Retail - Consumo

Los supermercados sufren con la inflación la mayor caída de los márgenes en cinco años

  • El margen de ebit sobre ventas es de tan solo el 3%
  • La rentabilidad es mucho mayor en la industria alimentaria

Las grandes empresas de distribución europea sufrieron el año pasado la mayor caída de sus márgenes en los últimos cinco años. Frente a las acusaciones desde el ala de Podemos en el Gobierno, los datos demuestran así que la rentabilidad del sector de los supermercados es cada vez menor.

De acuerdo con un informe elaborado por McKinsey y la patronal europea Eurocommerce, que han analizado las cuentas de las doce mayores empresas del sector, el margen bruto se ha reducido del 27% al 24,5% entre 2019 y 2022, lo que supone una caída de 2,5 puntos porcentuales. Y en la misma línea también, el margen del ebtida (resultado bruto operativo) ha bajado en un punto, desde el 7,3% al 6,3%.

Para el sector, la única buena noticia es que el margen del ebit (resultado neto operativo) se ha mantenido estable, en el 3%. El informe ha analizado, en concreto, las cuentas de Carrefour, Ahold, Axfood, Casino, Eurocash, ICA, Jerónima Martins, Kesko, Migros, Sonae, ELO y la española Dia, que suman en conjunto ingresos de 278.000 millones de euros. McKinsey explica en su informe, que "en valores reales, la facturación del sector cayó un 7,1%, impulsada por la bajada del consumo en todos los tramos de renta".

La consultora, que ha analizado también los márgenes de las grandes empresas alimentarias -tienen un tasa de ebit sobre ventas del 18,6%-  advierte, además, de que "mientras que los márgenes disminuyen, los tipos de interés y los costes de capital aumentan" y, en consecuencia, "el reto para los supermercados es como financiar las inversiones en sostenibilidad y tecnología que son necesarias para reducir las emisiones, aumentar la resiliencia y reducir los costes".

Así, por ejemplo, se estima que inversión adicional requerida en tecnología se se situará entre 45.000 y 55.000 millones de euros hasta el año 2030.

Daniel Läubli, director global de Grocery Retail en McKinsey, explica que "a pesar de los desafíos futuros, estos momentos difíciles ofrecen oportunidades para aquellos que actúan con audacia", insistiendo en que "si los minoristas ofrecen alternativas más baratas para sus clientes y duplican la eficiencia, eso dejará espacio para las inversiones en crecimiento y sostenibilidad".

Christel Delberghe, directora general de EuroCommerce, explica, por su parte, que "proteger a los consumidores de las presiones inflacionistas y el aumento de los costes de la energía ha sido un gran desafío para los minoristas y mayoristas en Europa, agregando más presión sobre unos márgenes ya muy bajos. Y lo hicieron mientras tenían que invertir en sostenibilidad y digitalización".

La pérdida de rentabilidad está dando lugar, además, a un crecimiento de la marca del distribuidor, negociaciones cada vez más duras con los proveedores y retrasos en los desarrollos en la digitalización, según el informe. La buena noticia, según dicen McKinsey y Eucommerces, "en la segunda mitad de 2023, esperamos que los distribuidores europeos empiecen a recuperarse".

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud