Economía

Los sindicatos presionan a Moncloa para derogar "ya" el factor de sostenibilidad

  • Piden adelantar a 2021 la eliminación pese al compromiso de Escrivá para 2022
  • Los empresarios tensan la cuerda del pacto por la reforma del Reta
Reunión de la mesa de diálogo social. Fuente: EP.
Madrid

El acuerdo para la reforma de pensiones en la mesa de diálogo social está encontrando ciertos obstáculos para cerrarlo definitivamente en las exigencias de patronal y sindicatos sobre el plan de medidas concretas propuesto por el Gobierno. Es el caso de la derogación del factor de sostenibilidad aprobado por el PP en 2013, y que está en suspenso hasta 2023. El ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, se ha comprometido a su eliminación durante el próximo año, incluyéndolo como parte del segundo paquete de medidas de la reforma, pero los sindicatos tensan la cuerda para que esta derogación se haga ya efectiva en la aprobación del primer paquete de medidas. Es decir, en este mismo 2021.

Por el momento, se trata de una cuestión con un elevado componente de formalidad ya que la derogación por parte del Gobierno de este factor de sostenibilidad es un compromiso recogido en el calendario de actuaciones de la reforma de pensiones. Sin embargo, esta eliminación es fundamental para poder concluir que el Gobierno ha derogado de facto la reforma de pensiones de 2013 del PP, que además es uno de los compromisos de la coalición de PSOE y UP. Y, por ello, aunque no se avance en los aspectos concretos de lo que será el nuevo factor de equidad intergeneracional hasta el próximo año, los sindicatos sí que están presionando para que la ley quede revocada desde este momento, y no en suspenso hasta 2023.

Por un lado, los sindicatos tratan de asegurar con esta prebenda que la ley del facto de sostenibilidad salga del tablero de las pensiones definitivamente, y alejar la incertidumbre sobre la suerte que correría este aspecto de la reforma si debiera ser culminado por un Gobierno de diferente signo. Sin embargo, por otro lado, la exigencia de los sindicatos hace que un acuerdo que parecía ya cerrado hace semanas -incluso con declaraciones del líder de CCOO, Unai Sordo, y del propio ministro Escrivá en sede parlamentaria en esta dirección- esté aún en el limbo de los plazos y que pueda provocar el retraso del acuerdo definitivo en la mesa de diálogo social y, por ende, de su aprobación en el Consejo de Ministros y posterior votación en el Pleno del Congreso.

Reforma del Reta

El otro gran punto que en estos momentos traba la conclusión de la primera tanda de negociaciones para la reforma de pensiones es el de la reforma del sistema de cotización de los autónomos, que transitará a un modelo de aportación en base a los ingresos reales de los trabajadores por cuenta propia. La intención del Ejecutivo era incluir en este primer acuerdo el armazón del futuro Reta, si bien es uno de los puntos en los que ha tenido que ceder el Ejecutivo, esta vez con la parte de la patronal, para poder agilizar la negociación y dar salida en este mes de julio a los dos primeros puntos de la reforma: la vinculación de la revalorización de las pensiones con el IPC y la reforma de las jubilaciones anticipadas.

Precisamente, sobre este último aspecto también existen aún diferencias con los representantes de los empresarios sobre la intención del Gobierno de eliminar los convenios colectivos de jubilación forzosa en las empresas. Para evitar las salidas del mercado laboral de manera involuntaria al menos hasta un año después de la edad legal de jubilación.

comentarios9WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

forum Comentarios 9

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

MATEO
A Favor
En Contra

Va a ser trágico, con la inflación y gasto en pensiones disparada (más e 10.000 millones mensuales y subiendo., ¿Cómo van a pagar las pensiones del próximo año? si ya el gobierno se tiene que prestar dinero a sí mismo para poder pagar las extras de los jubilados. ¿Qué van a dejar para los jóvenes? ¿deuda y quiebra?

Puntuación 23
#1
FELIX
A Favor
En Contra

Los sindicatos exigen muchas cosas a todos los demás (y no me parece mal) pero cuando han tenido que despedir ellos a sus propios trabajadores se han acogido a la indemnización mínima marcada por ley, una ley que también exigieron su derogación....para luego aplicarla. Ejemplares y modélicos.

Puntuación 26
#2
Usuario validado en elEconomista.es
profundo sur
A Favor
En Contra

que siga la fiesta, van a reventar la seguridad social, pero qué más da, juegan con el ahorro de los trabajadores que llevan toda la vida cotizando para que tu dinero acabe en manos del Estado-sindicatos que te tienen cogido por las pelotas, se quedan con tus ahorros de toda la vida y te lo van devolviendo como si fuera un regalo de la izquierda, que es nuestro dinero ya está bien

Puntuación 21
#3
alberto
A Favor
En Contra

Son tales las exigencias interesadas de los sindicatos y patronal que hace materialmente imposible uno de los acuerdos del pacto de Toledo que es el alargamiento de la vida laboral. Si la empresa tiene vía libre para extinguir el contrato de trabajo cuando el trabajador llega a la edad legal de jubilación como va a poder ejercitar su derecho de jubilación demorada que la ley le ofrece.

Dado que las posturas solo ven el interés particular en vez del general, mi propuesta es que el gobierno legisle prohibiendo la jubilación forzosa, que dicho sea de paso es anticonstitucional.

Puntuación 5
#4
Lindezas
A Favor
En Contra

Los sindicatos exigiendo mejoras para los pensionistas, aunque vayan en contra de los trabajadores (mas gasto en pensiones, más impuestos a los trabajadores). Que cosa tan curiosa.

Puntuación 8
#5
Jose
A Favor
En Contra

Los sindicatos (en España) es como encerrar 10 gallinas con un lobo que lleva una semana sin comer y esperar abrir el granero a la semana siguiente y que las gallinas estén vivas. Los sindicatos con la mentalidad española son un cáncer. Ya lo era antes de la guerra. Luego desaparecieron. Y luego han comido langosta hasta que la deuda de España está por 250 billones de las antiguas pesetas. No sabéis todavía bien lo que espera. Los que algo sabemos de economía... y de historia nos pinta un cuadro muy negro. No por lo que venga económicamente, que también, porque es inevitable. Sino conociendo la naturaleza oculta de este país, silenciada durante 40 años y cebada otros 40. Ya veremos cuando no quede ni un palo para cebar,... ni uno para mandar

Puntuación 16
#6
Intruso
A Favor
En Contra

Repito, el problema económico de España NO son las pensiones, son los chiringuitos; empresas públicas, Ayuntamientos, 17 miniestados, 17 "defensores del pueblo", ONG,s, televisiones autonómicas, subvenciones etc.. Pagamos impuestos para las pensiones (entre otras cosas), NO pagamos impuestos para un ejército de enchufados que no dan ningún servicio a los españoles, viven de nosotros por la cara. Por mucho que sus medios intenten demonizar las pensiones para convencer al "ganao" que son el mal de España y hay que bajarlas, la realidad es que el mal está en los comederos de la cosa pública. Presupuestos base cero es la solución, con luz y taquígrafos.

Puntuación 15
#7
Usuario validado en Google+
Jose Diaz
A Favor
En Contra

Sindica-listos, liberados, vagos y "mariskeros", trapaceros, felones y VENDEDORES de los trabajadores, "jetas" y liantes, os tendrían que correr a "gorrazos" de las empresas.

Puntuación 5
#8
Usuario validado en elEconomista.es
Nano54
A Favor
En Contra

El factor de sostenibilidad es para que te mermen la pensión porque en "teoría" vas a vivir más, hasta ahí de acuerdo, pero resulta que a los beneficiarios de aquellos que la palman pronto después de jubilarse y habiendo cobrado solo dos o tres años de pensión a la viuda/o no le pagan más por cascarla demasiado pronto. "Mí no entender"

Puntuación 2
#9