Política

La integración "gota a gota" del nuevo PP: la dirección de Casado ofrece "tiempo" a Santamaría y rescata a Maíllo, Montoro, Arenas y Méndez de Vigo

  • Santamaría no da su brazo a torcer y dice que seguirá de diputada rasa
  • Se ofrecerá a Cospedal presidir la Comisión de Exteriores del Congreso
Soraya Sáenz de Santamaría y Pablo Casado, este viernes en el Congreso. Foto: EFE

El nuevo vicesecretario de Organización del PP, Javier Maroto, ha asegurado este viernes que "ya no hay bandos" en el PP sino "integración" porque cada día se están integrando personas que apoyaron la candidatura de Soraya Sáenz de Santamaría. De hecho, ha subrayado que "solo queda una silla vacía", que es la de ella. La exvicepresidenta del Gobierno sigue remisa a aceptar y de momento sigue como diputada rasa.

En declaraciones a los periodistas en los pasillos del Congreso, Maroto ha dicho que solo hay que observar la realidad para ver que, "gota a gota" y "uno a uno", "todas las personas que habían apoyado la candidatura de Soraya Sáenz de Santamaría se están integrando"

De la misma manera, Maroto, ha recordado que la conformación de las candidaturas para las elecciones autonómicas y municipales de 2019 permitirán una mayor integración y ha garantizado "tiempo, respeto y generosidad" al equipo de Sáenz de Santamaría para que esa integración se produzca de forma "completa".

Un gesto en esta dirección ha sido la iniciativa de la nueva dirección del PP de rescatar a Fernando Martínez-Maíllo, que hasta hace solo unos días ha sido el coordinador general de los 'populares', y darle un puesto en la dirección del grupo parlamentario.

También se ha propuesto que el exministro de Educación y exportavoz del Gobierno de Mariano Rajoy, Íñigo Méndez de Vigo, presida la Comisión de Educación del Congreso. Mientras que Maíllo se mantuvo neutral en todo el proceso y finalmente fue en la lista de Santamaría, Méndez de Vigo la apoyó desde el principio.

Esta inclusión de ambos la han confirmado fuentes de la dirección nacional del PP tras celebrarse este viernes por la tarde la reunión de Casado y su cúpula con los diputados en el Congreso y senadores del partido para tratar de reorganizar los grupos parlamentarios después del congreso extraordinario que eligió a Casado como nuevo líder.

A este encuentro, en el que se ha decidido ofrecer a María Dolores de Cospedal la presidencia de la Comisión de Exteriores del Congreso, ha asistido Santamaría unos minutos, hasta que ha tenido que marcharse por un viaje. En su breve intervención en la cita ha reiterado que ella no quiere ningún cargo.

En la reunión también se ha decidido que Cristóbal Montoro, destacado 'sorayista', pase a presidir la Comisión de Economía y Empresa de la Cámara Baja. Igualmente, la dirección de Casado ha querido dar marcha atrás y dejar al veterano Javier Arenas, afín a Santamaría, en la dirección del Grupo Popular en el Senado como portavoz adjunto. Lo que no se ha aclarado es el futuro de otros apoyos clave de Santamaría como Fátima Báñez.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin