Tecnología

Indra formaliza la compra de Park Air para reforzarse en comunicaciones aeroespaciales

  • El presidente Marc Murtra visita la sede londinenses de la nueva filial del grupo
  • Gana posiciones para licitaciones en marcha de la estadounidense FAA
  • La multinacional española incorpora los 120 empleados de Park Air
Marc Murtra, presidente de Indra, en las instalaciones de sede Park Air

Indra ha formalizado la compra de la compañía británica Park Air, operación anunciada el pasado junio, por lo que la empresa española gana músculo en el mercado mundial de sistemas de comunicaciones tierra-aire para los negocios de tráfico aéreo, aeroespacial y defensa. Entre las oportunidades que ahora se abren para la multinacional española sobresalen las próximas licitaciones para la renovación de los sistemas de comunicaciones de la Federal Aviation Authority (FAA) estadounidense, ya cliente de Park Air.

El presidente de Indra, Marc Murtra, ha participado este martes en el acto de celebración del cierre de la compra de Park Air por parte de Indra. Según el directivo, esta adquisición "consolida la posición de Indra en Reino Unido como empresa tecnológica de vanguardia en sectores críticos e impulsa nuestra presencia en mercados estratégicos". En su opinión, Indra ahora es "mucho más fuerte" ya que cuenta "con mayores capacidades de ingeniería y producción de sistemas complejos para dar respuesta a las demandas de nuestros clientes".

Por su parte, la directora general de Indra Park Air, Fiona Thompson, ha señalado que "formar parte de Indra nos abre las puertas a algunos de los proyectos de tráfico aéreo y defensa más vanguardistas del mundo y mejora nuestra capacidad para seguir innovando y entregando sistemas de comunicaciones excepcionales", según un comunicado de Indra.

Tal y como estaba previsto, la nueva filial británica de Indra nace con más de 120 empleados y una red de socios que permite a la compañía española "suministrar sistemas de comunicaciones civiles y militares a más de 100 países". Entre sus principales clientes figuran proveedores de servicios de navegación aérea (ANSP), aeropuertos, integradores de sistemas y organizaciones militares gubernamentales.

Las mismas fuentes aseguran que la nueva empresa, hasta ahora propiedad de Northrop Grumman, fortalace a a Indra para competir por contratos en todo el mundo, como es el caso del programa NEXCOM Versión 3 (V3), que está licitando la Administración Federal de Estados Unidos (FAA) para reemplazar las radios tierra-aire en servicio que están llegando al final de su vida útil.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud