Economía

La deuda de la Seguridad Social con el Estado asciende a 99.000 millones de euros

  • Solo los préstamos de esta año ascienden a 45.000 millones de euros
  • Las ayudas por el COVID-19 con cargo al Sistema suponen 30.000 millones
Ministerio de Seguridad Social. Foto: Efe

La Seguridad Social afronta un reto sin precedentes en la actual crisis sanitaria, como principal organismo encargado de financiar la mayoría de las ayudas que el Gobierno lleva aprobando durante las últimas semanas con objeto de proteger a empresarios y trabajadores que se han visto obligados a frenar su actividad, y no lo hará en las mejores condiciones presupuestarias. Tras el préstamo aprobado por el Consejo de Ministros de 13.830 millones de euros y los dos concedidos este mismo martes por valor de 30.500 millones de euros, el organismo encargado de pagar las pensiones en nuestro país con el Estado es de 99.000 millones de euros, es decir, 8,25 puntos porcentuales del PIB.

De este modo, con la aprobación de las dos últimas inyecciones, el Estado sale al rescate del organismo encargado de pagar las pensiones en nuestro país tras la aprobación en el Consejo de Ministros de este martes de dos préstamos, uno de 14.002 millones de euros y otro de hasta 16.000 millones para afrontar los gastos extra generados por las ayudas para combatir la pandemia. Y a los que se suma el liberado en el pasado mes de abril por valor de 13.830 millones de euros que, a diferencia de estos dos últimos, sí que aparece recogido en los Presupuesto Generales y por lo tanto no repercute en un incremento de la deuda

De este modo, la Seguridad Social dispondrá de hasta tres créditos en 2020 para afrontar los compromisos de pago de pensiones y de las ayudas por el COVID-19 para empresas y trabajadores por valor de 45.000 millones de euros.

Tal y como avanzó este medio, el devengo de la Seguridad Social con la Administración central ya alcanzó los 68.850 millones de euros tras el consumo de la primera línea de crédito, ahora las previsiones sobre este saldo se desbordan con la noticia anunciada por el Consejo de Ministros: la deuda del Sistema se situará en los 99.000 millones de euros, un 8,25% del PIB. A esta cifra, también se agregan los créditos concedidos desde el año 1992: hasta el 2020, la Seguridad Social había dispuesto de cuatro créditos, mientras que solo este año se han concedido tres. De hecho, los 45.000 millones liberados este año triplican la necesidad de financiación extra experimentada el pasado ejercicio. 

De hecho, hace un mes, elEconomista avanzó que la Seguridad Social precisaría de un segundo préstamo en este ejercicio para poder abordar las ayudas por el COVID-19 y el pago de las pensiones, especialmente de las pagas extraordinarias de junio y noviembre. Entonces, se especulaba con una cuantía que ha terminado por ser el doble de lo previsto a tenor de las necesidades principalmente asociadas al pago de los ERTE. Hay que recordar que solo en los meses de junio y noviembre, la Seguridad Social abona conjuntamente la nómina ordinaria y extraordinaria de las pensiones, un desembolso de en torno a 20.000 millones de euros y que puede generar tensiones de liquidez al Sistema.

Además, por primera vez en la historia se ha producido una caída del gasto en pensiones del Estado, tal el golpe de la crisis sanitaria. La Seguridad Social desembolsó 9.852,8 millones de euros al pago de las pensiones contributivas, un 2,5% más que en el mismo mes de 2019, aunque casi un 0,3% menos que en abril.

A ojos del Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, la caída se produce en un contexto de cierre de oficinas y el confinamiento por la crisis del coronavirus, por lo que se han producido un menor número de altas. "También hay que tener en cuenta cómo ha influido la pandemia en términos de mortandad sobre el conjunto de la población y, en mayor medida, sobre el colectivo de las personas de mayor edad", añade.

El número de pensiones respecto a abril bajó hasta situarse en 9.754.137 pensiones contributivas, 38.508 pensiones menos que en el cuarto mes del año. Con datos de abril, el número de altas de pensión registradas fue de 31.232 pensiones, un 32,2% menos respecto al mismo mes del año pasado y un 13,9% menos respecto a marzo de este año. En lo que va de año, se ha registrado una reducción del 33,8% en el número de expedientes iniciados en comparación con el mismo periodo del año pasado. Así, en marzo y abril se han iniciado 32.512 expedientes por jubilación, frente a los 49.798 de un año antes.

Si se considera el acumulado anual desde enero hasta el inicio de mayo de 2020 han causado alta 157.896 nuevas pensiones, un 22,1% menos que en el mismo periodo del año anterior, y han causado baja 205.638 pensiones, un 17,5% más.

comentariosforum1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

forum Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

No me venga con excusas, que soy de los "vuestros".¿Qué hay de lo mí­o? jejeje
A Favor
En Contra

Que conviertan esta deuda en perpetua y asunto arreglado. Veis cómo, al igual que el socialcomunismo, también yo sé arreglar estos asuntillos sin importancia. Otra solución a este "problemilla": como el dinero público no es de nadie (Calvo dixit), pues no hay deuda que valga.Y si no, pues, ésta otra: que la pague la UE que son unos "fascistas de tomo y lomo", que nos han "obligado" a endeudarnos (echar balones fuera).Punto y final. Asunto zanjado.

Puntuación 11
#1