Opinión

Anticipación: clave en el éxito del sector energético

La transformación energética de EDP comenzó hace dos décadas

Anticipación. Ésa es una de las claves fundamentales del sector de la energía para los próximos años. Y, sin duda, ha sido también una de las claves del éxito de la revista de Energía de elEconomista que ya cumple 100 números y a la que quiero trasladar mi reconocimiento por haber sabido anticiparse a las necesidades informativas de nuestro sector.

La energía, como elemento clave para el desarrollo de cualquier sociedad, ha de ir siempre por delante. En este momento, estamos, sin duda, en un punto crucial. La presentación del paquete de políticas "Fit for 55" por parte de la Comisión Europea marca un punto de transformación en el camino de Europa hacia la reducción de sus emisiones y el cumplimiento de sus objetivos climáticos. Desde el Grupo EDP apoyamos plenamente las audaces medidas de la Comisión y compartimos la visión de Europa de convertirse en el primer continente neutro desde el punto de vista climático para el año 2050. Alcanzar el ambicioso objetivo de reducción del 55% de las emisiones netas para 2030 desde el 40% actual no será tarea fácil; sin embargo, estamos dispuestos a apoyar los grandes cambios que supone el paquete "Fit for 55". En realidad, conducirá a una transformación fundamental en la economía actual y el sistema financiero que la sustenta. El sector eléctrico tiene un papel crucial para lograr la plena descarbonización de nuestro sistema energético. Las propuestas políticas son un fiel reflejo de esta tendencia irreversible.

El sector eléctrico tiene un papel crucial para lograr la plena descarbonización de nuestro sistema energético.

En esta anticipación de la que hablaba al principio, EDP inició su propio viaje centrado en el clima hace dos décadas, cuando empezamos a transformarnos en una empresa pionera en energías renovables. Hoy en día se nos reconoce como un líder energético mundial y seguimos invirtiendo en la transición energética en todo el mundo. Encomiamos a la Unión Europea por sus esfuerzos para hacer frente a la emergencia climática y esperamos poder apoyar estas ambiciones en un momento tan crítico. Nuestros objetivos son aún más ambiciosos y nos hemos comprometido ante el mercado a ser neutros en emisiones en 2030. De nuevo, con anticipación. El empeño para sacar adelante proyectos europeos en los que la colaboración pública y privada sean una constante podrán marcar la diferencia. Creemos firmemente en las posibilidades de estas colaboraciones y apostamos por ellas. Estamos preparados y con los mejores equipos.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin