Banca y finanzas

BBVA ve un error las hipotecas al 100% pese a ser el único que las vende

  • Registra el mejor beneficio trimestral en tres años, al ganar 1.340 millones
Foto: Archivo

BBVA ve un error que la banca conceda hipotecas con una financiación superior al 80% del valor del inmueble y que ésta alcance la totalidad del importe, a pesar de que en los últimos meses es la única entidad que ha comercializado créditos para la adquisición de la vivienda sobre este umbral.

Este tipo de prácticas, que el Banco de España considera de alto riesgo, y que el conjunto del sector las ve peligrosas, a tenor de las declaraciones de sus responsables esta semana, fueron recuperadas por BBVA en marzo, aunque no de manera generalizada. Su consejero delegado, Carlos Torres, coincidió en la valoración de algunos de sus colegas al asegurar que "no se deben dar porque generan problemas".

La declaración cuando menos es significativa, ya que en su nueva campaña comercial, por la que concede el crédito más barato del sector, permite la posibilidad de que los clientes puedan conseguir un crédito que cubra más del 80% del coste del inmueble bajo determinadas circunstancias, en consonancia con el mensaje lanzado por Torres de que la entidad se adapta a cada perfil de usuario para ofrecerle diferentes propuestas.

El número dos del grupo vasco hizo estas consideraciones durante la presentación de resultados del primer trimestre, los mejores de los últimos tres años.

La entidad logró unas ganancias de 1.340 millones de euros, un 11,8% más, gracias al tirón de España y de Estados Unidos, donde la rentabilidad por fin superó el 10%. Nuestro país ya aporta una cuarta parte de sus ganancias y, según Torres, esa contribución será cada vez mayor por la recuperación de la economía, el proceso de transformación digital y la mejora del negocio, a pesar de los tipos de interés negativos. En concreto, las ganancias de BBVA en España se situaron en 410 millones, debido a dos factores: por un lado, el saneamiento de los activos vinculados al inmobiliario, que apenas generan pérdidas de 27 millones de euros, frente al agujero de 100 millones del primer trimestre del ejercicio anterior; y por otro, la caída de los costes operativos y de la morosidad, que compensaron la bajada de los márgenes del negocio bancario e impulsaron un 17% el resultado.

La entidad, además, está en un proceso de desinversión de prácticamente la totalidad de los inmuebles que tiene en cartera por impago de deudas a Cerberus. Según Torres, la operación se cerrará en el tercer trimestre del año. Hasta entonces, BBVA proseguirá con las ventas de pisos, que han disminuido a menos de 12.000 millones brutos a cierre de marzo.

En Estados Unidos, las ganancias del banco también sorprendieron sustancialmente, más de un 50% y el país aporta el 11% de los resultados.

Tras la subida del peso de Norteamérica y España, México y Turquía limitan su importancia, aunque el país azteca sigue siendo el principal sustento de las cuentas del banco.

El consejero delegado del banco destacó que los beneficios están reflejando su plan de transformación digital. Las ventas a través de los canales alternativos a las oficinas superan ya en conjunto el 40% del total y superarán a lo largo de 2018 el 50%.

2,22 por ciento

Es la subida que experimentó la acción de BBVA en bolsa en la jornada del viernes. Los inversores acogieron de manera positiva las cuentas de la entidad, que superaron las expectativas del mercado. En los últimos meses, la cotización del grupo había estado presionada, entre otros motivos, por la incertidumbre que generan las próximas elecciones de México, país que aporta todavía más de un tercio de sus beneficios.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud