Sanidad

Por qué la liberación de patentes no es útil ahora pero sí en el medio plazo

  • La suspensión no conllevará un aumento rápido de la producción
  • Sin embargo, sí que se conseguirían más vacunas en el futuro
  • "Tenemos una situación de emergencia. ¿Si no es ahora, cuando?"
Por qué la liberación de patentes no es útil ahora pero sí para el futuro
Madrid

La administración Biden ha abierto la caja de pandora al posicionarse ante la Organización Mundial del Comercio a favor de la liberación de las patentes de las vacunas contra el Covid-19. Un anuncio que ha sido tomado en consideración por la Unión Europea y China, pero, rechazado por Angela Merkel. La intención de la medida es aumentar la producción de vacunas en los países menos desarrollados. Una meta que no se produciría a corto plazo, pero si en el futuro.

La liberación de patentes no producirá un aumento de la producción de vacunas ahora

Los líderes de la OMC han instado esta semana a los países miembros a que concreten rápidamente los detalles de un acuerdo para suavizar temporalmente las normas sobre las patentes de estas vacuna. Sin embargo, los expertos apuntan que aunque se consiguiera la suspensión no se produciría el esperado aumento en la producción a corto plazo. "La respuesta corta es no, no va a hacer una gran diferencia", dijo a Bloomberg Klaus Stohr, un ex funcionario de la Organización Mundial de la Salud. "Las patentes no son el verdadero obstáculo. Es la comprensión de tecnología compleja".

En este sentido, el Wall Street Journal señala que la fabricación de las vacunas es un proceso complejo que implica la obtención de materias primas difíciles de encontrar y conseguir una producción a escala que permita acceder a millones de dosis requiere construir fábricas o reequiparlas con equipos especiales y costosos.

Una postura que coincide con la remitida por Nathalie Moll, directora general del grupo comercial de la Federación Europea de Industrias y Asociaciones Farmacéuticas, a Bloomberg: "Simplemente no se puede lograr este tipo de expansión de capacidad renunciando a las patentes y esperando que fábricas hasta ahora desconocidas en todo el mundo se dediquen al complejo proceso de fabricación de vacunas". 

La liberación de patentes produciría un aumento de la producción de vacunas en el futuro

A falta de detalles concretos, la eliminación de las restricciones a las patentes significaría que las empresas rivales podrían fabricar vacunas utilizando patentes públicas sin riesgo de que los fabricantes, como Pfizer, Moderna o Johnson & Johnson, las impugnen judicialmente. De esta forma, los gobiernos de países emergentes y en desarrollo podrían contar con un acceso más rápido y asequible a las dosis, según justifican algunos países como la India.

En este sentido, Lawrence Gostin, director del Instituto O'Neill para la Ley de Salud Nacional y Global en Georgetown, explica a Bloomberg que relajar las restricciones de propiedad intelectual ciertamente ayudaría a largo plazo. Stefan Swartling Peterson, profesor de el Instituto Karolinska en Suecia, por su parte, explica a la misma agencia de noticias que esta crisis exige medidas como compartir patentes y ayudar a los países a fabricar vacunas. "Tenemos una situación de emergencia. ¿Si no es ahora, cuando?· "Me cuesta aceptar que países como India, Brasil y Sudáfrica, y otros, no deberían poder hacer esto si tuvieran acceso", dijo, citando al Serum Institute de India como un ejemplo de las empresas de los países con éxito haciendo productos complejos.

comentariosforum1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

forum Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

jose manuel
A Favor
En Contra

¿Y alguien se ha parado a pensar en la próxima pandemia? ¿Quién se va a poner a trabajar 20 horas al día para poder sacar al mercado antes que los demás una vacuna si sabe que se la van a robar en aras del "interés general"?

Hemos llegado a una sociedad donde los políticos piensan que todo el mundo es como ellos, y que el trabajo de los demás no vale nada. No se puede robar la propiedad de nadie sólo porque a los políticos les interese extender su poder. Las vacunas pertenecen a quien la ha desarrollado, y tiene el legítimo derecho a obtener un beneficio por haber sido más inteligente o más trabajador que los demás.

¿Tanto interés tenemos en la vacuna? ¿Entonces, porqué hemos destinado al desarrollo de la del CSIC 750.000 € y a las chorradas del ministerio de igualdad 600 millones? ¿ahora lloramos porque desde el ministerio de igualdad no han sacado una vacuna? objetividad, señores!!

Puntuación 0
#1