Vivienda - Inmobiliario

Inquilinos asfixiados: el tope al alquiler eleva el precio de la vivienda un 7,4% en 2022

  • El precio medio se situó en 11,03 euros/m2 al mes a cierre de 2022
  • Es la la tercera subida anual más alta detectada por Fotocasa desde 2007

Vivir de alquiler es cada vez más caro. A cierre de 2022, el precio medio de los arrendamientos subió un 7,4%, hasta los 11,03 euros/m2 al mes. Este es el tercer incremento más abultado desde 2007 y se explica por las medidas de limitación al alquiler aprobadas por el Gobierno -que han reducido considerablemente la oferta-, el renacer de las viviendas turísticas y el furor por la compraventa de casas.

"Con respecto al año anterior, el stock de vivienda se ha contraído un 32%, haciendo que el desequilibrio entre oferta y demanda aumente y empuje el precio al alza. Las tensiones inflacionistas y la caída que experimentó el precio en 2021 -y que ha recuperado a lo largo del 2022, también son responsables en buena medida de estos incrementos", explica María Matos, directora de Estudios y Portavoz de Fotocasa.

De cara a los próximos meses, la experta apunta que el  actual contexto económico y el cambio de ciclo hipotecario pondrán más presión sobre la escasa oferta del alquiler, por lo que "es probable que sigamos marcando máximos de precio en 2023". 

Por comunidades autónomas, el informe La vivienda en alquiler en España en el año 2022 elaborado a partir del Índice Inmobiliario Fotocasa desvela que los precios subieron con especial fuerza en Baleares (18,2%) y Canarias (16,9%). También se registraron alzas de doble dígito en la Comunidad Valenciana (15,7%) Cantabria (13,9%) y Madrid (13,2%). Por detrás de ellas se situaron Extremadura (8,6%), Galicia (7,3%), Andalucía (7,2%) y Región de Murcia (7,0%).

La región madrileña se posiciona como la más cara del país (15,42 euros/m² al mes), desplazando a Cataluña a la segunda posición, con un precio de 14,92 euros/m2. En el primer caso, las rentas son un 40% superiores a la media nacional, y en el segundo un 35%. 

Provincias y municipios 

Analizando al detalle todas las provincias, el precio del alquiler subió en prácticamente todas ellas (en 44 de 47) y en doce los incrementos anuales fueron de doble dígito.  Las primeras posiciones las ocupan Málaga (25,8%), Alicante (24,3%), Illes Balears (18,2%), Las Palmas (16,6%), Santa Cruz de Tenerife (16,5%), Valencia (14,7%) y Segovia (14,4%). Por otro lado, los descensos corresponden a las provincias de León (-2,7%), Palencia (-2,6%) y Toledo (-2,4%).

En cuanto a los municipios, las rentas se encarecieron en 83 zonas, mientras que solo bajaron en cinco. El municipio donde más se inflaron los precios fue Estepona, con una variación de 35,3%. Le siguieron Benidorm (34,7%), Mijas (33,9%), Santa Pola (33,2%(, Málaga capital (31,1%), Fuengirola (27,5%), Alicante (27,5%) y Benalmádena (26,9%)

Alquilar una vivienda en el municipio más caro de España, Barcelona capital, cuesta 19,55 euros/m² al mes; un 77% por encima de la media nacional (11,03 euros/m² al mes). Le siguen, Calvià (19,27 euros/m² al mes), San Sebastián (18,16 euros/m² al mes) e Ibiza (18,13 euros/m² al mes). 

En el otro extremo, Baeza, en Jaén, es el municipio más barato del país para vivir de alquiler (4,28 euros/m² al mes). Cerca se sitúan Puertollano (4,52 euros/m² al mes), Linares (4,93 euros/m² al mes), Ponferrada (5,14 euros/m² al mes) y Elda (5,27 euros/m² al mes). 

Madrid y Barcelona 

Un apartado destacado merece los municipios de Madrid y Barcelona que durante el 2022 han sido protagonistas de importantes avances en el precio de la vivienda en alquiler. 

Así, la ciudad de Madrid despidió 2022 con un incremento del 12,5% respecto a diciembre de 2021. Según explica el portal inmobiliario, en octubre se produjo el máximo incremento interanual (15,4%). Desde enero, en apenas doce meses, las subidas se han acelerado en la capital y han ido del 0,5% de enero hasta el 12,5% de diciembre.

En la ciudad de Barcelona, la variación anual es de 16,2% respecto a diciembre de 2021. El mayor incremento interanual de 2022 se produjo en agosto (22%). Desde enero, en apenas doce meses, las subidas se han incrementado en Barcelona y han ido del 9,5% de enero hasta el 16,2% de diciembre.

comentariosicon-menu10WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
arrow-comments
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.

A Favor
En Contra

Que no hagan nada los políticos que cuanto más enredan más me sube el alquiler, por favor....

Puntuación 29
#1
A Favor
En Contra

Con el titular ya me vale, la realidad que yo veo es justo la contraria, los propietarios han subido las rentas que piden, como no alquilan luego van bajando.

Puntuación -20
#2
Sanchinflas Gate y palmEREs corrutes
A Favor
En Contra

Sí #1, desde que la vicepresidienta habló de la cesta básica de la compra y Sanchinflas bajó el IVA de lo que le salió del puro, tenemos el pan un 20% más caro, el azúcar un 30, por no hablar de la coca-cola, que con el ladrón de Garzón, ha subido hta la ligt o la zero, de 2,10 el pack a 2,10 la botella!!

Puntuación 14
#3
chapa y pintura
A Favor
En Contra

Regula, regula que la realidad tiene su propio camino. Los comunistas regulan con la represión. Son el ahogo de la libertad.

Puntuación 16
#4
Sevillo
A Favor
En Contra

A mis fans,

Ni recesion ni bajada de precios de vivienda jajaja, lo que yo ya dige.y mientras yo a forrarme con mis pisitos y local en Barcelona.

345 Saludos

Pd: lo se soy un crak¡!

Puntuación 1
#5
Cristóbal Collón
A Favor
En Contra

Es lógico que los propietarios se protejan. ¿Que no pueden indexar el alquiler a la inflación? Pues suben el alquiler un 15% para protegerse de que luego el gobierno sólo les permitan una subida del 2%. Lo mismo pasa con el tema de los inquilinos morosos. ¿Que se tiran 1 año para echarlos? Pues los propietarios exigen al inquilino un aval bancario de 1 año.

Cada vez que los socialcomunistas son intervencionistas en el mercado...eso sólo provoca que los inquilinos salgan perjudicados. Pues a cada nueva exigencia del gobierno, nueva exigencia que el propietario traslada al inquilino.

Es como los impuestos a la banca. El gobierno dice que los subirá. ¿qué provocará eso? Pues que la subida la pagaremos los clientes de la banca.

Puntuación 20
#6
A Favor
En Contra

#6 Es verdad eso ? No pueden arrendador y arrendatario pactar que con independencia de la incompetente política de control de precios de los comunistas, las partes de ese contrato pactan que la actualización anual de la renta se hará con la inflación ? Los pactos son ley entre las partes. Alguien aquí sabe y puede contestar ?.

Puntuación 2
#7
Carlos
A Favor
En Contra

En la crisis anterior la gente tenía la nevera vacía con tal de pagar la hipoteca,y ni aún así la cantidad enorme de desahucios que hubo.Hoy con trabajo,el hundimiento del consumo de productos frescos,carne,pescado,etc por la inflación.Mucha gente no enciende la calefacción, desmantelamiento de la sanidad,etc.La deuda pública sigue aumentando.Encima en el caos, la vivienda y alquileres suben.Este año habrá 2 subidas más de los tipos de interés que hará que se pague miles de millones más por la deuda.Con todo lo anterior se tendrá una población más enferma y mal alimentada.En conclusión:este país y el mundo han caído en un pozo de difícil salida.

Puntuación 3
#8
Libertario
A Favor
En Contra

Los precios máximos , como el tope a los alquileres, disminuyen la oferta e incrementan la demanda, lo que provoca aumento de precios. Los precios mínimos, como el SM, provocan disminución de la demanda e incremento de oferta. En el caso del SMI disminuye la demanda de empleo de los empleadores y aumenta la oferta de gente que se ofrece para trabajar.

En economía se puede hacer cualquier cosa, menos evitar las consecuencias. Keynes

Puntuación 5
#9
Manuel
A Favor
En Contra

Esto mismo ya se había producido en otras ciudades europeas (París, Berlín o Roma) y se les avisó de que era otro más de los numerosos errores cometidos a lo largo de la legislatura al disminuir la oferta, moraleja: no cabe un tonto más en el Consejo de Ministros/as/es.

Puntuación 6
#10