de trabajo, de sanidad, impuestos, cierres, lo cual remata q no se qiera montar nada. No gracias, q monte mejor la montoro

Tener empresa en españa únicamente es para pagar lo q tu empresa no genera, es decir, pagarlo tú y tu familia en impuestos y de todo menos tu negocio + todos los líos con administraciones y trabajo que implica, pero no 4 días como dicen ahora. El autónomo no sabe de jornadas de 7 horas, fines de semana, festivos, el autónomo tira, lo q quiere es sacar a su familia adelante, aún con la soga al cuello. Montar algo en españita es de locos y no lo recomendaría, provablemente se dejen la vida y el dinero.

Y luego está el panorama laboral, si montas algo q sea para ti sin trabajadores, y conociendo muy bien dónde te metes, pq luego llega la tragedia.

Es la experiencia q veo en el entorno, de nada

Puntuación 2
#2
orwell
A Favor
En Contra

¿ y qué empresario se atreve a más con la incertidumbre que provoca Estado y Comunidades autónomas?. Qué quieren , que los contraten indefinidos y el próximo decreten un nuevo cierre parcial o total. Hay que ponerse en la piel de empresario, y que además son quienes mantienen al país.

Puntuación 3
#3
Es lo que hay
A Favor
En Contra

El SEPE es una mierda debería desaparecer, allí no trabaja nadie, ni te dan cita, ni cogen el teléfono ,ni gestionan o solucionan nada.

Puntuación 6
#4
A Favor
En Contra

Gracias a los de la reforma laboral ...

Puntuación 0
#5
carlinhos
A Favor
En Contra

Al #5

Pues sí, gracias a la reforma laboral.

Sin ella, no se firmarían esos contratos. Esas personas estarían en el paro.

El problema es que nos empeñamos en que el empleo se cree por imperativo legal. No somos capaces de entender que el empleador lo es voluntariamente, y si sólo le ponemos pegas ... pues así nos luce el pelo a todos.

Puntuación 0
#6