Bolsa, mercados y cotizaciones

Las claves del informe de la CNMV sobre las cuentas de Grifols: un aprobado raspado, un buen tirón de orejas y dos deberes

EFE.

La Comisión Nacional de Mercados y Valores (CNMV) ha publicado el esperado informe sobre las cuentas de Grifols, tras las acusaciones del bajista Gotham. El supervisor ha descartado la reformulación de las cuentas al no encontrar "errores significativos", ni "evidencias" de que no se correspondan con la realidad, pero sí ha hallado "deficiencias relevantes" y pide a Grifols que detalle públicamente en un plazo de quince días cuestiones relativas a su ebitda y a la deuda financiera neta a cierre de los ejercicios 2022 y 2023, entre otros. Además, precisa, "debe hacerse un análisis de legalidad completo, que en su caso podría dar lugar, o no, a la incoación de uno o varios expedientes sancionadores".

La CNMV ha publicado dos comunicados: una nota de prensa y un informe de once páginas. El comunicado de prensa ha sido blanco absolviendo de toda culpa a la compañía, basándose en que las cuentas consolidadas están correctas, pero en el informe el regulador detecta "deficiencias relevantes":

1. La parte más importante: "La CNMV considera probable que sea necesario re-expresar la cuenta de pérdidas y ganancias de 2022 y 2023 por el eventual impacto de la revisión de la operación de ImmunoTek, cuando concluya el análisis de este punto".

2. "La CNMV aprecia varias deficiencias relevantes en su conjunto en materia de APMs y desgloses", dice el regulador. Con los APMs se refiere al ebitda y la ratio deuda/ebitda. Justo las ratios donde carga las tintas la firma bajista Gotham. El supervisor advierte que "las conclusiones alcanzadas por la CNMV responden a un análisis extraordinario de una parte de la información financiera, se basan en la información disponible a fecha actual y pueden ser objeto de modificación si apareciese nueva información o si la CNMV realizase un nuevo análisis sobre aspectos distintos, como por ejemplo en una futura revisión anual ordinaria sustantiva de la información financiera".

3. La CNMV concede a Grifols un plazo de quince días para que publique un detalle del ebitda y de las deudas financieras netas, a 31 de diciembre de 2023 y 2022, de aquellas entidades más relevantes donde existan participaciones no controladas, para que "un inversor pueda calcular la ratio de apalancamiento considerando, o excluyendo, el ebitda y la deuda que corresponde a la participación en sus dependientes". El objetivo es que los inversores puedan calcular el apalancamiento de la compañía "considerando o excluyendo el ebitda y la deuda" de las participadas.

4. También pide un ejercicio de transparencia a Grifols para que se comprometa "en un plazo de quince días los compromisos que va a asumir Grifols para adecuar la utilización de las APM en los próximos reportes de información financiera". Hablando en plata, la CNMV pide a la compañía que explique en los próximos informes todo el perímetro de las empresas que tiene alrededor, como la patrimonial de la familia Grifols Scranton o Haema Plasma. Y la CNMV subraya que "las operaciones con otras partes vinculadas que no se desglosaron adecuadamente en las cuentas anuales consolidadas y en el IAGC".

5. La CNMV ha realizado varias actuaciones de supervisión en relación con la conducta de Gotham. "Hasta ahora no ha abordado una evaluación en profundidad de las eventuales responsabilidades que, en su caso, pudieran derivarse de su actuación y sus obligaciones con respecto a la normativa de abuso de mercado, lo cual se dirimirá con posterioridad".

Será cuestión de tiempo que el supervisor nacional emita un veredicto sobre la casa de analistas que dirige Daniel Yu. Cabe recordar que la propia Grifols también se ha querellado contra Yu por, a su entender, difamar a la empresa por intereses económicos.

La CNMV no cierra la puerta a sancionar a Grifols

Según el escrito de conclusiones del supervisor bursátil, aunque estas deficiencias son complejas de evaluar por separado, en conjunto "deben considerarse significativas" porque "han dificultado en algunos ejercicios la capacidad de los inversores de entender adecuadamente la situación financiera, los resultados y los flujos de efectivo".

En un comunicado posterior, el supervisor bursátil explica que, "a fecha actual, no pueden prejuzgarse las eventuales consecuencias sancionadoras para Grifols que, en su caso, pudieran llegar a tener las conclusiones publicadas hoy". "Para ello", precisa la CNMV, "debe hacerse un análisis de legalidad completo, que en su caso podría dar lugar, o no, a la incoación de uno o varios expedientes sancionadores".

No obstante, concluye, "esto no puede determinarse actualmente y es un proceso que puede requerir varios meses".

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud