Actualidad

Esto es lo que subirán las hipotecas que se revisen al finalizar mayo de 2023

  • Las hipotecas que se revisen anualmente con el valor de mayo subirán
  • Es poco probable que los tipos de interés y que el euríbor bajen
  • Quienes vayan a tener problemas deben contactar con su banco cuanto antes
Foto: Dreamstime.
Madridicon-related

No hay descanso para los que cuenten con una hipoteca variable. El euríbor a 12 meses, que es el índice usado para calcular el interés de estos préstamos, cerrará mayo con una nueva subida. De acuerdo con el comparador financiero HelpMyCash.com, su valor mensual medio se situará en torno al 3,86%, ligeramente por encima del 3,757% en abril. Los hipotecados cuyo contrato se revise en las próximas semanas pasarán a pagar casi 300 euros más al mes de media.

Más de 3.000 euros anuales

Pero el encarecimiento será mayor para las hipotecas que se revisen anualmente con el valor del euríbor de mayo. Esto se debe a que la cotización de este índice era mucho más baja hace 12 meses, del 0,287%. Las cuotas de los préstamos actualizados semestralmente también se encarecerán, pero menos: el registro del euríbor hace seis meses ya se acercaba al 3% (2,828%), y por ello el interés de estos créditos subirá menos.

Una persona es titular de una hipoteca variable media con un importe pendiente de 150.000 euros, un plazo de 25 años y un interés de euríbor más 1%. Si el préstamo se revisa anualmente con el valor de mayo, sus cuotas subirán a casi 865 euros mensuales; casi 280 euros al mes, y unos 3.356 euros año año. Y si su revisión es semestral, las mensualidades pasarán de unos 778 euros a casi 865 euros; unos 87 euros más al mes o 522 euros más al semestre.

La subida de las cuotas podrá ser menor o mayor según las condiciones del crédito revisado: su importe y plazo pendientes, su diferencial (lo que se suma al euríbor para calcular el interés, etc. Con el simulador de revisión de hipoteca de HelpMyCash es posible calcular sin costes a cuánto ascenderían las mensualidades de un préstamo a tipo variable, actualizado con el último valor del euríbor.

¿Puede el Euríbor alcanzar el 5%?

Nada parece indicar que el euríbor vaya a dar tregua a los hipotecados a tipo variable, en el corto plazo. Según Miquel Riera, especialista en el mercado hipotecario de HelpMyCash, "es muy probable que este índice se mantenga al alza, porque se espera que el Banco Central Europeo (BCE) suba sus tipos de nuevo a mediados de junio para contener la elevada inflación de la zona euro".

La presidenta de la máxima autoridad bancaria europea, Christine Lagarde, anunció a principios de mayo una nueva subida de tipos, hasta el 3,75%, y afirmó que no sería la última. Para Riera es probable que el BCE aumente hasta el 4% su interés en su próxima reunión del 15 de junio. En este caso el euríbor seguramente cerrará el segundo trimestre del año con un valor medio de alrededor del 4,25%.

"En HelpMyCash creemos que el BCE volverá a subir los tipos en junio porque aún le queda por alcanzar su objetivo: conseguir que en 2023 la inflación en la zona euro llegue al 5,5% y en 2024 al 2%. Además, el verano está a la vuelta de la esquina y todos sabemos que siempre ha sido una temporada de alto consumo, por lo que frenar el gasto es elemental para controlar la inflación", añade Olivia Feldman, cofundadora del comparador.

Es poco probable que baje

La analista recuerda que en los dos últimos meses la inflación en Europa ha sido de en torno al 7%, por lo que para que se cumpla el objetivo del 5,5% deben ocurrir dos cosas: "O el BCE sigue subiendo los tipos o bien experimentamos una desaceleración de la economía de la zona euro".

Entonces, nadie sabe si este índice alcanzará el umbral del 5%. Sí reconocen los expertos que es poco probable que tanto los tipos de interés como el euríbor bajen. "Para que esto sucediera tendríamos que entrar en recesión. Aunque desde hace poco más de un año muchos analistas pronostican que Estados Unidos entrará en recesión y que Europa le seguirá los pasos, lo cierto es que hasta el momento esto no ha ocurrido y no se han cumplido estas previsiones", reconoce Feldman.

¿Cómo evitar un impago?

Es más que probable que el euríbor se mantenga en valores históricamente elevados, por lo que queda de año. Debido a esto, las hipotecas variables que se revisen en los próximos meses se encarecerán significativamente, lo que puede generar problemas financieros a los titulares de estos productos.

Riera prosigue con que: "Los hipotecados que tengan problemas para llegar a fin de mes deben pedir cita cuanto antes a su banco para estudiar posibles soluciones". Las entidades están normalmente abiertas a reestructurar la deuda de sus clientes si estos les piden ayuda antes de que se produzca un impago: ofrecen la opción de ampliar el plazo para reducir la cuota mensual, o de aplicar una carencia durante la que solo se paguen intereses durante un tiempo.

Y si el titular de la hipoteca variable cumple ciertos requisitos, podrá acogerse al Código de Buenas Prácticas Bancarias. Este paquete de medidas permite reestructurar la deuda de clientes en situación de vulnerabilidad económica mediante la ampliación de su plazo, la reducción de su interés o la aplicación de una carencia. Con el simulador de ayudas para hipotecados de HelpMyCash es posible comprobar si se reúnen las condiciones necesarias para beneficiarse de este programa.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud