Economía

La inversión entre EEUU y China en mínimos de casi una década ante las crecientes tensiones

  • Trump ha multiplicado las trabas alegando seguridad nacional
. Reuters
Nueva York

La inversión entre las dos mayores economía del mundo alcanzaron su menor nivel en casi una década en la primera mitad de 2020. La pandemia del coronavirus y el pulso en múltiples áreas llevaron los flujos de capital entre Estados Unidos y China a caer un 16,9% hasta los 10.900 millones de dólares entre los meses de enero y junio de este año, su peor registro desde 2011, según un informe publicado por la consultora Rhodium Group y el Comité Nacional para las Relaciones entre EEUU y China.

"En un momento de creciente malestar con la integración de la tecnología entre Washington y Pekín, muchas otras empresas, tanto las firmas chinas que operan en EEUU como las firmas estadounidenses con presencia en China pueden verse obligadas a desinvertir", asegura el informe donde se destaca como en los datos semestrales de 2016 y 2017 la inversión entre ambos países tocó casi los 40.000 millones de dólares.

La inversión de las empresas estadounidenses en China en la primera mitad del año se desplomó un 31% hasta los 4.100 millones de dólares, mientras que la de las compañías chinas en EEUU aumentó un 38% a 4.700 millones de dólares, según el informe. Eso se debió principalmente a la compra por parte de un consorcio liderado por Tencent Music de una participación minoritaria en el grupo Universal Music por 3.400 millones de dólares.

Sin embargo, citando riesgos para la seguridad nacional del país, la Administración del presidente de EEUU, Donald Trump, ha implementado numerosas trabas para obstaculizar la inversión y operación de las empresas chinas.

Entre ellas destaca la inclusión del gigante de las telecomunicaciones Huawei en su lista negra de compañías o más recientemente la saga que rodea a TikTok. El inquilino de la Casa Blanca emitió un decreto para forzar a su matriz, la china ByteDance, a vender las operaciones en EEUU o enfrentarse a un cierre de sus servicios a este lado del Atlántico.

ByteDance busca actualmente la aprobación de un acuerdo con Oracle que estaría estructurado como una asociación, que creará una nueva compañía con sede en EEUU, en lugar de una venta directa. Al cierre de esta edición, Trump todavía no había ofrecido su veredicto sobre esta operación.

"En este momento nos estamos moviendo hacia un desacoplamiento", reconoció Stephen Orlins, presidente del Comité Nacional para las Relaciones entre Estados Unidos y China. Desde su punto de vista, las relaciones entre ambos países son las peores desde la década de 1970, incluidas las secuelas de la masacre de la Plaza Tiananmen en 1989.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin