Política

Madrid ofrece un cuidador a los padres con hijos de infantil en cuarentena que no puedan teletrabajar

  • El 'Plan B: Concilia' es para casos de aislamiento sin PCR positiva
  • Serán los Servicios Sociales quienes valoren quién entra en el programa
  • El profesional acudirá al domicilio con las precauciones correspondientes
Begoña Villacís. Foto: EP

El Ayuntamiento de Madrid pondrá un profesional a disposición de padres de niños de escuelas infantiles municipales que acrediten tener un trabajo presencial y no tengan alternativa para cuidar al menor cuando éste haga cuarentena por el cierre del centro o por un caso positivo en su grupo 'burbuja'. En Directo | Evolución de la pandemia.

El servicio, denominado 'Plan B: Concilia', dará prioridad a los niños cuyos padres no puedan teletrabajar y necesiten un acompañamiento a domicilio mientras dure su cuarentena, según ha anunciado la vicealcaldesa de Madrid, Begoña Villacís, durante una visita a una escuela infantil en el distrito de Retiro.

Según ha explicado, el plan convierte a Madrid "en la primera administración de España que da respuesta a este problema que vamos a tener los padres" si los escolares tienen que hacer cuarentena por darse un contagio en su clase: "En los niños contagiados, como sabemos, tienen un permiso los padres para ocuparse de él, pero a los niños que están simplemente en cuarentena no se les ha dado ninguna solución y a nosotros lógicamente esto nos preocupa", ha añadido la vicealcaldesa.

Serán los Servicios Sociales quienes valorarán quién disfrutará del programa

"A partir de ahora, este Ayuntamiento, con el Servicio de Apoyo a las Familias y otros recursos, a estas familias que acrediten que tienen un niño en cuarentena y que no tienen posibilidad de ocuparse de él porque tienen trabajos presenciales y no tienen ninguna alternativa, va a poner a disposición un profesional que acudirá al domicilio con, lógicamente, los equipos de protección individual adecuados, para que puedan apoyar a las familias".

Para Villacís este plan demuestra que en el Ayuntamiento "estamos realmente a lo que verdaderamente importa, que son los niños, los padres, la conciliación y minimizar al máximo los problemas que nos está trayendo todo esto".

Fuentes municipales apuntan que en caso de que se cierre un grupo o una escuela infantil y se envíe a los niños a sus domicilios como protocolo de precaución a la espera de los resultados de sus pruebas, los Servicios Sociales valorarán qué niños pueden estar en situación de necesitar el apoyo del programa.

Desde este momento, además, las escuelas infantiles ya pueden mandar el aviso a los Servicios Sociales si se cierra un grupo.

comentariosforum1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

forum Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Andres
A Favor
En Contra

Madrid no ofrece nada más que palabrería y descontrol absoluto.

Puntuación -1
#1