Tecnología

Amazon se une a los recortes históricos de empleo en las grandes tecnológicas: planea el despido de 10.000 trabajadores

  • Siemens Gamesa, Seat o las azulejeras están ejecutando despidos en España

Amazon prepara el mayor ajuste laboral de su historia, con un alcance estimado de hasta 10.000 puestos, menos del 1% de su plantilla global, según informó The New York Times. El periódico estadounidense apuntó que el fatal anuncio podría producirse esta misma semana, por lo que el gigante online estaría a punto de situarse justo por detrás de las 11.000 bajas de Meta, empresa antes conocida como Facebook, en el ránking de tecnológicas más agresivas en sus tijeretazos laborales. Hasta el momento había trascendido la estrategia de no ampliar plantilla en la mayor compañía de comercio electrónico del planeta, pero no la de reducir una fuerza laboral de 1,6 millones empleados, de los que 18.000 se encuentran en España.

El último comunicado oficial de Amazon relacionado con las eventuales contingencias laborales aludía a la incertidumbre propia de los momentos actuales. Así, la multinacional anticipaba que la compañía de Internet "mantendría esta pausa en la contratación durante los próximos meses", así como su intención de "continuar monitoreando lo que estamos viendo en la economía y en el negocio para hacer los ajustes necesarios", según dijo la vicepresidenta de Recursos Humanos del grupo, Beth Galetti.

En espera de que Amazon se pronuncie sobre las provisiones laborales en ciernes, sorprende que el recorte se produzca en víspera de las temporada de mayor actividad del año, con el Black Friday a la vuelta del próximo 25 de noviembre, y con las compras navideñas en el punto de mira de millones de familias del Primer Mundo. Posiblemente afectará a la motivación de la plantilla el hecho de que su futuro esté en vilo en las empresa, coincidiendo con las semanas en las que todos los trabajadores tienen que rendir al máximo de sus posibilidades.

Tras más de 20 años de prosperidad, con multinacionales siempre encaramadas en lo más alto de los escalafones de felicidad laboral, las vacas flacas han aparecido con especial virulencia. Tras el ajuste del 13% de la fuerza laboral de Meta, el grupo propietario de Whatsapp, Instagram y Facebook, el resto de las tecnológicas se han sumado a la misma tendencia.  

Días antes, Elon Musk optó por los despidos masivos para enderezar las cuentas de Twitter, con la mitad de la plantilla en el disparadero, alrededor de 3.700 puestos. Booking transita por horas bajas, con uno de cada cuatro empleados mirando a la oficina del desempleo, con hasta 4.375 afectados. Sus competidores de Airbnb seguirán los mismos pasos, con idéntico porcentaje del 25% y 1.900 trabajadores señalados. Groupon adelgazará su organización en 2.800 personas, el 44% del total, mientras que Microsoft medita suprimir 900 puestos, el 0,5% del grupo, Paypal recortará el 0,4%, con 80 trabajadores y Salesforce con 1.000 personas en la cuerda floja, el 2%. 

"Recortes agresivos de gastos que vienen a mostrar esa capitulación del lado de los managers de las empresas", explica Javier Molina, analista senior de mercados para eToro. "Los despidos de las principales empresas de Silicon Valley indican que el motor de crecimiento de Estados Unidos no funciona bien", alerta por su parte Geir Lode, director de Renta Variable Global de Federated Hermes Limited.

Salpican a España

La ola de despedidos de las grandes multinacionales estadounidenses está golpeando duramente a las empresas españolas y cada vez son más las que han anunciado que llevarán a cabo recortes en sus plantillas en el país. Es el caso de Siemens Gamesa o Seat, que se han sumado al ranking ominoso de ERE en las últimas semanas. 

El fabricante de aerogeneradores Siemens Gamesa anunció a finales de septiembre el despido de 2.900 trabajadores a nivel mundial, en el marco de su programa estratégico Mistral (cuyo objetivo es estabilizar el negocio tras dos años de pérdidas). Se trata de 10,6% de su plantilla total. La reestructuración afectará a 475 puestos en España, o lo que es lo mismo, un 9,3% de todos los trabajadores que tiene en el país. En Dinamarca la compañía comunicó 800 despidos, en Alemania 300 y Reino Unido 50. Asimismo, se producirán ajustes en otras áreas geográficas, pero los detalles de los países afectados se definirán en las negociaciones con los comités de empresa. 

En lo que respecta a la dueña de Pepsi, están en conversaciones con los sindicatos y los representantes de los trabajadores para realizar un proceso de transformación de la compañía, pese a las primeras noticias que se publicaron en un primer momento, no hay presentado ningún proceso de ERE.

En España, uno de los sectores más castigados es el azulejero

Seat, por su parte, también llevará a cabo recortes de personal debido a la llegada del coche eléctrico, el cual necesitará de una menor carga laboral en la producción. En total, el recorte de plantilla afectará a 2.130 trabajadores en España, de las que 1.330 bajas corresponden a un plan de prejubilaciones al que se podrán acoger los mayores de 61 años con el que aspira a no tener que aplicar medidas traumáticas. Además, la empresa amortizará otros 800 puestos de trabajo al dejar de sustituir al personal que abandone la compañía. Un plan que ya fue aprobado el pasado mes de mayo en el convenio laboral.

Otro nombre que aparece en esta lista es Novartis. La farmacéutica anunció a mediados de octubre un ERE que afectará a un máximo de 240 personas en España. En este caso los recortes no se justifican por el contexto económico actual sino que están derivados de la decisión de fusionar las divisiones de Farma y Oncología que la matriz de Novartis tomó hace unos meses. 

En España, uno de los sectores más castigados es el azulejero. El Grupo Halcón ha presentado un ERE que afectará a 185 personas. En el caso de Todagres, filial del grupo Fuertes, después de varios años en pérdidas y que los actuales costes gasistas hagan inviable la llegada de compradores, el grupo Fuertes ha optado por cerrar la histórica marca, que cuenta con 158 empleos. 

Por último, Pamesa ha focalizado sus ajustes en las plantas incluidas en la compra de Azuliber en 2021. Además del cierre de Alcorense con 78 empleos, mantiene un Erte para 117 empleos en su atomizadora procedente de esa misma adquisición.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud