Salud

El grupo singapurense Tionale entrará en España con la compra de Pharmediq

  • Presenta una oferta para la compra de la unidad productiva de la firma ovetense
  • Fundada en 2009, la compañía creció en 2020 de manera muy brusca con motivo de la importación de material sanitario por la Covid-19
Madridicon-related

Tionale, compañía singapurense presente en 80 países y dedicada a la distribución mayorista de todo tipo de productos, busca su puerta de entrada en España. La compañía ha encontrado como fórmula la compra de la compañía distribuidora de materiales farmacéuticos Pharmediq, con sede en Oviedo (Asturias), una empresa popular en la región y conocida por haber disparado su negocio en plena pandemia con motivo de la necesidad de importar mascarillas. La empresa dirigida por Sofía Nogueira ha entrado en concurso de acreedores, quedando como administrador concursal del proceso a Lener Administraciones Concursales. La compañía ha comunicado este incidente adjuntando como solución una propuesta vinculante del grupo extranjero, que llevaba años interesado en su adquisición. Preguntada la firma ovetense acerca del acuerdo, ha declinado hacer declaraciones.

De acuerdo a la información consultada por elEconomista.es, la propuesta del grupo singapurense se articula a través de la mercantil Tiopharm, creada a propósito de esta operación, que depende de Tioluxe Europe, domiciliada en Reino Unido, y finalmente de Tioluxe PTE, en Singapur.

Años de interés

Tionale explica en su oferta que el interés del grupo en España se remonta a septiembre del 2022, cuando inició negociaciones para tomar una participación de control en Farmacéutica del Principado de Asturias SL (Pharmediq).

Las negociaciones, sin embargo, no fructificaron debido a un contencioso que tenía la española en Turquía. "La incertidumbre sobre la rentabilidad de las inversiones en Turquía y a la existencia de una contingencia legal con la empresa Turca Medical, que, aunque había sido ganada en los tribunales españoles, carecía de resolución judicial firme", afirman.

Si bien todo se precipitó a partir de 2022, los primeros contactos con la compañía se remontan a 2019. Fue en una feria en Alemania cuando se produjo el acercamiento entre las firmas asiática y española.

Un grupo con 450 millones de ingresos

Aunque la compañía ofertante es una organización sin presencia y desconocida en España, en su comunicación al juzgado luce como credencial una facturación global de 420 millones de euros (450 millones de dólares al cambio) gracias a sus servicios de distribución de productos industriales y de consumo que le hacen estar presente en 80 países. Su patrimonio neto es de 140 millones de euros y sus empleados son aproximadamente 250.

Pharmediq saltó a los focos en el año 2020 con motivo de la crisis del coronavirus. Nogueira cerró un crédito con Caixabank para reorientar su negocio a la crisis sanitaria y aprovechar el mercado de importación de mascarillas.

La ejecutiva, según recoge La Nueva España, calcula haber traído al país 100 millones de mascarillas tras alcanzar un acuerdo con las autoridades turcas para desbloquear la llegada de este material médico. La empresaria fue premiada poco después por ello por la misma entidad financiera.

Caída de ventas

Las cuentas de la empresa desde el primer año de la pandemia reflejan una caída significativa del volumen de ventas. Así, el descenso ha sido del 65% desde 2020 (75,4 millones de euros) hasta 2022 (27,2 millones), último ejercicio con cifras disponibles.

En su informe de gestión, la compañía apuntaba para este 2023 haber acordado "colaboraciones sólidas dentro de la cadena de suministro que hacen posible que nuestras perspectivas sean halagüeñas".No obstante añadieron que el órgano de administración "está en permanente revisión de las circunstancias del mercado que pueden hacer que haya que tomar decisiones para afrontar con garantías todas las eventualidades y salvaguardar todos los intereses".

Amalio Miralles, socio director de Lener Administraciones Concursales, explica que la caída en concurso de Pharmediq responde, en parte, al desacierto en algunas inversiones en el extranjero y en no haber podido llevar a cabo un plan de reestructuración. Pese a todo, la compañía "mantiene su actividad a buen ritmo actualmente estando al día en los créditos contra la masa posteriores a la declaración de concurso con buen nivel de pedidos y paz social entre los trabajadores", inciden las mismas voces.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud