Gadgets

Samsung sube la apuesta con el Galaxy S8: es más caro de fabricar que el iPhone 7

El Galaxy S8 despiezado por iFixit. iFixit.com.

El Galaxy S8 y Galaxy S8 Plus son los terminales más ambiciosos y potentes de la compañía hasta la fecha y destacan por un diseño donde la pantalla curvada AMOLED es la absoluta protagonista.

El teléfono llegará el próximo viernes a España desde 809 euros con el objetivo de hacer olvidar el mal recuerdo que dejó el Galaxy Note 7 en el mercado y, para ello, la compañía surcoreana ha invertido más que nunca en concebir un smartphone de alta gama.

Según ha detallado la firma de investigación IHS Markit, cada unidad de del Galaxy S8 es casi 83 dólares (76 euros) más cara de fabricar que el iPhone 7 y unos 52 dólares más (48 euros) que el predecesor de Samsung, el Galaxy S7.

En concreto, la lista de materiales para la versión del S8 de 64 GB de memoria -el modelo más básico- se eleva hasta los 301,60 dólares, a lo que hay que sumar otros 5,9 dólares para su manufactura básica para acabar dando los 307,5 dólares (unos 283 euros) que cuesta fabricar el Galaxy S8.

El elemento más llamativo del Galaxy S8 es la pantalla AMOLED de 5,77 pulgadas, que también es el componente más caro. En concreto, IHS detalla que la pantalla fabricada por Samsung cuesta 85 dólares. Inmediatamente después, los componentes más caros son el procesador (45 dólares) y la memoria (41,5 dólares).

El cuerpo, el recubrimiento, botones, los metales y vidrios de las terminaciones suman un total de 28,2 dólares, un precio mayor que lo invertido por Samsung en la cámara de fotos del terminal.

Aunque Samsung habría estado probando un Galaxy S8 con doble cámara trasera, finalmente apostó por una estrategia continuista basándose en la fortaleza de la cámara del Galaxy S7. Tanto la cámara trasera de 12 megapíxeles como la frontal de 8 megapíxeles cuestan 20,5 dólares por cada terminal, según detalla IHS.

Más gráficos en Statista.com.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud