Telecomunicaciones

Zegona acuerda la compra de Vodafone España por 5.000 millones

  • La firma de inversión espera cerrar la operación durante el primer trimestre de 2024
  • Mantiene la opción de custodiar la marca Vodafone España durante 10 años
  • La compra de la teleco alcanza un valor de 5,3 veces ebitda
Ep.

Vodafone España cambia de manos, con el fondo Zegona como nuevo dueño del tercer mayor operador de telecomunicaciones de España. Tras días de intensas negociaciones, la multinacional británica ha firmado un acuerdo vinculante de venta con la firma de inversión por valor de 5.000 millones de euros, de los que 4.100 millones serán en efectivo y hasta 900 millones en forma de acciones preferenciales. El fondo británico estima que la operación se espera cerrar en el primer trimestre de 2024, al tiempo que confirma la continuidad de la marca Vodafone, cuyos derechos de comercialización en España se prolongarán durante los diez próximos años.

Fuentes de Vodafone precisan que estos títulos se reembolsarán por el grupo británico, incluido el precio de suscripción y el dividendo preferente devengado, en un plazo máximo de seis años después de la formalización del acuerdo. El valor de empresa de 5.000 millones de euros equivale a un múltiplo de 5,3 veces el ebtida ajustado y 12,7 veces el OpFCF (flujo de caja operativo) para el periodo de 12 meses finalizado el 31 de marzo de 2023

Al mismo tiempo, junto con el acuerdo de compra venta, la multinacional se ha comprometido con Zegona a prestar determinados servicios con su filial española por un importe total anual de unos 110 millones de euros. Asimismo, "Vodafone y Zegona suscribirán otros acuerdos transitorios y a largo plazo para servicios que incluyen el acceso a la contratación, IoT (internet de las cosas, por sus siglas en inglés), itinerancia móvil y servicios de operador", añade la firma.

"Estamos muy ilusionados con la oportunidad de volver al mercado español de las telecomunicaciones. Esta atractiva adquisición supone nuestra tercera operación en España, tras el éxito de Telecable y Euskaltel. Con nuestra estrategia claramente definida y nuestra probada trayectoria, confiamos en crear un valor significativo para los accionistas", ha afirmado el presidente y consejero delegado de Zegona, Eamonn O'Hare.

"La venta de Vodafone España es un paso clave en el redimensionamiento de nuestra cartera para el crecimiento y nos permitirá centrar nuestros recursos en mercados con estructuras sostenibles y escala local suficiente. Me gustaría dar las gracias a todo nuestro equipo en España por su dedicación a nuestros clientes y su incansable determinación para mejorar nuestro rendimiento orgánico. Sin embargo, el mercado ha sido difícil, con rentabilidades estructuralmente bajas", según O'Hare.

La consejera delegada de Vodafone, Margherita Della Valle, aseguró que "la venta de Vodafone España es un paso clave para dimensionar nuestra cartera para el crecimiento y nos permitirá centrar nuestros recursos en mercados con estructuras sostenibles y suficiente escala local". Acto seguido, agradeció "a todo nuestro equipo en España por su dedicación a nuestros clientes y su incansable determinación para mejorar nuestro desempeño", añadió la directiva. Sin embargo, reconoció que el mercado ha enfrentado desafíos con retornos bajos.

"Mi prioridad es crear valor a través del crecimiento y la mejora de la rentabilidad", afirmó Della Valle, y resaltó que España es el segundo de sus mercados más grandes en Europa donde están tomando medidas para mejorar la calidad del grupo". La finalización de la transacción está condicionada a la obtención de ciertas aprobaciones de los actuales accionistas de Zegona así como a autorizaciones regulatorias y se espera que tenga lugar en el primer semestre de 2024.

Desde el Grupo Vodafone añaden que "Zegona cuenta con líneas de crédito totalmente comprometidas de hasta 4.200 millones de euros disponibles para satisfacer la contraprestación en efectivo y tiene la intención de captar capital a través de una colocación institucional de nuevas acciones de Zegona a inversores antes de la finalización de la Transacción, sujeta a las condiciones del mercado".

Al mismo tiempo, el oeprador señala que, en que la recaudación de capital de Zegona antes de la finalización supere los 400 millones de euros, el 50% de ese exceso se pagará a Vodafone en efectivo en el momento de la finalización y el número de RPS (acciones preferenciales) recibidos se reducirá en consecuencia.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud