Banca y finanzas

Guindos (BCE) aboga por un pacto del Gobierno y el PP para relevar la cúpula del BdE porque "fortalece el entramado institucional"

  • Avisa de "meses difíciles" con el comportamiento de la inflación 
  • Aún así, confía en que llegará al objetivo del 2% marcado por el BCE

El vicepresidente del Banco Central Europeo (BCE), Luis de Guindos, abogó hoy por un acuerdo entre el Gobierno y el PP para relevar la cúpula del Banco de España, con el argumento de que este tipo de pactos "fortalece el entramado institucional de un país".

Guindos recordó en entrevista con Onda Cero que siendo él ministro de Economía en el año 2012 llegó a un acuerdo con el PSOE por el que el Gobierno nombró a Luis María Linde gobernador y el partido en la oposición designó a Fernando Restoy como subgobernador.

A su juicio, este tipo de pactos, que "no están escritos en ningún sitio", "fortalecen el entramado institucional". "Sería muy importante mantener ese planteamiento de acuerdos institucionales", apuntó.

El mandato de Hernández de Cos vence la próxima semana sin que el Gobierno haya resuelto su relevo con la intención de negociar con el PP la cúpula del organismo junto al desbloqueo de la situación del CGPJ, que lleva bloqueado desde hace más de cinco años.

Guindos consideró que Hernández de Cos ha sido "un magnífico gobernador" y Delgado, que ejercerá su función de manera interina, es "una persona respetada y conocida en el ámbito del BCE".

En relación a la opa de BBVA sobre Sabadell, Guindos eludió valorar si la operación ocasiona o no problemas de competencia porque ese análisis corresponde a la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC). El Banco Central Europeo (BCE) expuso que realizará sus valoraciones "únicamente basadas en principios de solvencia y prudenciales".

El BCE ha sido un férreo defensor de las fusiones transfronterizas para favorecer la creación de un mercado único, sin que ello implique estar en contra de las nacionales que, a veces, reconoció de forma genérica que son necesarias para llegar a las operaciones de entidades de deferentes países.

Aunque eludió entrar a valorar aspectos de competencia, sí subrayó que no siempre se garantiza solo con que haya más operadores. "La competencia en un sector no obedece únicamente al número de jugadores, también a la fortaleza de los mismos", agregó.

Meses difíciles con la inflación

La desinflación en la eurozona sigue su curso y todo apunta a que alcance la meta de corrección hasta el 2% el año que viene. De Guindos aseguró en la entrevista radiofónica que confía en que "a partir de final de año" el IPC de la eurozona se va a mover hacia el objetivo de estabilidad.

De todos modos, ha advertido que los próximos meses "no van a ser sencillos". El vicepresidente del BCE vaticinó que los precios "pueden acelerarse" ligeramente, pero está convencido que "a partir de final de año" el IPC va a converger "claramente" hacia el objetivo de estabilidad de precios.

A pesar de que el Consejo de Gobierno del BCE redujo los tipos de interés 25 puntos básicos, se mantienen bastante cautos en cuanto al siguiente recorte. Se mueven con prudencia, aunque el exministro de Economía español trasladó que la institución que preside Christine Lagarde confía en que la inflación va a seguir acortándose y llegará a ese esperado 2%.

"El Consejo de Gobierno no tiene ninguna senda predeterminada de evolución de tipos", dijo de Gindos. Al mismo tiempo, recordó que no hay que olvidar la incertidumbre tan elevada que hay actualmente, sobre todo con la geopolítica y la fragmentación económica. Sin olvidar lo que está pasando en China y las elecciones tanto de Europa como de Estados Unidos.

"El nivel de incertidumbre seguramente es el más elevado en estos momentos para la economía europea en muchas décadas", ha señalado Guindos, para defender la postura del BCE de no asumir una hoja de ruta predeterminada en cuanto al número de bajadas y la cuantía de las mismas. "Vamos a ser dependientes de los datos", ha apostillado.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud