Tecnología

Musk ya tiene todo listo para introducir su chip de Neuralink en el cerebro de una persona

  • Tras varios intentos, Musk por fin consiguió la aprobación para hacer pruebas en humanos en junio
  • Cualquier error en la operación puede causar graves daños cerebrales o incluso la muerte
Elon Musk presentando Neuralink

Ya hemos visto que Elon Musk no se queda satisfecho con ser uno de los líderes del sector de los coches eléctricos con Tesla, o tratar de revolucionar las redes sociales con lo que está haciendo con X, sino que tiene un porfolio de empresas muy variado en el que cada una incide en el desarrollo de nuevas tecnologías que no tienen que ver unas con las otras.

Pero sin duda, uno de los proyectos más arriesgados y pioneros que tiene el magnate, es el trabajo que hace en Neuralink, la compañía que pretende instalar un chip en el cerebro humano para corregir problemas neurológicos que provocan alguna situación de discapacidad, ya sea visual, motora o de escucha.

Lo cierto es que a pesar de que es uno de los proyectos más interesantes y de ser exitoso, revolucionario para el mundo de la salud, también es muy arriesgado y pone en peligro la vida de aquellos que actúan como conejillos de indias, ya que cualquier error puede causar importantes daños cerebrales o incluso la muerte.

Por esta razón a Musk y al equipo de Nueralink, les ha costado mucho recibir el visto bueno de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA), de EEUU, quienes después de varias negativas al final permitió que la compañía abriese sus puertas a probar su tecnología con personas humanas, hasta ahora el chip tan solo se habría probado con monos.

Es por ello que en estas primeras pruebas, Neuralink esta buscando un perfil de voluntario concreto, ya que este tenía que cumplir con las condiciones de una persona "con tetraplejia por lesión de la médula espinal cervical o esclerosis lateral amiotrófica (ELA)". Además de ser mayor de edad, residir en EEUU y tener un cuidador "constante".

Ahora, Neuralink tiene cada vez más claro cómo quiere que sea el primer voluntario, y haciendo un escrutinio más intenso, para la compañía sería ideal que fuera una persona tetrapléjica menor de 40 años, según ha podido saber Bloomberg News.

La compañía explica que lleva más de dos años trabajando tan solo en adaptar la operación y el chip para que sea lo más segura posible para humanos, y que ya tienen todo listo para comenzar con su primer voluntario, ¿ te atreverías a ser tú?

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud