Tecnología

Google confirma las sospechas: su nueva IA Gemini no era tan avanzada como hizo parecer en el vídeo demostrativo

Alamy// Gemeni App

Podemos decir ya sin tapujos, que la carrera tecnológica actual está únicamente centrada en el desarrollo de la Inteligencia Artificial, y si bien esta tecnología abarca prácticamente cualquier sector que se nos pueda ocurrir, es cierto que se puede apreciar un cierto abandono a otros aspectos por parte de las principales empresas de este ámbito.

Y es que en poco más de un año, no han dejado de surgir proyectos impulsados por IA con el objetivo de facilitarnos la vida y agilizar aquellas tareas que son automatizadas. Todo comenzó con el chat conversacional ChatGPT, que al ser el primer contacto para la mayoría de usuarios con esta tecnología se ha asentado como el referente del sector y el rival a destronar.

De hecho, Gemini era anunciada por Google con esta intención, y como explicó el CEO de la compañía, Sundai Pichar este era el modelo "más general y capacitado" que la firma había construido jamás al permitir trabajar con múltiples tipos de información, "incluyendo texto, código, imagen y vídeo".

Lo cierto es que en la presentación, esta IA mostraba ser un importante avance ya no solo por sus capacidades, sino por su rapidez en ofrecer resultados complejos. Pero, al mismo tiempo que Gemini se daba un baño de piropos, algo hizo saltar las alarmas de los más críticos, que como acabamos de saber, con razón insinuaron que este sistema no era todavía capaz de hacer todo lo que Google decía que podía hacer.

Y es que en el vídeo promocional de Gemini, Google pecó de demasiado marketing para llamar la atención, y ahora el español Oriol Vinyals, vicepresidente de investigación y jefe del equipo de Aprendizaje Profundo en Google DeepMind ha admitido que editaron el vídeo, y aunque la IA sí que tenía las capacidades anunciadas, no estaban tan avanzadas como se hacía parecer en el vídeo.

En concreto es en el apartado donde se muestra que un usuario está haciendo dibujos, y Gemini a través de la cámara va respondiendo y describiendo las imágenes en tiempo real. Pero tal y como ha explicado Vinyals, dicha demostración no se hizo en tiempo real ni había una voz, sino que acortaron la demostración por motivos de brevedad.

De esta manera Google se excusa alegando que el vídeo se hizo para "inspirar a los desarrolladores" alegando que todas las capacidades mostradas se podían hacer con Gemini, no obstante, es en la eficacia a la hora de ofrecer los resultados donde la IA no es tan potente como en un principio se hizo creer.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud