Actualidad

El mayor estudio sobre teletrabajo: 60.000 empleados sitúan sus pros y contras

  • Se trata de un macroanálisis con 60.000 empleados de Microsoft que llevan teletrabajando desde el inicio de la pandemia
  • La falta de conexión con los compañeros se sitúa como lo peor, pero la productividad no parece salir mal parada

El escrutinio sobre el teletrabajo ha estado al orden del día desde que se inició la pandemia, con multitud de adeptos y otros tantos detractores. Ahora, cuando se empieza a imponer el regreso a la oficina, la revista Nature Human Behaviour ha publicado el que es hasta ahora el mayor informe sobre teletrabajo.

El estudio se ha llevado a cabo teniendo en datos anónimos de 61.000 empleados de Microsoft que se pusieron a teletrabajar al inicio de la pandemia, y concluye, grosso modo, que ha perjudicado la comunicación y la colaboración entre los distintos grupos de negocio dentro de la empresa, amenazando la innovación a largo plazo, pero no tanto la productividad, como se le ha achacado muchas veces.

El estudio coincide con el anuncio de Microsoft de que los empleados no volverán a la oficina el 4 de octubre, como se esperaba, sino que dejará "de forma indefinida", teletrabajar a sus empleados.

La falta de comunicación directa, lo peor

"Si no se interviene, los efectos que descubrimos pueden afectar a la capacidad de los trabajadores para adquirir y compartir nueva información entre grupos y, en consecuencia, afectar a la innovación", escriben en una entrada de blog adjunta los investigadores. "A la luz de estos hallazgos, las empresas deberían reflexionar sobre si deciden adoptar políticas de trabajo desde casa a largo plazo y cómo lo hacen".

Las reuniones, a la baja tras el aprendizaje inicial

El estudio de Microsoft dice que el trabajo remoto también ha cambiado la forma en que los empleados se comunican, haciendo que dependan con más frecuencia que antes de la comunicación asíncrona, como el correo electrónico y los mensajes instantáneos, y con menos frecuencia que antes de la comunicación sincrónica, como las llamadas de audio y vídeo. Es decir, que poco a poco, el peso de las videollamadas ha ido a menos. Seguramente conforme los empleados han ido aprendiendo a optimizar reuniones.

El estudio se basa en un análisis de datos anónimos sobre correos electrónicos, llamadas, reuniones y otras actividades laborales de los empleados de Microsoft.

Forma parte de una oleada de nuevas investigaciones publicadas este jueves por la mañana por Microsoft y LinkedIn sobre el estado del trabajo en la pandemia.

La relación con los directivos, mejor que nunca gracias al teletrabajo

Un estudio paralelo evaluó además el sentimiento de los empleados de Microsoft basándose en encuestas internas.

En ellas los empleados informan de que sus sentimientos de inclusión y apoyo por parte de los directivos están en máximos históricos. En promedio, las encuestas también indican que los empleados de Microsoft se sienten igual de productivos que antes.

Muchos empleados tienen el objetivo de encontrar un equilibrio entre la vida laboral y personal, tiempo para concentrarse y tiempo para colaborar. Sin embargo, en función de sus circunstancias individuales, algunos consideran que trabajar desde casa es el mejor medio para alcanzar estos objetivos, mientras que otros consideran que ir a la oficina es la solución ideal.

Microsoft afirma que los resultados muestran la importancia de la flexibilidad y la comunicación entre directivos y empleados en los entornos de trabajo remotos e híbridos.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin