Opinión

El coche eléctrico: un reto en España

La red de recarga de coches eléctricos necesita una ampliación urgente.

Es bien conocido el retraso que la industria automovilística española acumula en lo que al coche eléctrico se refiere, ya que sus cadenas de montaje siguen produciendo mayoritariamente vehículos propulsados por gasóleo o gasolina. Igualmente reseñable es el ínfimo peso que corresponde a los automóviles enchufables entre los consumidores de nuestro país.

Las matriculaciones de este tipo se situaron, durante el pasado semestre, en el 2% del parque de nuevos coches adquiridos en ese periodo. Más preocupante aún es la evolución, ya que España lleva años estancada en dicho porcentaje, mientras el promedio europeo presenta un crecimiento sostenido que lo sitúa en el 6,7%, con picos aún mayores en Alemania y Francia.

Resulta ingenuo pensar que los registros españoles pueden mejorar sustancialmente, considerando el ínfimo alcance de la red de puntos de recarga para coches eléctricos ahora disponible en nuestro país. Ante esa realidad, no puede extrañar que el primer Plan de Reconstrucción lanzado por el Gobierno, vinculado a las ayudas europeas Next Generation, conceda una gran importancia a la ampliación de esa infraestructura. Ahora bien, ese Perte establece unos objetivos demasiado genéricos considerando la gran tarea que hay por delante. La UE ya fijó como tope el año 2035 para prohibir la venta de nuevos vehículos de combustión.

Según los expertos, para que esa meta sea asumible, España debería contar, ya en 2030, con 340.000 puntos de recarga, partiendo de los apenas 11.500 de que ahora dispone. Se tratará de una misión imposible si no se define una hoja de ruta clara para las inversiones y sometida a plazos vinculantes y realistas.

comentarios6WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

Comentarios 6

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Usuario validado en elEconomista.es
gc1258
A Favor
En Contra

El coche eléctrico, por muchas razones que seria largo explicar es, hoy por hoy, totalmente ineficiente. Pero es que además, el hecho de que la demanda de energía electrica haya que cubrirla con centrales de ciclo combinado, esto es quemando gas, convierte al coche 100% eléctrico en un absurdo. Quemamos gas para producir electricidad que transportamos con perdidas, para cargar una baterías con bajo rendimiento, para mover un motor que tiene que gastar el 20% de la energía en desplazar las propias baterías. ¿No sería mas sensato mover el motor con gas ditectamente?.

Puntuación 11
#1
Usuario validado en Facebook
Miguel Bulgákov
A Favor
En Contra

¿Será también que la luz en España es la más cara de Europa?

Puntuación 7
#2
-
A Favor
En Contra

Al precio de la electricidad, con los salarios inferiores a 1000 euros y los oligopolios financieros, energéticos y comunicaciones estamos preparados para pandemias eternas.

Puntuación 0
#3
A Favor
En Contra

Si acaso, sería interesante desarrollar y fabricar vehículos de hidrogeno con el fin de aprovechar los excedentes (Cuando se producen) en las energías renovables y nucleares. Pero no, como buenos idiotas, tenemos que seguir la última moda que nos impongan desde fuera aunque sea equivocada.

Puntuación 1
#4
Francisco
A Favor
En Contra

Se venderán tan pocos coches eléctricos en España porque no pagan las ayudas anunciadas. Compre uno a principios de diciembre de 2020 y aún no me han dado ni un €

Puntuación 2
#5
dije suba
A Favor
En Contra

los simpson predijeron y uno de los howard stones si pero es el quemurio pero esos no son obedezca

Puntuación 0
#6