Vivienda - Inmobiliario

Así pueden cobrar los pensionistas el bono del alquiler de 525 euros

  • El benefició está dirigido a persona que reciben pensiones no contributivas de jubilación
Foto: Dreamstime.

En tiempos de crisis económica e inflación el sector de los pensionistas suele ser el más perjudicado por los desajustes que implican para sus finanzas, sobre todo para los que reciben una jubilación mínima. El alquiler de una vivienda, suele ser uno de los gastos que más se incrementa.

Por esta razón, Pedro Sánchez aplicó un complemento extra de 525 euros para beneficiar a estar personas y así poder llevar de mejor forma esa situación económica. Sin embargo, el bono no es para todo el sector de los jubilados.

Aquellos beneficiados serán, en este caso, los pensionistas que reciben pensiones no contributivas de jubilación del Instituto de Mayores y Servicios Sociales (Imserso). El motivo por el cual solo se aplica este bono a este sector de los pensionistas es porque su cuantía no llega al 50% del Salario Mínimo Interprofesional (SMI), es decir, 500 euros al mes. De esta forma tendrán un incremento de un 15% en sus pensiones hasta final de año.

La Seguridad Social contempla el pago de una cantidad fija anual para las personas que cobren una pensión no contributiva de jubilación o de invalidez y que vivan de alquiler. Para jubilados que no han llegado a acumular un mínimo de 15 años cotizados.

Es lo que se denomina 'Complemento para titulares de pensión no contributiva que residan en una vivienda alquilada', una prestación gestionada por el IMSERSO.

En concreto, este bono no se prorratea entre meses, se recibe una vez al año y solo se otorga a una persona por contrato de alquiler: el titular de dicho contrato o, en caso de haber varios, la persona que aparezca en primer lugar en ese contrato de alquiler.

Al margen de cobrar una pensión no contributiva (ya sea de jubilación o de invalidez), las personas que deseen cobrar esta ayuda deben acreditar otra serie de requisitos. De acuerdo con la página web del IMSERSO, son los siguientes:

-Carecer de vivienda en propiedad.

-Ser titular de un contrato de arrendamiento.

-Que la vivienda objeto de ese contrato sea la residencia habitual del titular del contrato. Para ello debe residir en ella al menos 180 días antes de la fecha de solicitud y el contrato de arrendimiento ha de ser de al menos un año de duración.

-No tener una relación de parentesco con el arrendador hasta tercer grado, ni una relación conyugal, ni una unión estable y de convivencia con una relación análoga a la conyugal.

Cómo se solicita el bono de alquiler para pensiones no contributivas

Para solicitarlo, los interesados han de rellenar un formulario para las comunidades autónomas y para Ceuta y Melilla). En este formulario se han de introducir los datos personales y de contacto: nombre y apellidos, DNI, dirección, correo electrónico, teléfono móvil...

También habrá que incluir datos sobre el contrato de alquiler, sobre el domicilio del pensionista que pide la pensión y sobre la persona que ha arrendado la vivienda de alquiler. Además, hay que adjuntar una copia del contrato de arrendimiento o de cualquier documento que acredite la convivencia en la vivienda (facturas de suministros, por ejemplos).

La solicitud debe enviarse a "a los órganos competentes de las respectivas Comunidades Autónomas, Diputaciones Forales del País Vasco y Navarra, y Direcciones Territoriales del Instituto de Mayores y Servicios Sociales de Ceuta y Melilla", explica el IMSERSO. El plazo límite para solicitar la ayuda es el 31 de diciembre de cada año.

comentariosicon-menu1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
arrow-comments

Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Usuario validado en elEconomista.es
gc1258
A Favor
En Contra

Este espectaculo creo que lo único que promueve es la economia sumergida. Para que vas a cotizar si al final el estado te van a pagar lo mismo hayas contribuido o no.

Puntuación 0
#1