Deporte y Negocio

La RFEF aprueba los nuevos modelos de Copa del Rey y Supercopa de España

  • La federación española cierra su plan de renovar los dos torneos
  • LaLiga ha prometido impugnar estas decisiones, que rechaza de plano
  • La RFEF también aprueba el nuevo modelo de la liga de fútbol femenina
Madrid

La Asamblea Extraordinaria de la Federación Española de Fútbol (RFEF) ha aprobado los nuevos modelos de competición de Copa del Rey y Supercopa de España por una amplia mayoría, lo que abre el camino a un conflicto de larga duración con LaLiga después de que ésta anunciase que impugnaría el resultado en los tribunales si los proyectos anunciados por Luis Rubiales recibían el 'sí' del órgano.

El nuevo modelo de Copa, integrado por 116 equipos (respecto a los 83 de la última edición), ha recibido el respaldo de 91 asambleístas, y tan solo dos votos en contra y una abstención. Tendrá un partido único hasta semifinales y en esta Copa estarán 20 equipos de Primera, 22 de Segunda, 28 de Segunda B (los siete primeros clasificados de cada grupo), 32 de Tercera (18 primeros y 14 mejores segundos), cuatro semifinalistas de la Copa Federación y 10 equipos ganadores de una eliminatoria previa de los ganadores de las competiciones territoriales. La final será el 18 de abril.

Respecto a la Supercopa, ésta ha recibido el apoyo de 94 asambleístas, dos votos en contra y dos abstenciones. Se celebrará del 8 al 12 de enero y en ella jugarán los campeones y subcampeones de Copa y Liga. Si coincidiesen, se recurriría a la clasificación de Liga hasta completar cupos, lo que constituye una novedad en cuanto a la primera idea de Luis Rubiales. El presidente de la RFEF ha asegurado que los semifinalistas de este torneo recibirán 800.000 euros, el finalista 1,4 millones y el ganador dos millones. El montante total de premios deportivos será, por lo tanto, de cinco millones de euros.

En plena Asamblea, la RFEF ha anunciado que el Valencia ha mandado un burofax (el club 'ché' avisó de una posible denuncia si se aprobaba el nuevo modelo con fechas nuevas) y ha advertido a la entidad valencianista de que, en caso de perjuicios económicos a la federación, ésta podría pedir indemnizaciones y acudir a la justicia, además de recordar que tiene las competencias necesarias para modificar las competiciones oficial a pesar de que una circular de la propia RFEF establecía que la Supercopa 18/19 se debía jugar en el formato tradicional.

De acuerdo con la renovación de los torneos, la RFEF ha aprobado también el calendario para la temporada 19/20, en el que LaLiga comenzaría el 18 de agosto y terminaría el 24 de mayo, al igual que la Segunda.

En la misma reunión, la RFEF también ha aprobado con 94 votos a favor, uno en contra y dos abstenciones el nuevo modelo de liga femenina, que incluye una Primera de 16 equipos y una Segunda de 32 (repartidos en dos grupos) y que pedirá una serie de requisitos y licencias, pero por la cual hay un acuerdo "al 95%" con la Asociación de Clubes de Fútbol Femenino.

Esto, que incluye la celebración de una Supercopa, podría garantizar la continuidad de la actual Liga Iberdrola, aunque el principal foco de rechazo es el de la comercialización de los derechos de TV, que la RFEF no quiere ceder a la ACFF (ésta anunció un acuerdo con Mediapro por nueve millones de euros y tres temporadas) y de los cuales asegura que "tiene un estudio negativo de compliance", además de expresar la seguridad de poder presentar en el futuro una propuesta económica mayor y un reparto más justo. Por lo tanto, la incertidumbre todavía se mantiene en este sentido.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0